23 | FEB | 2019
Archivo/EL UNIVERSAL

Veracruz está en emergencia financiera: Yunes

12/12/2016
14:09
Edgar Ávila / Corresponsal
Veracruz
-A +A
El gobernador Miguel Ángel Yunes reveló que la deuda bancaria se duplicó de 25 mil millones a 42 mil millones en seis años; busca renegociar con bancos

El gobernador de Veracruz, el panista Miguel Ángel Yunes Linares declaró en “emergencia financiera” a Veracruz y denunció que existen indicios de corrupción entre ex funcionarios y directivos de instituciones bancarias y financieras por la contratación de créditos  

“Anuncio que Veracruz se declara en emergencia financiera y en consecuencia hago un llamado al pueblo de Veracruz a la comprensión y solidaridad ante difíciles medidas y segundo demando al gobierno federal respuesta positiva de encontrar soluciones a esta inédita crisis derivada de hechos delictivos."

En conferencia de prensa, el Ejecutivo Estatal anunció que se renegociará la deuda con instituciones bancarias y  financieras y aunque garantizó el pago de sus compromisos–advirtió- que “siempre y cuando se valore posibilidad de quita, se ajusten tasas de interés y se convengan pagos a partir de enero a un plazo de seis años”.

En ese sentido, alertó a los bancos e instituciones financieras que se renegociará la deuda y se mejorarán condiciones, aunque insistió que “se respetaran compromisos siempre y cuando no generan un asunto insostenible para el Estado”.

El mandatario, quien llegó al poder en una alianza con el PAN-PRD, reveló que no cuentan con los recursos financieros necesarios para hacer frente a los pagos de fin de año, que incluyen salarios y prestaciones como el aguinaldo.

“Garantizo a trabajadores del estado y pensionados que cumpliremos con nuestros compromisos, convendré con sus representantes un programa que nos permita pagar su sueldos y prestaciones y mantener operando seguridad pùblica, apoyos alimentarios…”, afirmó.

Aseguró que cumplirán compromisos con proveedores pero con calendario de pagos y la comprobación de que se ofreció un bien y servicio, y sentenció que aquellos que pretendan cobrar algo que no se entregó al gobierno serán denunciados penalmente.

“Debo informar que la crisis financiera del gobierno del estado tienen dimensiones que superan todo lo imaginable (…) el monto del enorme hueco financiero que afecta a Veracruz como consecuencia de la corrupción, la falta de planeación y desorden administrativo llevaron a Veracruz a una crisis histórica”, afirmó.

Tras una revisión de las finanzas, Yunes Linares explicó que en doce años llevaron a Veracruz a la quiebra, pues aumentaron el gasto en todo los rubros, el cual creció en  30 mil millones de pesos entre 2010 y 2016.

Detalló que la nómina del gobierno se duplicó de 4 mil a 7 mil 400 millones; mientras que la magisterial aumentó un 45 por ciento, al pasar de 29 mil A 42 mil millones de pesos, ello a pesra que la matricula escolar sòlo creció un 3 por ciento.

Manifestó que el Estado cuenta con 121 entidades y 56 organismos que no reportan beneficio a la sociedad y que se crearon como instrumentos para desviar recursos y para que cobraran los incondicionales de los últimos dos gobernadores.

Rememoró que la Auditoría Superior de la Federación detectó desvíos por 35 mil millones de pesos entre 2011 y 2014 y el Órgano de Fiscalización Superior de Veracruz ha presentado denuncias por desvíos por 23 mil millones de pesos de fondos estatales.

Manifestó que el gobierno generó deuda de corto plazo con proveedores y contratistas por 56 mil millones de pesos, sin incluir la bancaria y bursátil.

En contra parte, señaló que la deuda bancaria en condiciones desfavorables se duplicó de 25 mil millones a 42 mil millones en seis años. La deuda de Veracruz, expuso, es siete veces mayor a la de Puebla con instituciones bancarias y bursátiles.

Denunció que se pactaron tasas excesivas de interés, se aumentaron las mismas sin que los mercados lo hicieran,  lo que –dijo- hace presumir actos de corrupción de instituciones bancarias y financieras

“Se revisará y procederá en consecuencia”, adelantó.

Reconoció que hay una falta de recursos para el cierre de este año, pues en diciembre se requieren 10 mil millones de pesos para pago de sueldos y prestaciones y pago a pensionados, medicinas, alimentos, combustibles y servicios básicos, pero en caja sólo tienen poco más de 3 mil millones de pesos.

Afirmó que para el 2017, se tiene programado un presupuesto de 101 mil millones de pesos, pero tan sólo en gasto corriente serán 57 mil millones de pesos, más de la mitad del presupuesto y tan sólo cuentan con 36 mil millones de pesos.

“De origen existe desequilibrio presupuestal de 21 mil millones de pesos, es necesario rehacer presupuesto”.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios