Es Noticia:

En riesgo, indagatoria de violación y asesinato de tres niñas en Ciudad Juárez

Alcalde y Seguridad Pública ignoraron el debido proceso al anunciar la captura del presunto culpable, en un caso similar al de Salvárcar en 2010
Foto: Elías A. H. es el sospechoso detenido por las auoridades de la ciudad fronteriza con Texas.
02/12/2017
04:20
Marco Antonio López
-A +A

[email protected]

El miércoles 29 de noviembre, alrededor de las 16:00 horas, el titular de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal (SSPM) de Ciudad Juárez, Ricardo Realivázquez Domínguez, se sentó frente a más de una decena de cámaras para decir: “Se realiza la detención de este sujeto quien en días pasados violó a tres menores y privó de la vida a una de ellas”. La oración, aunque pequeña, en el contexto y por provenir de él, implicó demasiadas conclusiones y desatinos.

El encargado de la seguridad pública de la ciudad dio por sentado que una persona detenida por un delito ajeno al caso de las tres hermanas era culpable, antes del desarrollo de un debido proceso y de la sentencia de un juez. La presunción de inocencia quedó de lado.

Quebrantar el debido proceso podría terminar en la libertad de un acusado sin que se determine si es culpable o inocente, por el simple hecho de la violación a sus garantías individuales, según el primer visitador de la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH), Adolfo Castro. No sería la primera vez que algo así sucede en Ciudad Juárez en un delito de alto impacto.

Además, la Secretaría de Seguridad citó a los medios de comunicación a una rueda de prensa, dos horas después de la detención, para mostrar al detenido y presunto responsable de asaltar una tienda, intentar violar a la empleada, violar a tres niñas y asesinar a una de ellas.

El hombre salió en todos los medios locales siendo arrastrado por agentes municipales soltando alaridos de dolor . Su cara y su cuerpo lesionado fueron portada de más de un medio de comunicación.

“No se tenga duda”: desde Uruguay

El alcalde Armando Cabada Alvídrez publicó en su cuenta de Facebook: “No se tenga duda, este es el sujeto que se buscaba”. Seguido de la información del boletín de prensa que presentó la SSPM y las fotos, una de ellas sin censura, del acusado. Después subió un video felicitando a los mandos policiacos por su trabajo efectivo y de investigación para dar con el presunto violador de la tres niñas y homicida de una, Nahomi Galindo, el pasado 22 de noviembre en la colonia Felipe Ángeles, al norponiente de Juárez. Luego pasó a dar entrevista en una televisora nacional para decir que no había duda de la responsabilidad del acusado, video que colgó en su cuenta personal con un mensaje que llamaba a ver sólo “fuentes confiables”.

Todo lo anterior lo hizo desde Montevideo, Uruguay, donde se encontraba participando en el Foro de Políticas Públicas de Desarrollo Territorial con Equidad en América Latina. Antes estuvo en Cali, Colombia, en un foro sobre ciudades resilientes. De acuerdo con el visitador de Derechos Humanos, que una figura de autoridad publique una fotografía de un presunto implicado es una violación al debido proceso y a sus derechos humanos.

El día de la captura, tanto el titular de la SSPM como el alcalde de la ciudad, aseguraron que las tres niñas fueron abusadas sexualmente; sin embargo en una rueda de prensa tres días antes, Laura Irene Moreno, coordinadora de la Fiscalía de Género dijo: “Se practicó la necropsia de ley correspondiente a la menor de 12 años y dio como resultado que la causa de muerte fue asfixia por estrangulamiento y no fue víctima de agresión sexual”.

En la conferencia de prensa al titular de la SSPM le bastaron dos horas, entre la detención y la presentación, para asegurar que la empleada de la tienda no fue violada; sin embargo, un día después dieron a conocer que se determinó que hubo violación.

El hombre que fue detenido a las dos de la tarde fue presentado a las cuatro públicamente, por las más altas autoridades, como el responsable de uno de los crímenes más violentos y brutales de los últimos meses en la ciudad; no obstante, no son todas las inconsistencias, sino que además los ciudadanos han puesto en duda la versión oficia l de la detención.
La versión oficial

Según el boletín de la Secretaría de Seguridad Pública, el hombre identificado como Elías A. H. fue detenido en flagrancia, luego de que amagara a una mujer en una tienda de abarrotes en la calle Cerro de Colima, en la colonia Lomas de San José.

El acusado llevó a la empleada de la tienda hacia el baño y ahí intento violarla. Ella gritó y entonces policías municipales que pasaban por ahí escucharon a la mujer y se bajaron de su patrulla para auxiliarla. El señalado intentó huir saltando bardas y techos hasta caer de una altura considerable lesionándose.

Los oficiales lo detuvieron e identificaron como el violador y homicida de una de las tres hermanas e hicieron la presentación.

Todo esto gracias a un trabajo de inteligencia que llevaba días desarrollándose entre la fiscalía y la Secretaría de Seguridad Pública. Eso dijeron las autoridades.
 

e42-90_53159745_0.jpg
Foto: Según las autoridades, el hombre fue detenido en flagrancia, en la colonia Lomas de San José.

Versión civil

En el lugar de los hechos en el cruce de las calles Cerro de Colima y C. ‘V’., de la referida colonia, se encuentra una tienda de abarrotes. El dueño del local comercial y una empleada [que pidieron anonimato por temor] dijeron que las cosas fueron distintas. Refirieron que a las 01:08 horas, según el registro de sus cámaras de seguridad, el hombre entró a la tienda y amagó a la única empleada que se encontraba con un cuchillo. Estuvo en el baño con ella hasta las 01:15 horas. La dejó amordazada y atada en el baño porque había varios clientes.

Salió a atenderlos, partió un queso con el mismo cuchillo con que amenazó a la empleada, cobró, prendió un cigarro, sacó todo el dinero de la caja y cuando se disponía a regresar, la empleada se había desatado. Ella quebró una botella de vidrio y lo amenazó y entonces él salió corriendo. La mujer, semidesnuda, gritó, y quienes la oyeron salieron a perseguir al acusado. Dijo una persona que no quiso identificarse que fueron dos personas a bordo de una camioneta blanca quienes lo alcanzaron alrededor de tres cuadras adelante, a la altura de una iglesia. Lo detuvieron y lo regresaron a la tienda. Otro vecino [que también pidió omitir su nombre] dijo que una vez ahí entre varios hombres empezaron a golpearlo, él entre ellos, y que en la golpiza alguien lo reconoció por una foto que circuló en medios de comunicación y redes sociales en los que se le identificaba como el presunto agresor y que lo siguieron golpeando. Ellos lo entregaron a los policías municipales.

En esta versión no hubo trabajo de inteligencia, ni reacciones inmediatas de policías, ni bardas gigantes, ni caídas aparatosas. En la publicación en la cuenta de Facebook del alcalde varios usuarios le encararon y le dijeron que mentía, que ellos estuvieron ahí.

Sin embargo, para el visitador de Derechos Humanos Adolfo Castro la controversia no necesariamente determina la suspensión de la investigación, puesto que cualquier ciudadano puede detener a una persona que comete un delito y entregarlo a las autoridades. Incluso, que el parte policial resultara falso no determina algo, puesto que es la fiscalía la encargada de acusar y puede decidir no tomar como evidencia el parte de la SSPM.

El derechohumanista refiere que hay antecedentes, varios, de imputados que quedan en libertad por violación al debido proceso. El caso más emblemático en esta ciudad es el de Israel Arzate, quien era acusado de participar en la masacre de 15 estudiantes en Villas de Salvárcar, el 31 de enero de 2010. Fue puesto en libertad el seis de noviembre de 2013, tras una resolución de la Suprema Corte que determinó la violación de sus derechos humanos en la detención. Si el hombre detenido es culpable o no, poco importa. El alcalde, la SSPMca y algunos medios de comunicación han determinado antes que el juez, que la investigación y que el debido proceso no importa.

e42-30_53159738.jpg
Foto: Adolfo Castro dice que hay casos de imputados que quedan libres por violar el debido proceso.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios