Diputadas acusan maltratos y dejan al PT

Cansadas de “las groserías y malos tratos” por parte de la coordinadora del Partido del Trabajo (PT) en el Congreso de la CDMX, Circe Camacho Bastida, las diputadas locales Leonor Gómez Otegui y Lizette Clavel Sánchez decidieron separarse de ese partido para convertirse en independientes.

Metrópoli 15/07/2020 01:06 Héctor Cruz Actualizada 01:06

[email protected]

Cansadas de “las groserías y malos tratos” por parte de la coordinadora del Partido del Trabajo (PT) en el Congreso de la CDMX, Circe Camacho Bastida, las diputadas locales Leonor Gómez Otegui y Lizette Clavel Sánchez decidieron separarse de ese partido para convertirse en independientes.

Lo mismo ocurrió con Teresa Ramos Arreola, quien renunció al Partido Verde Ecologista de México (PVEM) por diferencias “irreconciliables” con su coordinadora, Alessandra Rojo de la Vega Píccolo.

Sin embargo, sólo Gómez Otegui y Ramos Arreola notificaron por escrito a la presidenta de la Mesa Directiva, Isabela Rosales Herrera (Morena), mientras que Clavel Sánchez lo hizo de palabra, con el compromiso que en las próximas horas lo hará por escrito.

De allí que ambas legisladoras incluyeron, de último momento, sus puntos de acuerdo cuando estaba por terminar la conferencia legislativa de este martes, donde informaron, por escrito, su determinación, lo cual será leído este miércoles durante la sesión de la Comisión Permanente.

En entrevista con EL UNIVERSAL, Gómez Otegui reveló que en dos cuartillas explicó ampliamente el motivo de separarse del PT, “porque ya no estoy dispuesta a tolerar más las groserías por parte de la coordinadora del grupo parlamentario”, señaló.

Adelantó que la misma determinación la tomará en las próximas horas su compañera Lizette Clavel, “debido a que la coordinadora [Circe Camacho] nos trata como si fuéramos sus empleadas y no compañeras diputadas. Hemos llegado a nuestro límite y ya no estamos dispuestas a tolerar sus majaderías”, afirmó.

En la misiva, aclaró que decidió continuar su trabajo como independiente.

Mientras tanto, por diferencias “irreconciliables” con la coordinadora del PVEM, ayer por la tarde también renunció a ese partido la diputada local Teresa Ramos Arreola.

Con ello, ese partido podría perder su posición como grupo parlamentario del Congreso local, ya que sólo quedaría Alessandra Rojo de la Vega Píccolo.

Comentarios