Sismo agrava socavón; amenaza a dos casas

Tras el temblor del pasado martes, dos casas en Nicolás Romero están en riesgo de caer al hundimiento
(Foto: Juan Manuel Barrera/El Universal)
22/09/2017
21:09
Juan Manuel Barrera
Ciudad de México
-A +A

A punto de caer se encuentran dos viviendas de calle Cerrada Tejocotes, colonia San Juan Tlihuaca, en Nicolás Romero, las cuales se ubican junto al socavón que se formó el pasado 10 de septiembre, que se hizo más grande con el sismo del pasado 19 de septiembre.

Habitantes afectados resguardan las cuatro viviendas desalojadas que están junto al boquete, dos de ellas en riesgo de caer, toda vez que no les permiten entrar por sus pertenencias.

El sismo del pasado 19 de septiembre provocó más desprendimientos de tierra del socavón, de aproximadamente 23 metros de diámetro por 10 de profundidad, en cuyo fondo permanece el automóvil Neón de uno de los colonos.

En un pequeño cuarto, prestado por uno de los vecinos, viven 16 integrantes de dos familias desalojadas de sus viviendas por el hundimiento, quienes rechazan ir al albergue habilitado por el gobierno municipal, ya que dentro de sus casas están todas sus pertenencias y temen que sean robadas.

María del Rosario Quinto Mendoza, una de las afectadas, relató que el sismo de 7.1 grados del pasado martes las sorprendió cerca del socavón, donde permanecen en espera de que el gobierno municipal les dé resultados sobre estudios geológicos realizados en el lugar.

Dijo que el temblor causó más desprendimientos de tierra del socavón, donde anteriormente hubo una mina de materiales, aunque las dos viviendas que están a un lado resistieron y no se desplomaron, en las cuales todavía están sus muebles y pertenencias, que autoridades les impiden retirar.

Agregó que el sitio no es vigilado por policías, ni municipales ni estatales, por lo que permanecen en el lugar para vigilar que no sean robadas sus pertenencias; por las noches los hombres están atentos y dan vueltas por el predio.

La tarde del pasado 10 de septiembre ocurrió el hundimiento de lo que alguna vez fue una mina y se formó el enorme socavón, en calle Cerrada Tejocotes, en San Juan Tlihuaca; un automóvil Neón quedó en el fondo del agujero y dos viviendas están a punto de caer, lo que se agravó luego del sismo del 19 de septiembre, aunque las casas no se han desplomado.

Los afectados relataron que el gobierno municipal les proporcionó en una ocasión despensas, cobijas y colchonetas, pero ya no ha regresado con más ayuda.

Dijeron que funcionarios municipales les dijeron que esperan el dictamen de geología del lugar y posteriormente decidirán qué va a pasar con el predio y sus casas, por lo que esperan el resultado.

Añadieron que el ofrecimiento del gobierno municipal es que los van a ayudar, ya que cuatro familias se quedaron sin casas y sin pertenencias, pues todo lo que tienen quedó dentro de ellas.

“Ya vamos para tres semanas y no sabemos nada aún”, expresó Quinto Mendoza.

En el pequeño cuarto, de unos 12 metros cuadrados, viven 19 integrantes de dos familias, entre ellos niños. En el lugar no hay muebles y duermen en un colchón y colchonetas en el piso. Los afectados esperan que pronto se solucione su situación.

pmba

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS