El ilegal manejo del tribunal electoral

Alberto Aziz Nassif

Se volaron la barda los magistrados del Tribunal Electoral. Decidieron a puerta cerrada, en lo oscurito, pareciera que por consigna, ordenarle al partido gobernante Morena cómo tiene que elegir a sus dirigentes. Lo cual es una aberración jurídica y política en toda la extensión de la palabra. En contra de los estatutos del partido, el Tribunal les ordena que el método para elegir a sus dirigentes (presidencia y secretaria general) tendrá que ser por encuesta abierta.

El VI Congreso Nacional Extraordinario de Morena, del pasado 26 de enero, decidió por mayoría de votos (dicen que prácticamente por aclamación) que la elección de sus dirigentes fuera mediante los mecanismos que establecen sus estatutos, es decir, como se eligen a las direcciones partidistas en todo el mundo, por el voto de sus militantes. Morena emplea el mecanismo de las encuestas para los cargos a puestos de elección popular, pero no para sus dirigentes. Extrañamente el Tribunal Electoral, le da vuelta a estos dos presupuestos, el voto del Congreso y los estatutos del partido, para ordenar que sea mediante una encuesta abierta. El argumento de la sentencia hace mucha piruetas y cae en la clásica trampa de una falacia, es decir, establecer presupuestos válidos para justificar una conclusión tramposa que no está fundada en la ley, sino en ingredientes externos. Dice el Tribunal que la encuesta es un método democrático, que no contraviene a la Constitución y que, por lo tanto, es válido para elegir dirigencias.

Resulta que la queja de dos personas (Alejandro Rojas, senador suplente de Ricardo Monreal, y Jaime Hernández) lleva al Tribunal a hacer otra resolución (JDC- 1573/20219), que contradice el proyecto general (JDC- 12/2020) que fue aprobado con una votación de 6 a 1, y que se debatió en una sesión pública. En ese proyecto se avalan todos los resolutivos del Congreso de Morena, en el cual se eligió como presidente interino a Alfonso Ramírez Cuéllar. Una parte fundamental de lo que decidió el Congreso fue la elección directa y no la encuesta. Pero el Tribunal argumenta que Morena atraviesa por una situación extraordinaria y que, por lo tanto, requiere una salida igual de extraordinaria, una encuesta abierta. Pobrecitos los militantes de Morena que no pueden elegir a sus dirigencias, y que gracias a que hay un tribunal que da garantías, se pueden salvar y no meterse en problemas de una elección interna. Así que será mejor preguntar a todo el país a quién prefieren para dirigir el partido Morena. Además, no se menciona ninguna razón jurídica, y la encuesta sólo será para dos cargos, presidencia y secretaria general.

Estos magistrados le corrigen la plana a los grandes teóricos de la democracia y de los partidos políticos como Michels, Bobbio, Przeworski, Panebianco, Dahl, Duverger, Sartori y muchos otros, porque nunca se imaginaron que en sus planteamientos podían incluir a la encuesta abierta para elegir dirigentes de un partido político. Eso sí ha sido una aportación que tendrá que ser estudiada por las próximas generaciones y quedará a la altura de la representación proporcional, que había sido la última gran innovación en materia de partidos y elecciones.

Resulta preocupante para la democracia mexicana, para la garantía de los derechos políticos, y para la certeza jurídica de un Estado de derecho, como el que se supone que tenemos en México, que un grupito de magistrados, desde una sesión privada, en lo oscurito, hayan violentado la legalidad y obliguen al partido mayoritario del país, a un método de elección de sus dirigentes. Es muy grave. ¿Qué no podrán hacer con otras decisiones menores? Además, como es la última instancia en la materia, no hay nada ni nadie que pueda corregir la errata a la ley, ni siquiera la Judicatura podría intervenir. Esos magistrados, que desde su sillón de privilegio y sus altísimos salarios del presupuesto público (son de los funcionarios mejor pagados en el país) tienen que motivar sus decisiones de acuerdo a la ley, y acaban por ser impunes.

Pobre del país, tan lejos de la justicia y tan cerca del Tribunal Electoral…

Investigador del CIESAS.
@AzizNassif

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios