Luchan o lucharon contra la bipolaridad

En las últimas dos semanas, el rapero y esposo de Kim Kardashian, Kanye West, estuvo muy activo en Twitter, posteando algunas cosas sin pies ni cabeza, y otras muy privadas como para subirlas a una red social.

Espectáculos 28/07/2020 02:10 Actualizada 02:33
Guardando favorito...

En las últimas dos semanas, el rapero y esposo de Kim Kardashian, Kanye West, estuvo muy activo en Twitter, posteando algunas cosas sin pies ni cabeza, y otras muy privadas como para subirlas a una red social.

Entre otras muchas cosas, se quejó del shooting para Playboy de su esposa, asegurando que sus hijas jamás harían algo así; dijo que hace dos años que se quiere divorciar de Kim; que Kim y su madre, Kris Jenner, habían ido por él para encerrarlo en una institución, y más, y más, y más.

Y aunque esos tuits ya fueron eliminados del Twitter del artista y él le pidió una disculpa pública a su esposa a través de la misma red, los tuiteros no perdonan y quedaron guardados para la posteridad.

No es la primera vez que algo así le sucede a Kanye, quien ya hace algún tiempo reveló que padece de trastorno bipolar. Tampoco es el único famoso que ha tenido que lidiar con este problema, que puede controlarse pero que sí puede interferir con la calidad de vida de quien lo padece. Aquí, otros famosas que lucharon, o siguen luchando, con este problema de salud mental.

Y en el tutorial, la mejor alternativa para un Zoom.

Recuerda que Gurú puede resolver todas tus dudas sobre moda y estilo, escribe a [email protected], o haz tu consulta en Twitter o en Facebook, en Gurú del Estilo con el logo del ganchito (¡danos Me gusta y Seguir!), además de encontrar muchas otras sorpresas como red carpets, muchas fotos y tips.

Kanye West

Dos meses después del lanzamiento de su álbum YE, en el que confirmó su bipolaridad, llamándola su “súperpoder”, Kanye dio una entrevista a Jimmy Kimmel en su programa en el que reveló más de su problema de salud
mental.

“Traté deliberadamente de estar tranquilo para esta entrevista, lo que no sucedió con la de TMZ”, dijo al conductor, hablando de su explosiva entrevista en mayo de 2018 con el sitio web de chismes del espectáculo en la que, entre otras muchas cosas, sugirió que “la esclavitud es una elección personal”.

West incluso dijo a Kimmel que en cierta forma había sido bueno que la gente lo viera así en TMZ “porque así pudieron ver a una persona en estado alterado”, y añadió que hay personas a las que los ataques de la enfermedad los deprimen, pero que en su caso lo hacen hiperactivo y soltar ese tipo de cosas “como desde una torreta”.

En su último episodio, hace unos días, Kanye estuvo posteando comentarios —mucho más— negativos acerca de su esposa en Twitter, después de decir en público, durante su primer rally como candidato a la presidencia de Estados Unidos, en Carolina del Sur, que él quería que Kim abortara a su hija mayor, North y que ella se había negado, de acuerdo con Fox News.

Hasta ahora, el resultado ha sido que los tuits fueron borrados.

Kim posteó en Instagram diciendo que el desorden bipolar —claramente indicando que se trataba de un episodio debido a la enfermedad— es “complicado, doloroso y difícil de entender” y Kanye se disculpó públicamente con ella en Twitter, “por tratar un asunto privado en público”. Pero no sabemos si éste será el capítulo final de este episodio...

2) Mariah Carey

A Mariah le tomó casi dos décadas llegar a un punto en el que se sintiera cómoda hablando de su bipolaridad, con la que fue diagnosticada en 2001.

“No quería creerlo”, dijo a la revista People, acerca de su primer diagnóstico.

Después de unos años complicados, se decidió a recibir tratamiento.

“Hasta hace poco vivía en la negación, aislada y con el miedo constante de que alguien revelara el secreto”, dijo a la publicación. “Era una carga muy pesada y sencillamente ya no podía con ella. Busqué y recibí tratamiento, me rodeé de personas positivas y regresé a hacer lo que amo, escribir canciones y hacer música”, finalizó.

3) Catherine Zeta-Jones

La lucha de Catherine con la bipolaridad salió a la luz justo cuando su esposo, Michael Douglas, estaba concluyendo su tratamiento contra el cáncer de garganta en etapa 4 que padeció. Fue un momento duro, pero a Zeta-Jones le dio claridad sobre lo que padecía.

“Cuando supe que tenía un nombre, me puse feliz”, dijo a la revista Good Housekeeping.

“Lo mejor que me pudo pasar fue saber que mis emociones correspondían a un problema específico y que un profesional podría ayudarme con los síntomas. Fue muy liberador. Hay momentos muy felices y otros muy, muy bajos. Mi meta es estar consistentemente en el medio”, dijo también a la publicación.

4) Carrie Fisher

Carrie, la adorada princesa Leia de la saga de Star wars, quien falleció en 2016 de un paro cardíaco, fue diagnosticada con trastorno bipolar a los 29 años, después de una sobredosis de drogas que casi le cuesta la vida. Más o menos el 60% de los diagnosticados con desorden bipolar abusan de las drogas o el alcohol en algún momento, de acuerdo con la revista Quartz, pues según lo reveló la propia actriz, estas sustancias los hacen sentir “más contenidos”.

Cuando los médicos le dijeron que la raíz de su problema con las drogas era una enfermedad mental tratable, inicialmente se rehusó a creerlo: “Pensé que me decían que era maníaco-depresiva para hacerme sentir mejor acerca de mi adicción a las drogas”, dijo a la periodista Diane Sawyer en el 2000.

Sin embargo, con el tiempo se convirtió en una de las voceras más visibles y honestas de la bipolaridad. Hablaba frecuentemente de los síntomas, de sus medicamentos y de los efectos y consecuencias de la enfermedad.

“Una fase maníaca no es predecible, la última vez que tuve una, me trasquilé el pelo, me hice un tatuaje, y me quise convertir al judaísmo”, dijo en una entrevista con el diario USA Today.

5) Demi Lovato

Demi fue diagnosticada con desorden bipolar en 2016, cuando tenía 22 años, después de una estancia en una institución de rehabilitación. Durante mucho tiempo, vivió con el diagnóstico equivocado de depresión.

En la actualidad, se ha convertido en una activa vocera de quienes viven con una enfermedad mental.

“Recuerdo haberme sentado con mi mánager y mi familia, sobre si debía o no hablar sobre los problemas que estaba atravesando”, dijo Demi a la revista Women’s Health, en 2015.

“Sabía que tenía dos opciones, no hablar sobre que acababa de estar en rehabilitación y esperar a que se olvidara, o podía hablar del tema e inspirar a otros con los mismos problemas a buscar ayuda, y eso es exactamente lo que hice”, concluyó.

Gurú:

¿Qué me recomiendas que me ponga para mis juntas en Zoom? ¿qué es lo más adecuado?

Lara

Hola,Lara:

Todos hemos escuchado las historias de terror y hemos visto los videos de gente muy vestidita de la cintura para arriba que accidentalmente deja ver que por debajo, ehmmm, digamos que no se terminó de vestir. Por supuesto, esto es el número uno de lo que tenemos que evitar. Aunque estés hiperconsciente y cuidándote de no revelar accidentalmente el pantalón de tu pijama, todos podemos sufrir un accidente o vernos forzados a ponernos de pie, revelando nuestro atuendo “parchado”.

Por otra parte, nadie espera que para trabajar en tu casa, te pongas tacones de 15 centímetros, ni prendas de diseñador, a menos que tengas una presentación súper importante. Maquillaje discreto, bien peinada, una camisa bonita (mejor que no sea camiseta) y jeans o pantalones es ideal. No es necesario ir más allá de eso, a menos que tus jefes sean súper formales y exijan los mismo en sus empleados, ya que los códigos no cambian aunque sea por la vía remota.

Besos de Gurú, XOXO

Guardando favorito...

Noticias según tus intereses

Comentarios