Denuncian en Senado de inoperante prohibición de animales en cautiverio

Legisladores, comerciantes, veterinarios, acusan que miles de ejemplares de especies silvestres peligran por las normas que impulsó el partido verde; exigen que Profepa presente a los animales que ha confiscado
Foto: Facebook Sergio Gómez Olivier
06/02/2018
15:54
Juan Arvizu y Alberto Morales
México
-A +A

La Profepa carece de capacidad para aplicar la reforma que prohíbe los animales en cautiverio, y no puede siquiera informar el estado en que se encuentran ejemplares que retiró de circos y colecciones privadas.

Se trata de una ley perniciosa que no fue estudiada en el Congreso, acusó el diputado federal Sergio Gómez Olivier (PAN), y que ha afectado a miles de familias de la cadena de la economía animal, en una marcha de protesta que llegó al Senado.

Sergio Gómez Olivier pidió que la Profepa presente a los animales que ha confiscado, pues se teme que muchos hayan muerto, debido a que requieren de un ámbito para sus cuidados que terceras personas no podrían brindarle a los ejemplares.

Además, la manutención de las distintas especies llega a ser elevada en costos, como en el caso de un tigre que requiere de una comida de 20 pollos, al menos.

Gómez Olivier, en Tehuacán, Puebla, es propietario de un zoológico en el que reproduce felinos, y con la ley le fueron incautados ejemplares, pero posteriormente las autoridades de la Profepa requirieron de su espacio a fin de confinar animales de circos.

Al Senado marcharon por el Paseo de la Reforma más de 500 personas, de mercados públicos, veterinarios, e integrantes de la cadena productiva de animales que desean ser escuchados por los legisladores, respecto de la norma que es contraria a la protección de especies silvestres.

Miguel de la Torre, del grupo Comercio Responsable, dijo que cinco millones de empleados y familias están en peligro, por las iniacitivas del PVEM que favorecen a las grandes trasnacionales y las grandes cadenas comerciales. 

"Queda en el desamparo el comercio popular que sirve para la regulación de los precios y le da salida a gran cantidad de ejemplares", como ocurre en los mercados Emilio Carranza y el Nuevo San Lázaro, donde se comercializan dos terceras partes las especies acuícolas del país, dijo.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS