¿México en paz?

Se encuentra usted aquí

Nueva metodología para el registro y clasificación de los delitos para fines estadísticos.

12/01/2018
00:00
-A +A

Entre los nuevos delitos que se integran se encuentran: feminicidio, aborto, violencia familiar, violencia de género, corrupción de menores, trata de personas, narcomenudeo, delitos electorales.

La información que publica mes a mes el Secretario Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) con base en la información obtenida por las procuradurías y fiscalías generales de las entidades federativas tuvo un cambio importante; anteriormente se utilizaba el formato CIESP (Comité Interinstitucional de Estadística e Informática de Seguridad Pública) establecido en 1998. Pero el contexto de la incidencia delictiva ha cambiado y es necesario mejorar la información estadística sobre el fenómeno delictivo para realizar un análisis más preciso y poder elaborar estrategias de prevención, procuración e impartición de justicia.

Motivo por el cual desde 2014 el SESNSP empezó a diseñar el nuevo instrumento con la colaboración de diversos actores y expertos, tanto del sector público como de la academia y la sociedad civil, entre ellas, el Observatorio Nacional Ciudadano (ONC). El resultado fue el “Instrumento para el Registro, Clasificación y Reporte de los Delitos y las Víctimas CNSP/38/15”, que se basa en la Norma Técnica para la Clasificación Nacional de Delitos del Fuero Común para Fines Estadísticos, que utiliza el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) y es un modelo recomendado por la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

Dentro de los cambios más significativos está la ampliación de las categorías y subcategorías de delitos al pasar de 42 a 84, es decir, el doble; agrupados según los bienes jurídicos afectados (7). Entre los nuevos delitos que se integran se encuentran: feminicidio, aborto, violencia familiar, violencia de género, corrupción de menores, trata de personas, narcomenudeo, delitos electorales. (al píe del artículo señalaré el total de delitos que se integran agrupados en los siete bienes jurídicos) *. Esto ha resultado en que de un 35% que se agrupaban en “otros delitos”, actualmente solo represente el 10%.

Otra modificación que resaltar es la ampliación de la información sobre víctimas para un mayor número de delitos, además de la información de carpetas de investigación, solo se contaba con información de víctimas de homicidio, secuestro y extorsión; ahora también para lesiones, feminicidio, tráfico de menores, rapto, corrupción de menores y trata de personas.  Dicha información de víctimas ahora es desagregada por sexo y edad (menores y mayores de 18 años). El sistema informático cambia al Sistema para el Registro de Información de Incidencia Delictiva (SISDEL), el cual es más seguro y facilita en análisis para elaborar reportes estadísticos.

Los beneficios del nuevo instrumento son que se cuenta con información delictiva más desagregada y pública para elaborar análisis y evaluaciones más precisas, mejorando la transparencia y rendición de cuentas. Pero lo realmente importante es que esta información generada mes a mes sea utilizada para el diseño de políticas públicas (prevención); porque pareciera que su única finalidad es alarmar a la sociedad mexicana por la crisis de violencia que estamos viviendo. Tampoco se puede dejar de lado que es necesario superar retos en los ministerios públicos: contar con el personal necesario y capacitado, con los recursos tecnológicos necesarios (hardware y software) para el acopio, clasificación, registro y envío de la información.

Con la finalidad de conocer las variaciones entre los dos registros se hizo un análisis de la incidencia delictiva en el periodo septiembre 2016 - agosto 2017, los principales resultados arrojaron que los delitos con mayor discrepancia fueron “otros delitos”, con una disminución considerable en el nuevo instrumento, esto se explica porque fueron clasificados dentro de las nuevas categorías y subcategorías. El caso de robo total muestra una diferencia de 6.93% a favor del nuevo instrumento. Violación muestra una diferencia de 4.50%, también a favor del nuevo instrumento.

En ese mismo sentido, las entidades con mayores diferencias son Baja California, Sonora, Oaxaca, Baja California Sur y Aguascalientes. En Nayarit aún no es contabilizado el robo a transeúnte (en el nuevo instrumento en Sonora lo han empezado a registrar) y en Oaxaca no se cuenta con información delictiva de cuatro meses en el nuevo instrumento. Estos delitos y estas entidades muestran una divergencia que debe ser atendida a la brevedad.  En términos generales las tendencias son consistentes, con una variación nacional de 0.55% a favor del nuevo instrumento; a excepción de los casos mencionados anteriormente, se puede concluir que el nuevo instrumento ha incrementado la capacidad de identificación y captación de registro del delito.

Lo que no debemos perder de vista es que, aunque contemos con una nueva y mejor metodología, eso no nos asegura que las procuradurías y fiscalías generales de las entidades federativas sean veraces en el registro de la incidencia delictiva. Por lo que además de los indicadores de calidad (oportunidad, completitud y consistencia) que ya se realizan; la información debe corroborarse mediante visitas in situ. Y se debe insistir en la viabilidad de una modificación legal para que un comité designado verifique y valide la información de incidencia delictiva proporcionada por las procuradurías y fiscalías generales de las entidades federativas.

 

Referencias:

- SESNSP. (07 de noviembre de 2017). “Taller sobre nueva Metodología para el Registro y Clasificación de los Delitos y las Víctimas”. SEGOB.

 

Juan José Rodríguez Chavez

Coordinador de incidencia delictiva del Observatorio Nacional Ciudadano

@JuanJoGiSa @ObsNalCiudadano

 

* 1. Delitos contra la vida y la integridad personal: lesiones dolosas con vehículo, homicidio culposo con vehículo, feminicidio, aborto, otros delitos. 2. Delitos contra la libertad personal: secuestro extorsivo, secuestro con calidad de rehén, secuestro para causar daño, secuestro exprés, otro tipo de secuestros, tráfico de menores, rapto, otros delitos. 3. Delitos contra la libertad y la seguridad sexual: violación simple, violación equiparada, abuso sexual, acoso sexual, hostigamiento sexual, incesto. 4. Delitos contra el patrimonio: robo de motocicleta, robo de embarcaciones pequeñas y grandes, robo a transeúnte en vía pública, robo a transeúnte en espacio abierto al público, robo en transporte público individual, robo en transporte público colectivo, robo en transporte individual, robo de maquinaria, robo de autopartes, otros delitos. 5. Delitos contra la familia: violencia familiar, violencia de género, incumplimiento de obligaciones de insistencia familiar, otros delitos. 6. Delitos contra la sociedad: corrupción de menores, trata de personas, otros delitos. 7. Delitos contra otros bienes jurídicos afectados: narcomenudeo, allanamiento de morada, evasión de presos, falsedad, falsificación, contra el medio ambiente, responsabilidad de servidores públicos, electorales.

El Observatorio Nacional Ciudadano es una organización de la sociedad civil que vincula a las organizaciones civiles para potenciar su incidencia en las políticas y acciones de las autoridades.
 

COMENTARIOS