Parquímetros, la polémica en Naucalpan

Frente a la inminente puesta en marcha de estos aparatos, vecinos de 4 fraccionamientos presentan posturas encontradas ante el cobro por estacionarse en la vía pública
A partir del 20 de septiembre, los vehículos de los automovilistas que no paguen por estacionarse en las zonas balizadas serán sancionados con la colocación de una “a ra ñ a” o candado de llanta, similar a los que operan en la CDMX. (Fotos: VALENTE ROSAS)
26/08/2017
01:13
Rebeca Jiménez Jacinto
-A +A

Con reserva y rechazo colonos de Satélite, La Florida, Tecamachalco y El Mirador ven la llegada de parquímetros que a partir de septiembre empezará a operar en estos cuatro fraccionamientos la empresa Operadora de Estacionamientos Bicentenario, SA de CV, que también maneja el cobro de estacionamiento en espacios públicos de la Ciudad de México.

Mientras que en la CDMX el costo por una hora de estacionamiento en zona de parquímetros es de ocho pesos, en Naucalpan será de 12 pesos, “porque es lo que establece el código financiero del Estado de México”, señaló la síndica Mariela Pérez de Tejada.

Otra diferencia será que los parquímetros que empezarán a operar en la entidad mexiquense podrán pagarse a distancia, a través de una aplicación telefónica desde un celular; con tarjetas de prepago y bancarias, informó Guillermo Torres Acosta, director de Comunicación Social de este ayuntamiento.

En la licitación para operar los parquímetros se acercaron muchas empresas, afirmó el alcalde Édgar Olvera Higuera; sin embargo, sólo dos adquirieron las bases, Operadora de Estacionamientos Bicentenario SA de CV (OEB) y Grupo Mercantil de Préstamos, pero la ganadora fue OEB, dijo el vocero municipal.

En Naucalpan se instalarán parquímetros para el cobro por estacionarse en cerca de mil 500 cajones marcados en calles de zonas comerciales y habitacionales de La Florida, Satélite, El Mirador y en Tecamachalco.

El cabildo autorizó, por mayoría, el cobro de estacionamiento no sólo en calles y avenidas comerciales, sino además en al menos dos calles a la redonda en zona habitacional, propuso el regidor Carlos Trujillo, para evitar el efecto cucaracha, es decir, que automovilistas que buscan evadir el pago de parquímetros se adentren en los fraccionamientos.

En cada casa de la zona donde se coloquen parquímetros se realiza un estudio del número de vehículos que tiene y espacios internos de estacionamiento, para otorgar una, dos o hasta tres calcomanías con holograma, que les permitirá exentar el pago de parquímetros, sólo en su fraccionamiento, afirmó Torres Acosta.

26ago2017-poligonosparquimetros.jpg

¿Reglamento metropolitano o del Edomex?

El 4 de septiembre empezarán a operar los parquímetros en Naucalpan, con un periodo de 15 días sin cobro, para permitir que los automovilistas y vecinos se familiaricen con su uso; pues a partir del día 20 quien no pague por estacionarse en las zonas balizadas, su auto será sancionado con la colocación de una “araña” o candado de llanta, similar a los que operan en la CDMX.

El Reglamento de Tránsito del Estado de México no contempla el uso de “arañas” para multar a quien no pague en un parquímetro por estacionarse en los cajones marcados para este fin, por lo que Naucalpan aplicará el Reglamento Metropolitano de Tránsito, porque este “es un municipio metropolitano”, puntualizó la síndica Mariela Pérez de Tejada.

Esto pese a que el Reglamento Metropolitano de Tránsito dejó de usarse en la entidad, por orden emitida el 29 de abril de 2013 por el gobernador Eruviel Ávila Villegas; desde entonces el reglamento mexiquense es el que rige en los 125 municipios del Edomex, precisó el comisionado de Seguridad Ciudadana, Eduardo Valiente Hernández.

especial_parquimetros_satelite_48778753.jpg

Esperan captación de 40 mdp

Por la operación de parquímetros, este ayuntamiento espera captar un promedio de 40 millones de pesos al año, 40% de estos recursos serán para el municipio y 60% para la empresa OEB, cuyos aparatos cobrarán 12 pesos la hora a conductores en Satélite, Tecamachalco, La Florida y El Mirador, informó la síndica Mariela Pérez de Tejada.

Del 40% de lo pagado a los parquímetros, 20% se destinará a la pavimentación y cubrir baches de estos cuatro fraccionamientos; el otro 20% para obras públicas; con un manejo de recursos trasparente que diario se actualizará en un portal electrónico, donde los ciudadanos podrán saber cuánto dinero ingresa al día en cada parquímetro y en cada fraccionamiento, informó Torres Acosta.

Entre septiembre y diciembre, Naucalpan espera recibir 16 millones de pesos, por la operación de los nuevos parquímetros, cuya tarifa de 12 pesos la hora por estacionamiento en vías públicas está determinada por el código financiero del Estado de México, reiteró el vocero del ayuntamiento.

especial_parquimetros_satelite_48778762.jpg

Rechazan normatividad

Bertha Islas Olvera, regidora del PAN; Darío Rojas, del partido Morena, y Marisol Cervantes Salvatori, del PRI, rechazaron el Reglamento para el Uso y Control de Estacionamiento en la Vía Pública para la operación de parquímetros de este municipio, que fue aprobado por mayoría de los integrantes del ayuntamiento. El 3 de agosto también se sumaron a la negativa de colocar parquímetros en Satélite, La Florida, Tecamachalco y El Mirador los ediles Gabriela Flores Gutiérrez, del PRD, e Ignacio Santiago Cruz, del PRI.

La única panista que votó en contra de los parquímetros, Bertha Islas, afirmó que “hace tres años cuando el ex alcalde David Sánchez los implementó, yo decidí no aceptarlos, si no hay un reordenamiento. Hoy aún no hay dónde estacionarse. ¿Dónde se van a estacionar los empleados de Plaza Satélite, los del palacio municipal de Naucalpan o los de otras empresas?, que no podrán pagar 96 pesos por ocho horas de trabajo, dijo la regidora.

A los vecinos de estos cuatro fraccionamientos les darán un marbete o una calcomanía para su auto. Pero si voy a tener visitas, ¿por qué tendrán que pagar por visitarme?”, cuestionó Bertha Islas.

“Yo voté como ciudadana, en contra de los parquímetros”, reiteró la panista, porque aún no hay un reordenamiento, un reglamento para valet parking, para franeleros, ni diálogo con los centros comerciales de estacionamiento para sus empleados. Es un tema fuerte, de mucha sensibilidad ciudadana y política, nos quedamos cortos, yo siento que quedé corta en mis propuestas”.

Galo Blanco Mateos, dirigente de la Asociación de Colonos de Satélite, afirmó que esta comunidad está en contra de la instalación de los aparatos, “la administración pasada intentó colocarlos y fue un fracaso; hoy vuelven a intentar ponerlos, pero no va a resolver el problema de movilidad en Satélite; en la zona residencial se improvisan acciones sin ton ni son, es otra ocurrencia del gobierno”.

especial_parquimetros_satelite_48779190.jpg

La movilidad se debe resolver integralmente, no con decisiones unilaterales, sin conocimiento de sociedad; sin consulta, “fueron concesionados a una empresa que opera parquímetros en la CDMX y la trasladan ahora acá con beneficio de 60% para los empresarios y 40% para el municipio”, aseveró Blanco Mateos.

Colonos de Satélite, como asociación vecinal “tiene la postura de que si no hay consulta ni mesas de trabajo, no podemos estar a favor de una disposición unilateral, porque estos aparatos no resuelven el problema, se sigue fomentado la corrupción.

En La Florida la posición de los colonos está dividida, “hay opiniones encontradas hay vecinos que están a favor porque cuando vienen a la zona comercial no hallan dónde estacionarse, los comercios han disminuido sus ventas. Hay siete empresas de transporte de personal que llegan antes de las 7 de la mañana, la gente se estaciona, se van en el transporte y regresan por sus autos hasta la noche; cuando los habitantes vienen a La Abeja o a algún negocio no hay dónde estacionarse”, aseguró el dirigente vecinal Eduardo Murguía.

Otra parte está molesta, porque no tienen información sobre si les darán tarjetas, marbetes o calcomanías. En La Florida “veían factible la colocación de parquímetros si, y sólo si, se informa a la población; a los vecinos de calles como Gladiolas, Rosas o Lirios piden los consideren de manera particular, no general; hay gente mayor cuyos hijos vienen a cuidarlos por 12 horas y no van a pagar 12 horas de parquímetro por cuidar a sus padres”, aseveró el dirigente vecinal.

En Tecamachalco, hasta el 23 de agosto, esperaban informes sobre cómo operarán los parquímetros en ese fraccionamiento limítrofe con Polanco en la Ciudad de México y con Huixquilucan.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS