Javier Duarte levanta su huelga de hambre

El ex gobernador de Veracruz decide parar su protesta debido a que su vida corría peligro, según médicos
(FOTO: ARCHIVO EL UNIVERSAL)
03/09/2017
02:02
Eduardo Hernández
-A +A

[email protected]

Tras dos semanas, el ex gobernador de Veracruz Javier Duarte de Ochoa levantó la huelga de hambre que mantenía durante su internamiento en el Reclusorio Preventivo Varonil Norte, debido a que médicos le indicaron que su vida estaba en peligro.

La Subsecretaría del Sistema Penitenciario de la Ciudad de México informó que luego de ser atendido por mareos, náuseas y dolor de cabeza, provocados por presión arterial baja y decremento en los niveles de glucosa, Duarte de Ochoa decidió este sábado, a las 13:52 horas, levantar formalmente la huelga de hambre que inició el pasado 17 de agosto.

La institución detalló que Javier Duarte ya había sido estabilizado y fue trasladado de regreso a su estancia.

El ex mandatario veracruzano comenzó su huelga de hambre a las 21:30 horas del 17 de agosto, con 118.9 kilos, y desde entonces se mantuvo con agua, miel y limón. Hasta el 22 de agosto, las autoridades capitalinas informaron que Duarte había bajado cinco kilos, cuando un reporte médico del reclusorio informó que la báscula marcaba 113.9 kilos.

El sábado 26 de agosto, hizo una “pausa” a su huelga de hambre y comió una sopa de verduras junto con su hermano, quien lo visitó en prisión.

Los médicos le sugirieron al ex gobernador que en caso de continuar con su huelga de hambre consuma agua, suero oral, cítricos, miel, té y dulces. Javier Duarte permanece en el Reclusorio Norte desde el pasado 17 de julio, ya que es procesado por los delitos de lavado de dinero y delincuencia organizada.

En una serie de cartas, el ex mandatario ha señalado que la huelga es una protesta por “el hostigamiento, persecución política y cacería de brujas” en su contra y de sus colaboradores, por parte de las autoridades veracruzanas.

En su última carta, Duarte de Ochoa asegura que está 100% con sus colaboradores y arremetió contra el actual mandatario estatal, Miguel Ángel Yunes, pues asegura que sus excolaboradores privados de la libertad son “rehenes políticos por el dictador Yunes”.

Les manda un mensaje para que no se preocupen por los documentos o declaraciones que “el dictador y sus secuaces” les obligan a firmar o decir en su contra.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS