Línea 12 del Metro, la más cara de la historia

Diagnóstico revela que las fallas y mantenimiento la hacen muy cara; en 17 años debe pagar 30 mil millones de pesos por la renta de 30 trenes
Para poner al día el Sistema de Transporte Colectivo Metro, Jorge Gaviño asegura que se requieren 30 mil millones de pesos. (CRISTOPHER ROGEL. EL UNIVERSAL)
17/08/2017
03:40
Eduardo Hernández
-A +A

[email protected]

En medio de las dificultades financieras que enfrenta el Sistema de Transporte Colectivo (STC) Metro para mejorar sus instalaciones, la Línea 12 sigue representando costos económicos altos para el Gobierno capitalino, luego de que fue reparada por fallas en trenes y vías.

Ayer, al presentar el Diagnóstico Actualizado del STC Metro, su director, Jorge Gaviño Ambriz, aseguró que la llamada Línea Dorada, que va de Tláhuac a Mixcoac, es la que más recursos requiere tan sólo para mantenimiento y reparación.

De hecho, del total del presupuesto anual del STC de 16 mil millones de pesos, la Línea 12 —que se construyó en la administración de Marcelo Ebrard— necesita 10%.

Gaviño recordó que incluso se pagarán en 17 años 30 mil millones de pesos por la renta de los 30 trenes que funcionan en esa ruta. Se trata del cAontrato de pago de prestación de servicio PPS que se firmó con la empresa CAF en dólares y esa cantidad, ejemplificó, es la que se requiere para atender el rezago de la red completa.

“Es la que más recursos se ha llevado, no sólo por la construcción sino por la rehabilitación que tuvimos que hacer en años pasados, un costo importante en obra civil y mecánica, y luego una reparación de más de mil 200 millones de pesos, sólo en el viaducto elevado, más 800 millones de pesos que se calcula tendrá que absorber en la parte subterránea”, dijo.

Detalló que pese a la corrección y la ejecución de las obras de la Línea 12 que se han realizado después de su inauguración, éstas no son definitivas y los efectos de esos errores serán permanentes, con un costo elevado de mantenimiento.

“Cada año vamos a tener que invertir, sólo para el mantenimiento de instalaciones fijas y vías, aproximadamente 200 millones de pesos, sin considerar que además requeriríamos modificar las siete curvas del tramo subterráneo y las curvas uno, dos y 64, en las colas de maniobras de Tláhuac y Mixcoac. Hemos solicitado, para ello a la Asamblea, 850 millones de pesos”, explicó Gaviño Ambriz.

Continúa la problemática. Pese al aumento de dos pesos a la tarifa del Metro, con lo que se han reunido 9 mil 327.3 millones de pesos, en el Sistema de Transporte Colectivo no se ha dejado de tener incidentes causados por las lluvias, inundaciones, objetos en vías y fallas eléctricas, tanto en las instalaciones fijas como en los trenes.

El titular del STC Metro indicó que es necesario atender el rezago de muchos años en el sistema, por lo que aparte del gasto corriente se requieren 30 mil millones de pesos para poner a punto al sistema.

Otra problemática que ha tenido en este transporte público masivo es la obsolescencia del sistema de alimentación eléctrica, pues cuentan con tres grandes subestaciones de alta tensión y 181 subestaciones de rectificación. La más antigua, ubicada en la calle Buen Tono, tiene más de 48 años y sus componentes ya no existen en el mercado, por lo que personal del Metro tiene que fabricarlos o tomarlos de otras subestaciones.

Gaviño resaltó que en su administración han logrado avanzar 25% en el rubro de accesibilidad universal, colocando elevadores y remodelando escaleras eléctricas; además, se reniveló la pasarela oriente de la Estación Viaducto de Línea 2, corrigiendo asentamientos de hasta 16 centímetros, y en la Línea A se concluyeron las obras del Colector de La Paz para terminar con los problemas de inundaciones que se venían presentando desde hace años.

Informó que desde el 13 diciembre de 2013 hasta junio de 2017, los recursos que se reunieron por concepto de por ajuste de tarifa (dos pesos) fueron 9 mil 327.3 millones de pesos, de los cuales se erogaron a la fecha 7 mil 534.2 millones de pesos.

“El dinero se invirtió en la compra de nuevos trenes para Línea 1, donde se erogó mil 136.2 millones de pesos; el mantenimiento mayor a 45 trenes Línea 2, para lo que se gastaron mil 295 millones de pesos; en la modernización del sistema tracción-frenado de 85 trenes se invirtieron 2 mil 306.6 millones de pesos”, detalló.

Se invirtió para la renivelación de vías de la Línea A con 503.4 millones de pesos; la reparación de 105 trenes, con un gasto de mil 471.7 mdp; la reincorporación de 7 trenes a la Línea A, con una inversión de 145.2 millones de pesos, y la renovación integral de la Línea 1 y sus estaciones, donde se erogaron 647 millones de pesos.

INFORMACIÓN RELACIONADA

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS