Cárteles recrudecen violencia en Jalisco

Cárteles buscan hacerse del Corredor del Pacífico, según autoridades; la manzana de la discordia, dicen, es Puerto Vallarta. El de Sinaloa se suma a disputa

Cárteles recrudecen violencia en Jalisco
En 2018 estudiantes de cine fueron asesinados en Tonalá, Jalisco, por miembros del Cártel Jalisco Nueva Generación porque, según investigaciones, fueron confundidos con integrantes del Cártel Nueva Plaza Guadalajara. Foto: Archivo/ El Universal.
Nación 16/05/2021 03:13 Manuel Espino Actualizada 06:21
Guardando favorito...

El secuestro y asesinato de los hermanos Ana Karen, Luis Ángel y Jorge Alberto González Moreno en Jalisco evidenció la disputa que desde 2017 mantiene el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) con su escisión Cártel Nueva Plaza Guadalajara por el control de la zona metropolitana de Guadalajara.

Una de las líneas de investigación que sigue el fiscal del estado, Octavio Solís Gómez, sobre lo ocurrido a los jóvenes es que habrían sido confundidos por un grupo del crimen organizado, que los levantó y los mató creyendo que eran rivales o agentes encubiertos del gobierno federal.

Lo anterior, en un caso similar al de los estudiantes de cine, Javier Salomón Aceves, Jesús Daniel Díaz y Marco Antonio Ávalos, en 2018, quienes fueron asesinados en Tonalá luego de que una célula del CJNG los confundiera con miembros del Cártel Nueva Plaza Guadalajara, según concluyó la fiscalía estatal en la investigación sobre estos hechos que conmocionaron al país.

Leer también: Así fue la desaparición y asesinato de los 3 estudiantes

En este marco salió a relucir el Cártel Nueva Plaza Guadalajara, cuyo fundador, Carlos Enrique Sánchez Martínez, El Cholo, fue asesinado por el CJNG apenas en marzo pasado y su cuerpo fue abandonado en una plaza pública de Tlaquepaque, envuelto en bolsas negras y con el mensaje: “Traidor”.

El Cholo fue uno de los operadores más cercanos del líder del Cártel Jalisco, el michoacano Nemesio Oseguera Cervantes, El Mencho, quien habría ordenado su asesinato.

La relación de estos dos se rompió el 10 de marzo de 2017, cuando El Cholo acudió a un centro comercial de Puerto Vallarta, en donde había quedado de verse con El Mencho, el cual nunca llegó; en su lugar fue un sujeto conocido como El Colombiano, identificado como operador financiero del CJNG. Y ahí ocurrió una balacera en la que muere el enviado de Oseguera Cervantes, según información de la fiscalía.

Leer también: "El Mencho", del CJNG, entrega regalos de día de las madres en Jalisco

Tras este hecho, El Cholo dejó de pertenecer al CJNG y le declaró la guerra a su exjefe, con el Cártel Nueva Plaza Guadalajara, en alianza con Martín Arzola Ortega, alias El 53 o El Negro, fundador del CJNG y el grupo de sicarios denominado Los Deltas, por el control territorial de la zona metropolitana de la capital de Jalisco.

Desde entonces inició la escalada de violencia en la entidad, en la que se han registrado diversos hechos, como el asesinato de 11 personas en Tonalá y el hallazgo de fosas con cuerpos en Tonalá, Tlaquepaque, Tlajomulco y Zapopan.

La lucha por Guadalajara

De acuerdo con las estadísticas del Sistema Nacional de Seguridad Pública, Jalisco ocupa el tercer lugar con 668 víctimas de homicidio doloso en el primer trimestre del año, y Guadalajara, la capital, se encuentra en el quinto sitio de los 15 municipios más violentos de atención prioritaria.

Autoridades federales consultadas aseguran que el CJNG y Nueva Plaza se disputan el control de las actividades ilícitas en los municipios de Tonalá, Guadalajara, San Pedro Tlaquepaque, Tlajomulco de Zúñiga y Zapopan.

Según las fuentes, a las filas de Nueva Plaza, que tiene su centro de operaciones en Zapopan, se habría sumado Erick Valencia Salazar, El 85, tras salir de prisión en 2017. Su detención en 2012 la atribuyó a una traición de su exsocio Oseguera Cervantes para hacerse del control total del Cártel Jalisco Nueva Generación.

Leer también: Ataca CJNG a fuerzas federales en Aguililla; reportan 3 muertos

Luego de la muerte de Sánchez Martínez, las autoridades federales y estatales ven a Valencia Salazar como el nuevo líder del Cártel Nueva Plaza Guadalajara, que con el apoyo del Cártel de Sinaloa, está en plena guerra contra el CJNG en Jalisco, Colima, Nayarit y Michoacán, entidades del Corredor del Pacífico por donde llegan los precursores químicos para la elaboración de drogas sintéticas enviadas a Estados Unidos.

Por otro lado, Puerto Vallarta, Jalisco, es ahora la “manzana de la discordia” entre el Cártel Jalisco Nueva Generación y el Cártel de Sinaloa, de acuerdo con investigaciones ministeriales.

Recientemente, la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC, por sus siglas en inglés), del Departamento del Tesoro de Estados Unidos, declaró al centro turístico como el bastión de operaciones de Gonzalo Mendoza Gaytán, El Rey Sapo, jefe de plaza del CJNG, mismo a quien el Centro Nacional de Inteligencia (CNI) de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana considera el sucesor de El Mencho.

Leer también: Tecate, la nueva base operativa del crimen

El año pasado fueron asesinados el empresario guanajuatense Felipe Tomé y el exgobernador de Jalisco, Aristóteles Sandoval, al parecer por presuntos integrantes del Cártel Jalisco Nueva Generación.

Las autoridades de Estados Unidos aseguran que empresas asentadas en Puerto Vallarta, dirigidas por Carlos Rivera La Firma y Francisco Gudiño La Gallina brindan apoyo tecnológico y financiero al CJNG para cometer atentados contra funcionarios y políticos que les son adversos.

Guardando favorito...

Recomendamos

Comentarios