Tec asegura que revisaron los puentes colapsados

Autoridades del campus Ciudad de México afirman que se han acercado a las familias de los estudiantes fallecidos
Familiares Padres de los jóvenes que perdieron la vida exigen justicia por la tragedia que, dicen, se pudo evitar. (ESPECIAL)
01/11/2017
01:16
Redacción
-A +A

El Tec de Monterrey campus Ciudad de México aseguró actuaron apegados a los protocolos para revisar la estructura de los puentes tras el sismo del 7 de septiembre y el regreso a clases. Con el temblor del 19 del mismo mes, esos puentes colapsaron y provocaron la muerte de cinco estudiantes.

Un día después de que familiares de dos de los cinco jóvenes que perdieron la vida por el derrumbe de las estructuras, las autoridades escolares insistieron en que han entregado toda la documentación a las autoridades capitalinas para que se haga el deslinde las responsabilidades.

En ese sentido, en un comunicado difundido ayer por la noche, el Tec de Monterrey campus Ciudad de México estableció que un día después del sismo del 7 de septiembre, se tomaron todas las precauciones que marca el protocolo para el regreso a clases y, en ese momento, no hubo evidencia de daños en los puentes como lo establecen, dicen, los dictámenes y el estudio de García Jarque Ingenieros, éste último posterior al sismo del 19-S.

Como lo marcan los protocolos tras el sismo del 7 de septiembre, al día siguiente el ingeniero Alejandro Diego González del Pliego Olivares, Director Responsable de Obra, tras un minucioso recorrido, emitió el dictamen de seguridad estructural de las instalaciones del Campus Ciudad de México, en el que concluye que no existe daño estructural y que “las instalaciones pueden ser ocupadas por el alumnado y los profesores. No se tiene identificado ni por el Director Responsable de Obra que realizó los dictámenes de seguridad estructural ni por los análisis posteriores un daño en los puentes ocasionados por el sismo del 7 de septiembre”.

De igual forma, reiteró que estableció comunicación con las familias de los jóvenes muertos, por diversos medios, y con cuatro de ellas, indican, se han reunido en varias ocasiones. “Entendemos que cada una tiene un proceso de duelo diferente y hemos sido respetuosos de los tiempos y los espacios que nos han solicitado, así como lo somos de cualquier decisión o acción que tomen”.

En el comunicado indicaron que también piden que se esclarezcan los hechos y se deslinden las responsabilidades.

En tanto, las familias de dos de los jóvenes que perdieron la vida, y cuyo representante legal es Gabriel Regino, han señalado que no buscan dinero ni indemnización sino que se haga justicia porque fue una tragedia que, dicen, se pudo evitar.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS