Mal manejo de residuos en hospitales expone a pacientes, alertan

Trabajadores de limpieza no cuentan con el material suficiente para llevar a cabo la asepsia en estos lugares, sobre todo después del sismo del 19 de septiembre, explica Grupo Reisco
08/10/2017
18:29
Diana Villavicencio
Ciudad de México
-A +A

La recolección y depósito erróneos de residuos biológicos infecciosos en hospitales de la Ciudad de México podria exponer a usuarios y trabajadores a algún contagio, bacteria o virus debido a que trabajadores de limpieza no cuentan con el material suficiente para llevar a cabo la asepsia en estos lugares, sobre todo después del sismo del 19 de septiembre.

Lo anterior fue alertado por Marco Reyes López, director General de Grupo Reisco Operadora de Servicios S.A de C.V, quien expuso que personal de hospitales como el Regional Tacuba, el Gonzalo Castañeda que está subiendo hacia Santa Fe, el Regional José María Morelos y Pavón, así como el Darío Fernández en Revolución y Barranca del Muerto, carece de equipo suficiente para trabajar.

"Hay una basura que llamamos el famoso RPBI (Residuos-Biológicos Infecciosos) que van incluso en una bolsa de color roja, los trabajadores de limpieza llegan y meten la mano, corren el riesgo de pincharse con una aguja por ejemplo y contagiarse desde una hepatitis hasta un SIDA, son trabajadores que están entrando a hacer la asepsia, la limpieza sin ese equipo y esto es preocupante", precisó Reyes.

En entrevista con EL UNIVERSAL dio a conocer que tan sólo en marzo de este año se presentó una epidemia en el hospital 20 de Noviembre por la falta de asepsia y debido a que no se emplearon los protocolos de seguridad e higiene.

Aunado a esta situación, aseguró el director de Reisco, está el problema de que las empresas Peance Limpieza e Imagen de Inmuebles que ganaron la licitación con la propuesta económica más alta también incumplen al operar con menos personal en los hospitales del que ofertó .

"Se ofertó 3 mil trabajadores y sólo se opera con 2 mil 600 trabajadores aproximadamente que no se dan abasto prestando el servicio de limpieza en unas 120 instalaciones del ISSSTE que son clínicas, hospitales, estancias infantiles (Cendis) y velatorios, donde deben existir altos protocolos para la limpieza de estos lugares".

Dio a conocer que el periodo de vigencia de este contrato es del primero de enero de 2016 al 31 de diciembre de 2018, tiempo en que de no tener el material y personal adecuado los únicos afectados serán los derechohabientes y los propios trabajadores.

Reyes López detalló que este contrato se dio por 770 millones de pesos (presentó un costo unitario por trabajador de 7 mil 400 pesos) cuando el costo de este tipo de limpia ronda los 5 mil 800 pesos), es decir hay un evidente sobreprecio que no se ve reflejado si quiera en el servicio otorgado.

De entrada, la empresa responsable tendría que tener trabajando a tres mil personas y no lo cumple, eso se traduce que la poca gente que tienen la están obligando a trabajar más tiempo, a cubrir más áreas y por otro lado ni siquiera le cubren a los trabajadores de limpia su seguro social.

"Son de los salarios más bajos en el mercado los que esta empresa está pagando, aunado a eso está el tema de las condiciones en las que están laborando , condiciones incluso de inseguridad porque ni siquiera tienen el equipo especial y protección necesaria para algunas áreas".

Puso como ejemplo que hay áreas como los quirófanos donde los empleados de limpieza tienen que reunir cierto perfil, constancias de capacitación. El sistema de limpieza en un quirófano, recalcó, es distinto al de un área común, ahí se debe usar equipo de protección por los residuos biológicos infecciosos.

kcp

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS