Periodista colombiana acusa a su exjefe de violación

Claudia Morales escribió su testimonio en la columna 'Una defensa del silencio' en El Espectador
GDA/ El Tiempo/ Colombia
19/01/2018
19:09
GDA / El Tiempo / Colombia
-A +A

Una dura revelación realizó la reconocida periodista Claudia Morales en su última columna de opinión en el diario El Espectador, 'Una defensa del silencio', publicada este jueves, en la que expuso que fue víctima de abuso sexual por parte de uno de sus jefes, hace varios años, en una habitación de hotel.

“Desde que empezó la campaña #MeToo* revivió la necesidad de escribir sobre esto, pero sentía temor”, escribió Morales, quien afirmó que “los testimonios de mujeres que de forma valiente han empezado a hablar con dignidad” le permitió transformar el miedo que sentía sobre su atacante, a quien no nombró y denominó como “Él”.

La periodista explicó sus razones para no haber presentado una denuncia en ese momento, y porqué tampoco lo hará. 

"Cuando trabajé con 'Él', era un hombre relevante en la vida nacional. Ahora lo sigue siendo y, además, hay otras evidencias que amplían su margen de peligrosidad. Hoy, con 44 años, reviso el momento que tengo grabado como una foto y no me arrepiento de haber guardado silencio”, escribió la comunicadora.

Morales también describió que cuando fue violada vivía con su familia "una situación de dolor profundo, mi papá estaba en una posición laboral que yo debía proteger y mi vida profesional, una vez renuncié al lugar donde trabajaba con “Él”, era incierta. No existían las redes sociales y sentirse empoderado no era algo tan usual como lo es ahora gracias a esas plataformas".
Este jueves, en entrevista con ‘Blu Radio’, indicó que al lado de su atacante “Harvey Weinstein es un pobre imbécil”, ya que es “muy poderoso” y es una persona que en Colombia "lo ven y lo oyen todos los días".

En su columna en El Espectador explicó cómo siguió adelante con su vida luego de la violación. “Apelé a mi mente, a mi espiritualidad, al pudor y unos años después al abrazo de mi esposo y hace poco a los oídos solidarios de un par de colegas amigos y otros dos amigos que no son periodistas. Con ellos mi secreto está a salvo. No necesito más”.

Morales reveló que una de las historias que más la motivó a contar lo que le pasó fue el reciente caso de Marcela González, quien denunció haber sido agredida por su pareja, el periodista Gustavo Rugeles, y posteriormente apareció en un video junto a él en el que se retractaba.
“Leí tantas cosas horribles contra la mujer cuando a través de un video se retractó, que no pude evitar una profunda ira. A mí también me hubiera gustado que Marcela siguiera adelante con el caso (…) Pero, ¿quiénes somos para juzgarla? ¿Qué sabemos de ella? ¿Quién de los que opina en su contra conoce su entorno familiar?”, cuestionó la periodista.

Indicó que las campañas como #MeToo también sirven para “defender como válido el silencio” de las personas, que como Morales, deciden no denunciar su caso ante las autoridades.

“Celebraré siempre que desgraciados como “Él” y otros abusadores sean visibilizados y castigados. La revelación de mi historia es una defensa del silencio y un llamado a entender que cada uno de quienes hemos sido abusados tenemos mundos distintos. Este texto también es una forma de invitarlos a callarse cuando no haya nada bueno por aportar y tengan la tentación de juzgar”, puntualizó.

*La campaña #MeToo de la que habla la periodista empezó tras los casos de abuso sexual por los que señalaron al productor de cine Harvey Weinstein. Con la campaña, miles de mujeres alrededor del mundo rompieron su silencio en redes sociales para señalar a los hombres que las acosaron o las abusaron.

 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS