Taxi que abordó Rosalinda tiene reporte de robo

Autoridades señalan que la dueña de las placas del auto de alquiler las renta
Rosy, madre de la desaparecida, afirma que cada tanto marcan al celular de Rosalinda, pero nadie contesta; ella se hace cargo de su nieto de seis meses. (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
17/12/2017
01:09
Claudia González
Toluca, Méx.
-A +A

[email protected]

Permanece desaparecida Rosalinda Esthefanie Morales García, de 29 años de edad, y quien abordó un taxi colectivo en Metepec tras presuntamente encontrarse con su ex pareja sentimental y padre de su hijo de seis meses de edad.

Los padres de esta joven piden ayuda para localizar la unidad con placas 5799JFE de un automóvil tipo Tsuru marca sedan que abordó y del que no pudo descender, según dijo en su último mensaje a una amiga con quien se encontraría el 14 de diciembre en Toluca.

Rosy, madre de la trabajadora del Organismo de Agua Potable y Alcantarillado, informó que la Fiscalía General de Justicia del Estado de México (FGJEM) le notificó el 15 de diciembre que el taxi colectivo que abordó Rosalinda tiene reporte de robo.

Desesperada porque hasta el momento no recibe ninguna llamada de algún secuestrador, ni logra contactarse con el padre de su nieto, cuestionó que las autoridades no hayan identificado este dato desde el primer minuto de haber denunciado la desaparición de su hija.

Recordó que el último mensaje que envió Rosalinda desde su celular fue: “Me levantó un taxi en Metepec y el chofer no me deja bajar”. Afirmó que han llamado a su teléfono móvil, pero que no responde a las llamadas.

Según testigos de la oficina donde labora su hija, al parecer ella discutió por teléfono con el padre de su hijo, más tarde pidió permiso para salir, pero la última vez que fue vista se encontraba en la avenida López Portillo, todavía en las inmediaciones de la capital mexiquense.

Indagan anomalías. La joven, madre de un menor de seis meses, podría haberse encontrado con su ex pareja, quien radica en Querétaro y del cual desconocían que estaba casado aún con una mujer de nombre Jessica, con quien incluso vive.

Sus padres piden auxilio a la población, pues en un principio supieron por las investigaciones de las autoridades que el taxi estaba dado de alta con dos direcciones, aunque la dueña de las placas renta la unidad.

Señalaron que Estefhanie es una mujer dedicada a su hijo, pocas veces sale con amigos, no acostumbra beber y porta en su cuerpo al menos seis tatuajes, en los brazos, la pelvis, la espalda, es de cabello teñido largo de color oscuro y mide 1.60 metros.

Lo único que no han perdido los padres es la fe y la fuerza para continuar con el cuidado de su nieto, quien pasa con ellos las tardes luego de salir de la guardería.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS