La doctora Fabiola ha visto las tres caras del Covid-19

Nación 18/12/2020 03:50 Diego Prado y Julio Suárez Actualizada 10:18
Guardando favorito...

La doctora Ramírez se contagia, vence al virus, atiende pacientes y sufre la muerte de su madre

A la doctora Fabiola del Carmen Ramírez le ha tocado conocer todas las caras que puede mostrar el coronavirus. Primero, atendiendo a los pacientes contagiados que buscaban valoración. Después, la enfermedad la alcanzó y tuvo que guardar cuarentena, presentó algunos síntomas, pero fueron leves. Cuando salió de ese capítulo la desgracia tocó a su puerta, su mamá también se infectó de Covid-19, pero ella no pudo ganar la batalla al virus y falleció en agosto pasado.

“Yo ya fui Covid, estuve aislada en mi casa pero con síntomas leves. Tuve una tragedia personal a nivel familiar, mi madre falleció de coronavirus en agosto de este año. Ahora sí, que siendo médico, viviéndolo de cerca, me tocó estar del otro lado, como paciente y como familiar de un enfermo. Viví la tragedia en carne propia”, comenta la especialista que trabaja en el Área de Diagnóstico Externo de Covid en un hospital privado de la colonia Roma.

Como a todos los que han perdido a un familiar durante la pandemia, esta situación le cambió la vida a Fabiola, la volvió más humana: “De por sí hay sensibilidad en los médicos, pero eso me hizo más humana, más sensible y comprensiva ante esta situación”, platica con mirada amable mientras espera la llegada de algún paciente en busca de apoyo para ser atendido.

También lee: Hospitales privados que atienden Covid-19, sin cupo

El trabajo de la doctora Ramírez es valorar a las personas que acuden a la Unidad de Triage Respiratorio. Dependiendo de los síntomas que presenten y los resultados de los estudios valora si el paciente puede volver a su casa medicado a esperar su recuperación o si es necesario que se quede para ser internado. Señala que lo difícil en estos días ha sido tener que decirle a la gente que necesita una cama que ya no hay disponibles.

a6-_enfermera_120955716.jpg
La doctora Ramírez trabaja en el Área de Diagnóstico Externo de Covid.

“El hospital trata de recibir a todos, pero muchas veces ya no es posible porque no hay camas, entonces lo que hacemos es derivarlos a otro hospital con camas disponibles para que no pierdan el tiempo”, responde.

La doctora Ramírez ha notado cómo en estos días el flujo de pacientes contagiados de coronavirus ha aumentado, de hecho, en el hospital que labora, el día de la entrevista no había camas disponibles para recibir enfermos.

“Han venido más pacientes, incluso algunos que afortunadamente no necesitan hospitalización acuden por el pánico mismo que se vive. Por un lado está bien, porque así los valoramos desde los primeros síntomas, platicamos con ellos, los orientamos y los regresamos a casa”, comenta la médico.

También lee: Ampliarán capacidad hospitalaria con mil 400 camas por Covid-19 en CDMX

La actitud de la doctora Fabiola es de admirar. A pesar de las jornadas exhaustivas, de la pesadez que vive al tener que usar el traje que la protege pero que al mismo tiempo le impide por horas tomar agua, comer y hasta ir al baño, sólo se enfoca en poder ayudar a sus pacientes.

“La fatiga emocional es mucha, pero lo que nos mantiene firmes es nuestra vocación y el amor por los humanos, por la salud de la gente. Es un reto tremendo el que estamos viviendo, pero vamos a salir de esta primero Dios”, son las palabras de la doctora que inmediatamente regresa a su puesto para seguir enfrentando desde su trinchera al letal virus.

Comentarios