Narcos mexicanos, por el control total en metanfetaminas

Expertos ven expansión en Europa y temen que dentro de poco también busquen clientes para el fentanilo

Narcos mexicanos, por el control total en metanfetaminas
Alexis Goosdeel, director del Observatorio Europeo de las Drogas y Toxicomanías (OEDT), advierte de la cooperación entre cárteles mexicanos y criminales europeos. Foto: Especial
Mundo 24/05/2022 02:00 Inder Bugarin / Corresponsal Actualizada 02:01
Guardando favorito...

Bruselas. La presencia de “cocineros” mexicanos en laboratorios clandestinos en Bélgica y Holanda es interpretada por las agencias de seguridad europeas como un eslabón más de un rompecabezas en el que los cárteles estarían buscando apoderarse del mercado global de metanfetamina.   

“Esto parece ser una confirmación del análisis que nos comunicó la DEA [Agencia Antidrogas de Estados Unidos] hace dos o tres años, de que aparentemente hay un objetivo de los cárteles mexicanos para alcanzar un control a nivel global del tráfico de metanfetamina, producción y venta”, dijo a EL UNIVERSAL Alexis Goosdeel, director del Observatorio Europeo de las Drogas y Toxicomanías (OEDT).  

“Todavía no es el caso de Europa, pero es significativa la estrecha cooperación entre grupos criminales organizados de México, Holanda y de otros países”.  

Leer más:  Sube polémica por Cumbre de las Américas y ahora EU manda invitación... a España

Las organizaciones criminales europeas estarían alquilando los servicios de los cárteles mexicanos para desarrollar procesos de producción a escala industrial aprovechando la infraestructura existente en suelo europeo.  

“Lo que los hace especiales es la experiencia de los cárteles mexicanos para la producción de metanfetamina, que originalmente ha sido destinada a Estados Unidos”, sostiene Goosdeel.  

“Tienen los expertos para manejar y controlar los procesos químicos, así como la capacidad para enviarlos (a los cocineros) a otras partes del mundo”.  

Las autoridades holandesas desmantelaron cinco laboratorios de producción de metanfetamina de cristal con presencia mexicana en 2019, mientras que al año siguiente fueron nueve.  

El titular de la agencia con sede en Lisboa, afirma que la producción a escala industrial, en complicidad con organizaciones mexicanas, está cambiando los patrones de consumo en Europa.  

Afirma que están creando un mercado que antes no existía. El consumo de metanfetamina se ha concentrado históricamente en República Checa y Eslovaquia, pero parece extenderse hacia Bélgica, Chipre, Alemania, España, Turquía, Letonia y las prósperas naciones nórdicas.  
“El peligro está allí, productos de alta pureza y una presión del mercado para encontrar más clientes y para que los consumidores la usen más”.  

Otro fenómeno preocupante es la transferencia del proceso de producción de cocaína de Sudamérica hacia Europa, existe la tendencia de acercar el producto al consumidor. De acuerdo con el análisis elaborado por Europol conjuntamente con el OEDT, en este rubro igualmente hay participación del narco mexicano.  

La droga está llegando en forma de pasta para ser sustraída en laboratorios clandestinos, esto está provocando un aumento de la disponibilidad y de la pureza.  

“Es un desafío muy grande porque hoy en día no hemos encontrado la cocaína base a través de las incautaciones, ha sido a través del descubrimiento de laboratorios de extracción secundaria”.  

Leer más: Transmisión de viruela del mono "puede detenerse en países no endémicos, se puede controlar": OMS

Supone además un problema adicional, el proceso químico no solo está poniendo a circular en el mercado cocaína con un nivel de pureza equivalente al 98%, con los residuos se está produciendo además un tipo de crack altamente peligroso y adictivo. Igualmente preocupa la posibilidad de que aparezcan en el mercado de nuevos productos de cocaína fumables.   

Entre 2018 y 2020, Holanda desmanteló 45 laboratorios de extracción secundaria de cocaína, de los cuales 10 tenían la capacidad de producir entre 100 y 200 kilogramos de cocaína al día.   

El mercado europeo es altamente atractivo para toda organización delictiva. El negocio de la cocaína al por menor está estimado en 10 mil 500 millones de euros. Aproximadamente 3.5 millones de europeos de 15 a 64 años de edad la han consumido en el último año y 14 millones alguna vez en su vida.  Su consumo se concentra en el sur y el oeste, aunque parece extenderse hacia el este.  

En entrevista con este diario, Catherine De Bolle, directora ejecutiva de Europol, afirma que todas las evidencias recabadas por los servicios policiacos confirman algo que resulta innegable: “el narco mexicano ocupa un espacio en territorio europeo”.  

“Todo esto nos dice que hay un claro nexo entre organizaciones de la droga europeas y grupos criminales mexicanos y que están trabajando conjuntamente“, dice en una conversación realizada en el complejo conocido como Résidence Palace.   

“También que los grupos criminales organizados europeos necesitan a los expertos químicos de México para que les enseñen (como hacer la droga) en los laboratorios; es una tendencia preocupante”.  

No descarta la posibilidad de que al negocio de la cocaína y metanfetamina, próximamente los mexicanos quieran añadir el del fentanilo.   

Los criminales mexicanos son reconocidos en este rubro; son responsables de contribuir a la epidemia que se vive en Estados Unidos, cuyo origen tiene que ver con la prescripción abusiva de medicamentos contra el dolor.  

“El fentanilo todavía no está disponible en suelo europeo, pero los químicos (mexicanos) son responsables de la producción en Norteamérica, y eso nos preocupa”.  

Para la antigua jefa de la Policía Federal de Bélgica, el problema no solo viene de México, también de la UE, tanto por la alta demanda de drogas como por el reconocimiento de los delincuentes europeos del nivel de conocimiento de sus contrapartes mexicanas.  

“El crimen organizado es flexible y global, y los grupos delictivos están buscando a la gente que se ajusta a sus necesidades; los grupos criminales mexicanos lo están haciendo en la producción local de metanfetamina”.  

Las investigaciones, continúa, han mostrado además la relevancia que están teniendo en el negocio de las drogas los brokers o intermediarios, actores criminales que se encargan de poner en contacto a la gente indicada para una actividad delictiva en específico.  
“Estas personas analizan la situación en su espacio delictivo en busca de las personas indicadas, en este caso químicos (mexicanos) para luego traerlos a los laboratorios de la UE”.  

Recuerda que uno de los últimos laboratorios descubiertos con sello mexicano registró una explosión que resultó en un muerto y dos heridos.     

Sostuvo que a diferencia de Colombia, Brasil y Perú, con México no hay un acuerdo de cooperación a nivel operativo, solo hay intercambios en casos puntuales. Aunque hay interés por expandir la red de colaboración en Centroamérica y Norteamérica, incluyendo México.  

Aseguró que lo más importante en la lucha contra la delincuencia trasnacional es el intercambio de información. Por ejemplo en Bogotá las autoridades están trabajando en una unidad que permitirá a Europol tener acceso a información en tiempo real sobre posibles actividades trasatlánticas. Este modelo de trabajo, indicó, puede ser aplicado a la cooperación con México.  

 

Suscríbete aquí para recibir directo en tu correo nuestras newsletters sobre noticias del día, opinión, opciones para el fin de semana, Qatar 2022 y muchas opciones más.

Comentarios