Se encuentra usted aquí

A cuatro millas y media

En los últimos años el partido se ha convertido ya en el derbi más importante de Londres
A cuatro millas y media
04/09/2019
13:36
-A +A

La distancia entre el Emirates Stadium y el Tottenham Hotspur Stadium es esa, 4,5 millas. La cercanía provoca, al igual que la reacción magnética de acercar dos polos positivos o negativos, un efecto de repulsión entre las mentes de sus respectivas hinchadas.

Londres posee una cantidad de equipos inigualable para otra ciudad, si sumamos que en Inglaterra se juega al fútbol desde hace un par de siglos, las rencillas y las disputas abundan. Caldo de cultivo para los derbis.

Lo más curioso del derbi del norte de Londres es que el Arsenal, originalmente era un club del sur. La capital inglesa en su inmensidad, es partida en dos por el río Támesis.

El curso fluvial separaba dos mundos, la opulencia meridional ante la pobreza de septentrión. Y ahí se crío el Arsenal, rodeado de portuarios, estibadores y gente para los que al norte del Támesis no es que hubiera otra parte de la ciudad es que era otra ciudad, y no era suya.

En 1913 el Arsenal se traslada del sur, desde el Manor Ground en Plumstead a Highbury… a cuatro millas y media del feudo de los spurs, ahí comienza todo.

La llegada del vecino pobre no sentó bien en White Hart Lane; que en una votación para ampliar la First Division en 1919, el Arsenal consiguiera plaza en la máxima categoría –con ciertas sospechas nunca confirmadas de haber comprado dicha votación– relegando a sus vecinos tampoco ayudó para reducir tensiones.

Desde los años 20 del pasado siglo hasta bien entrados los 70, el ya oficialmente instaurado como North London Derby se caracterizó por ser tremendamente duro. Del hooliganismo que se desataba en las calles entre los hinchas gunners y los yids daría para otras 4 o 5 columnas.

En los últimos años el partido se ha convertido ya en el derbi más importante de Londres y rivaliza con otros grandes duelos como el de Liverpool (Merseyside Derby) o el de Manchester (The Battle of Manchester) y ha superado a partidos históricos como el de Birmingham (Second City Derby) y Sheffield (The Steel City Derby).

Lo más curioso es que Highbury y White Hart Lane fueron derruidos. Emirates y Tottenham Hotspur Stadium ocupan el lugar de los históricos estadios y aún así, se construyeron manteniendo la distancia entre unos y otros.

Un claro mensaje de amor – odio. No te vayas muy lejos que no puedo vivir sin ti, no te acerques más que no puedo vivir contigo. Mantengamos nuestra relación a cuatro millas y media.