"Atenco y Tlatlaya, temas pendientes"

Firman convenio para integrar el Programa Estatal de Derechos Humanos. Preocupan la tortura, atención a migrantes y la desaparición forzada

El tema de los migrantes a partir de las políticas que se tienen en Centroamérica para atender la problemática, entre los objetivos (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
Metrópoli 19/11/2015 00:48 Ma. Teresa Montaño Toluca, Méx. Actualizada 09:25
Guardando favorito...

[email protected]

Los casos de Tlatlaya y Atenco son parte de la agenda del gobierno del Estado de México en materia de derechos humanos.

El caso de lo ocurrido en San Pedro Limón, donde 22 personas murieron a manos del Ejército Mexicano, es una prioridad a resolver del Estado, refirió el secretario general de gobierno, José Manzur Quiroga, durante la firma de un convenio con diversas instancias para integrar el Programa Estatal de Derechos Humanos.

Durante una firma del acuerdo, se informó que el citado programa, para cuya integración participarán el Poder Legislativo, el Judicial y la Universidad Autónoma del Estado de México (UAEM), se informó que el proyecto abarcará temas como tortura por parte de cuerpos policiacos, migrantes y desaparición forzada.

Ante la presencia de Roberto Campa Cifrían, subsecretario de derechos humanos de la Secretaría de Gobernación (Segob), Manzur Quiroga dijo que el gobierno mexiquense tiene “plena conciencia de los desafíos que enfrenta” en esta materia y se realiza lo necesario para garantizar el respeto a la dignidad humana, una mayor cultura de paz y mejores condiciones de vida para todos.

El funcionario refirió que el programa alineará los objetivos y estrategias estatales con el proyecto nacional y que partirá de un diagnóstico, información y la colaboración de la sociedad civil, la ciudadanía y la academia, con el fin de hacer compatibles las diversas perspectivas.

Posteriormente en entrevista, el director de derechos humanos de Segob reconoció que México tiene cinco pendientes en materia de derechos humanos: la práctica de la tortura en las corporaciones policiacas y ministeriales; la desaparición forzada desde la atención a las familias y el tema de la búsqueda; el uso legítimo de la fuerza por parte de las corporaciones policiacas (para que se de en el marco del respeto a las garantías individuales); como cuarto, el de los defensores y periodistas.

El quinto punto, dijo, es el tema de los migrantes a partir de las políticas que se tienen en Centroamérica para atender este tema y evitar abusos.

En entrevista posterior a la firma de acuerdos, el funcionario federal señaló que la integración de Programas Estatales en Derechos Humanos será un avance importante a nivel internacional, pues en ningún otro país se tiene un referente de este tipo, sino que se trata de programas nacionales.

Por su parte, el secretario general de gobierno, José Manzur Quiroga, señaló que uno de los pendientes que está atendiendo el gobierno estatal es el del caso Tlatlaya, mientras que sobre Atenco se continúa trabajando y ambos serán integrados en el marco del Plan Estatal de Derechos Humanos cuya organización arrancó formalmente este miércoles.

Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses

Comentarios