Un deportivo eléctrico y un multipropósito ecológico

Nissan sorprende con dos nuevos prototipos en Brasil

Autopistas 05/08/2016 17:21 Christian Pérez Vega Actualizada 17:22

Nissan sigue su camino hacia la movilidad inteligente y como muestra de ello, presentó dos prototipos innovadores; el deportivo de propulsión eléctrica BladeGlider y el primer vehículo del mundo equipado con el sistema de celdas de combustible de óxido sólido (SOFC, por sus siglas en inglés).

En cuanto al nuevo deportivo eléctrico, se trata de un desarrollo que tomó como base el concepto del mismo nombre que fue mostrado por primera vez en el Auto Show de Tokio de 2013. Este nuevo vehículo representa la visión del futuro de los vehículos eléctricos cero emisiones de Nissan, y es la combinación entre agilidad y  eficiencia de un auto que usa energía eléctrica más el estilo atractivo de un diseño innovador.

Con este BladeGlider el fabricante japonés tiene la idea de crear un vehículo eléctrico ágil y eficiente que ofrezca nuevas dimensiones de emoción y placer de conducción  gracias al funcionamiento silencioso de su motor eléctrico y a la forma   similar a una flecha.  Está construido con un chasis de configuración avanzada que se caracteriza por una estrecha vía delantera y una vía trasera más amplia para ayudar a la  eficiencia aerodinámica y  la estabilidad de conducción.

 

Cuanta con puertas  tipo “tijera” que apoyan a una cómoda entrada y salida de la cabina; un techo abierto reforzado con una estructura de protección anti-vuelco, además de  una cabina transparente con parabrisas de vista panorámica para todos los ocupantes. También tiene mandos al volante controlados desde una avanzada pantalla que muestra la velocidad, el estado de carga de la batería, el modo de regeneración y el mapa de torque que se genera al instante. 

Otro sistema  es el  display central con dos pantallas que proyectan imágenes tomadas por cámaras, colocadas detrás de las ruedas delanteras y que funcionan como  espejos retrovisores.

Nuevo combustible. En cuanto al vehículo impulsado por una celda de combustible de óxido sólido, funciona con eléctricidad generada por bioetanol. El  sistema usa la reacción del oxígeno con otros combustibles, incluyendo el etanol y  gas natural, para producir energía eléctrica, lo que le permite un rango promedio de 600 km. 

 

Este prototipo está basado en la van e-NV200 y será probado en Brasil para evaluar la viabilidad de mercado.

Comentarios