ONU: crisis en Norcorea, la más peligrosa para el mundo

Es urgente encontrar soluciones diplomáticas, dice funcionario de la organización que viajó a Pyongyang
11/12/2017
03:45
Agencias
Nueva York.
-A +A

La situación en la península de Corea es en la actualidad la mayor amenaza a la paz y la seguridad en el mundo, por lo que hay que encontrar soluciones diplomáticas con urgencia a las tensiones, señaló la ONU el sábado. Mientras que Seúl anunció nuevas sanciones unilaterales contra el régimen de Pyongyang.

El subsecretario general de la Naciones Unidas para Asuntos Políticos, Jeffrey Feltman, estuvo de martes a viernes en Corea del Norte, donde se reunió con el ministro de Exteriores, Ri Yong-ho, y el viceministro Pak Myong-guk.

Feltman fue el funcionario de la ONU de más alto rango en viajar desde febrero de 2010 al país aislado internacionalmente. Las dos partes coincidieron en que la situación actual es la más peligrosa y tensa a nivel global, indicó la organización en un comunicado.

El funcionario subrayó en sus encuentros que Pyongyang tiene que respetar las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU y que una solución diplomática solamente se conseguirá mediante “un diálogo sincero”.

En tanto, Corea del Sur añadirá otras 20 firmas y 12 individuos de Norcorea a su lista negra de sanciones unilaterales para reducir su flujo de dinero para el desarrollo de armas nucleares y misiles.

Según un funcionario de la Cancillería de Seúl, las nuevas sanciones, que entran en vigor hoy, se producen cuando la comunidad internacional ejerce mayor presión sobre el solitario régimen.

Las tensiones han ido en aumento en los últimos meses, después de que Corea del Norte lanzara varios misiles —el último de ellos con capacidad de llegar a EU, según Pyongyang— y llevara a cabo un ensayo nuclear en septiembre.

Al respecto, al recibir ayer el Nobel de la paz 2017, Beatrice Fihn, directora de la Campaña Internacional para la Abolición de las Armas Nucleares (ICAN), exhortó a que el mundo se deshaga de sus armas nucleares, ya que “la manera racional de proceder es dejar de vivir en condiciones en las que nuestra destrucción sólo depende de que alguien pierda los estribos”.

El papa Francisco también pidió ayer a los líderes mundiales “trabajar con determinación para construir un mundo sin armas nucleares”. 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS