Suscríbete

Anaya, apuntado al 2018

Katia D'Artigues

“Desde que recuerdo haber empezado a pensar a qué me quería dedicar, tuve bastante claridad que me quería dedicar a la política. ¿Cuál puede ser la mayor aspiración? Ser presidente de México. ¿A quién no le gustaría? Pero no soy una persona que tenga obsesiones”, esto dijo Ricardo Anaya en octubre de 2014, en una entrevista que le hice.

Bueno, pues parece que este deseo expresado cuando era interino del PAN podría volverse realidad (aunque sin duda se le criticará el uso personal que ha dado a spots del PAN y el hecho de que no podría ser juez y parte de un proceso, el síndrome Roberto Madrazo) para 2018.

Al menos es lo que se lee y presumen en el PAN tras la lectura de la Primera Encuesta Nacional de Opinión Ciudadana 2016 de GEA-ISA de marzo de este año (una larga encuesta que mide lo mismo percepción de gobierno, estado de ánimo y claro, posibles candidatos a la Presidencia de México y también de EU).

Sorpresa, sorpresa (o no tanta). A Ricardo Anaya no le va nada mal en las mediciones frente a Margarita Zavala y ya dejó en un muy lejano tercer lugar a Rafael Moreno Valle.

Destacan que en la percepción de adjetivos como “cercano”, “honrado”, “preparado”, “cumple”, “mejor líder”, y hasta “experiencia”, ya va arriba que Zavala y que careado con AMLO y Osorio tiene menos desventaja.

A nivel de conocimiento ella sigue arriba por 5 puntos, pero él ha crecido. En la opinión positiva están empatados y hasta le gana en menos opinión negativa. Se estiró de 3 a 18 puntos entre noviembre de 2015 y marzo de 2016.

Eso sí, no ha dicho claramente que quiere ser Presidente y eso cambia mucho las cosas porque se le verá diferente y habrá que esperar los resultados del PAN en este año en el que están en juego 12 gubernaturas, y en total mil 365 puestos de elección popular.

Por cierto, en esta encuesta el rival a vencer, por mucho, es Andrés Manuel López Obrador y el mejor posicionado en el PRI es, en muchos casos, Eruviel Ávila (sí, más que Miguel Ángel Osorio). Cosa, sin duda, muy interesante.

Ahora mal, una encuesta no hace verano. Habrá que ver si en futuras mediciones, de otras empresas, ésta es una tendencia. Hasta ahora no lo ha sido. Y también medir la posibilidad de que Zavala esté en la boleta, sí, pero no necesariamente con el PAN (que es una posibilidad). Los datos de otras encuestas, en la edición online.

 

Previo a los días de asueto, en el Senado están ahora en el estira y afloja sobre la forma en que debatirán las leyes del Sistema Nacional Anticorrupción en este periodo de sesiones que termina el 30 de abril.

Hay ya un dictamen hecho por el PRI-Partido Verde que no convence a nadie y que fue elaborado por Pablo Escudero, presidente de la comisión anticorrupción.

Tanto PRD como PAN criticaron que en el borrador que planteará el PRI-PV, se contempla que funcionarios presenten solamente su declaración patrimonial y de interés, no así la fiscal. Será una de las luchas so pretexto del secreto fiduciario. Lo quieren descafeinar a 2de3.

Tampoco convence que la Secretaría de Control Interno (que sustituirá a la Secretaría de la Función Pública) estaría bajo el control, valga la expresión, del Presidente de la República.

Lo bueno es que ya llegó al Senado la segunda iniciativa ciudadana, la #Ley3de3: se logró, por mucho, juntar las firmas necesarias. Se necesitaban al menos 120 mil y hay 309 mil 476.

Es una ley que no sólo habla de las declaraciones, sino que tipifica claramente tipos de corrupción, entre muchas otras cosas.

Me quedo con las declaraciones de dos de los principales promotores de esta iniciativa. Por un lado Juan Pardinas, anticipando que “vamos por la otra mitad de esta carrera”, y de Eduardo Bojórquez, representante de Transparencia Mexicana, “estamos al final de un largo invierno y en los albores de la primavera mexicana”.

 

Carmen Aristegui sacudió las redes sociales el miércoles pasado. Subió un video para referirse al primer aniversario de su salida de MVS Radio; anuncia que regresará.

—Si la radio mexicana no nos quiere, y la tele abierta, menos, ¿qué hacemos? Pues vamos a construir un espacio. Ya sabemos que no será asunto sencillo.

Sin tele y sin radio la apuesta que le queda a Aristegui y su equipo es internet. Interesante y retador que logren hacer, también, un proyecto viable económicamente.

Apenas esta semana se dio a conocer la Encuesta Nacional sobre disponibilidad y uso de tecnologías de la información en los hogares. ¿Qué mercado podría abarcar Aristegui? De acuerdo con este estudio, 62 millones 400 mil personas, que representan el 57.4 por ciento de la población total, usan internet. En el 39.2 por ciento de todas las casas que hay en México tiene acceso a Internet.

En diciembre pasado, Carlos Slim dijo que en el país había 70 millones de mexicanos con acceso a Internet vía teléfonos celulares.

En México, periodistas como Pedro Ferriz de Con y José Gutiérrez Vivó han intentado esta alternativa sin muchos resultados. ¿Será el proyecto de Aristegui diferente? Ojalá que sí. Mucha suerte.

 

En Brasil, la presidenta Dilma Rousseff y el ex presidente Luiz Inacio Lula da Silva están bailando una samba política que podría tirarlos.

Recordará que hace unos días, Lula fue detenido e interrogado por escándalos de corrupción en Petrobras y presunto enriquecimiento ilícito. Él se dijo inocente, al grado de que prometió que buscaría de nuevo la candidatura presidencial en el 2018.

La población protestó como nunca contra los escándaloa de corrupción en el gobierno de Rousseff.

¿Cómo reaccionó ella? Nombró a su antecesor como Ministro de la Casa Civil, su brazo derecho en el gobierno. Cargo que, importante decirlo, tiene fuero.

Todo iba bien hasta que un Juez ordenó la suspensión de dicho nombramiento, porque podría ser en perjuicio del poder judicial.

Le decía al inicio de la columna que una encuesta no hace verano para Ricardo Anaya; habrá que ver. Aquí datos de otras.

En noviembre del año pasado, El Universal dio a conocer una encuesta, de Buendía & Laredo, en la cual, el puntero era AMLO, con 33% de buena opinión; el segundo Mancera, con 18% y Zavala, con 20 por ciento. Ricardo Anaya estaba hasta el noveno sitio, con 7%. Entre los panistas Zavala tenía 36% de aprobación y Anaya el 12.

El pasado 7 de marzo, dio a conocer otra encuesta. Puntea AMLO con 36% de buena opinión. Le sigue Chong, con 22% y Mancera, con 21. Margarita Zavala está en el cuarto lugar con 24. En el sitio 11 se ubica Ricardo Anaya, con 5 por ciento de buena opinión.

En torno a la votación para candidatos a la presidencia, si en ese momento fueran las elecciones, ganaba Margarita Zavala, con el 24 por ciento, seguida de Miguel Ángel Osorio Chong, con 23. AMLO con 20 por ciento y Mancera en cuarto sitio con 7 por ciento.

En diciembre pasado, Reforma publicó su encuesta. En la opinión de “ciudadanos”, en primer lugar estaba AMLO, con 35 por ciento, empatado con Margarita Zavala. En tercer lugar, Osorio Chong con el 30 por ciento. Hasta el noveno lugar se coló Ricardo Anaya, con 16 por ciento. En el voto entre “líderes” los resultados eran los siguientes: Margarita Zavala, con el 54 por ciento; José Antonio Meade, con 38 por ciento; Manuel Clouthier, con el 37 por ciento. En cuarto sitio El Bronco, con 36 por ciento. En el octavo sitio estaba Ricardo Anaya con 22 por ciento.

En febrero pasado, El Financiero dio a conocer su encuesta: AMLO con el 37% de percepción favorable, seguido de Miguel Ángel Mancera con 27 por ciento. Osorio Chong, con el 25 por ciento en tercer sitio. En cuarto lugar, con el 23 por ciento, Margarita Zavala. En el sexto lugar aparece Ricardo Anaya, con 14 por ciento.

TEMAS RELACIONADOS

Comentarios