Favorecen calor y lluvia a mosquitos transmisores de dengue, chikungunya y zika

El Sistema Nacional de Protección Civil y el Centro Nacional de Prevención de Desastres pidieron a la población mexicana a prevenir y protegerse de estas enfermedades
Favorecen calor y lluvia a mosquitos transmisores de dengue, chikungunya y zika
Fotografía: AP
21/05/2018
13:11
Perla Miranda
-A +A

El calor y la lluvia son climas que favorecen el desarrollo de mosquitos transmisores de dengue, chikungunya y zika, por ello la secretaría de Salud, en conjunto con el Sistema Nacional de Protección Civil y el Centro Nacional de Prevención de Desastres pidieron a la población mexicana a prevenir y protegerse de estas enfermedades.

Estas afecciones virales son provocadas por la picadura de los mosquitos aedes aegypti y aedes albopictus, y el peligro de contagio aumenta con climas calurosos y húmedos.

Los síntomas aparecen de tres a siete días después de la picadura.

En el caso del dengue hay dolor detrás de los globos oculares, de cabeza, fiebre, malestares generales, erupciones cutáneas, dolores musculares y de articulación.

Con el chikungunya también hay fiebre y dolor de cabeza, malestares generales, erupciones cutáneas, dolores musculares, náuseas y vómito.

Las personas infectadas de zika, además de los síntomas ya mencionados también pueden presentar conjuntivitis y acumulación de líquido en miembros inferiores.

La propagación del virus ocurre cuando el mosquito pica a una persona infectada y se contagia, luego transmite la enfermedad a personas sanas; otro mosquito sano chupa la sangre infectada y se repite la cadena.

Para evitar el piquete de estos moscos se aconseja recoger la basura de la calle, porque puede servir de criadero de mosquitos, tapar los recipientes con agua, perforar la base de las macetas para que drene el agua, podar periódicamente el pasto y las hierbas.

También se recomienda abrir puertas y ventanas cuando se fumiguen las calles, usar ropa gruesa de colores claros, así como mangas y pantalones largos, utilizar repelente contra insectos, y colocar mosquiteros en puertas y ventanas.

No existe cura específica para estas enfermedades transmitidas por vector, por ello el tratamiento se dirige al alivio de los síntomas como reposo, ingerir abundantes líquidos y antiinflamatorios no esteroideos para disminuir el dolor articular. No se recomienda la automedicación, en caso de tener sospecha de ser portados de estos males, se debe acudir a consulta lo más pronto posible.

mpb

Mantente al día con el boletín de El Universal