Terapeutas físicos deberán ejercer con título profesional

La Cámara de Diputados avaló la minuta proveniente del Senado que establece que la fisioterapia sea certificada como especialización ante autoridades educativas competentes
(Foto: Archivo - EL UNIVERSAL)
26/10/2017
22:03
Suzzete Alcántara
Ciudad de México
-A +A

Sin cambio alguno, el pleno de la Cámara de Diputados avaló una minuta del Senado que reforma el artículo 79 de la Ley General de Salud, para exigir título profesional a quien ejerza la terapia física.
 
Las modificaciones a la Ley General de Salud, que fueron enviadas al Ejecutivo para su publicación en el Diario Oficial de la Federación (DOF), incorpora a la terapia física junto a los campos de la salud como el de medicina, odontología, patología, veterinaria, enfermería, psicología, optometría, nutrición, entre otras.
 
Por lo que obliga a quien la ejerza contar con títulos profesionales o certificados de especialización legalmente expedidos y registrados por las autoridades educativas competentes.
 
La minuta detalla que la terapia física o fisioterapia es definida por la Confederación Mundial de la Fisioterapia “como el conjunto de métodos, actuaciones y técnicas que, mediante la aplicación de medios físicos, curan, previenen, recuperan y adaptan a personas afectadas de disfunciones somáticas o a las que se desea mantener en un nivel adecuado de la salud”.
 
Desde la tribuna, el presidente de la Comisión de Salud, Elías Octavio Iñiguez (PAN), sostuvo que la reforma pretende que la terapia física sea certificada como especialización, licenciatura y sean legalmente expedidos y registrados ante las autoridades estos títulos que requieren los licenciados en la materia.
 
Sostuvo que la discapacidad es un problema que tiene como prioridad la atención oportuna y completa, toda vez que el 15% de la población mundial tiene alguna discapacidad, de los cuales 110 y 190 millones son menores de 15 años.
 
 “En México la población que tiene alguna discapacidad asciende, más o menos, a 5 millones de habitantes; el 51.4% son personas adultas con alguna dificultad básica, seguida de adultos mayores con 33.7, los jóvenes representan el 7.6%, pero “lo que más nos duele es que nuestros niños estén con algún tipo de discapacidad y no tengan acceso a la atención”, precisó.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS