Concluyen trabajos de saneamiento del Río Magdalena

El gobierno capitalino informó que se invirtieron 374 millones de pesos para rescatar el último cauce vivo de la Ciudad de México
(Foto: Gobierno de la CDMX)
02/02/2018
19:40
Gerardo Suárez
Ciudad de México
-A +A

El gobierno capitalino anunció la conclusión de los trabajos de saneamiento e infraestructura para mantener vivo al Río Magdalena, el último cauce vivo de la Ciudad de México, obras que representaron una inversión de 374 millones de pesos.

El jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, precisó que el Proyecto Integral de Rescate del Río Magdalena inició en 2010 y se llevó a cabo en tres etapas, que incluyeron la construcción de 20.9 kilómetros de colectores marginales para detener la contaminación del río, pues esta red de tuberías va a captar las descargas de aguas residuales que solían hacerse al afluente.

Explicó que también se construyeron plantas potabilizadoras, una a 3 mil metros sobre el nivel del mar en la parte más alta del río y otra más abajo en la delegación Magdalena Contreras, por donde pasa el río Eslava.

El jefe de Gobierno resaltó que las plantas de potabilización y el programa de rescate benefician a 160 mil personas de colonias como El Zacatón, Encino, Tierra Colorada, Chichicaspatl, Unidad Santa Teresa, Las Palmas Residencial, La Presilla, Villa del Sol, Héroes de Padierna, Rancho Anzaldo y Contreras.

Explicó que la etapa final de las obras se realizó a la altura de Periférico y Luis Cabrera, en la presa Anzaldo, donde también pasa un colector y en la cual ya no habrá descarga de aguas grises, además de que se evitarán inundaciones.

“Va a permitir una mitigación ecológica muy importante, se van a terminar con los malos olores que se tenían en toda esta zona; ahora ahí en la Presa Anzaldo, lo que tendremos será agua de lluvia, pero ya no tendremos descarga de aguas que venían, digamos, de toda la parte alta de Contreras”, abundó el mandatario.

El Río Magdalena nace en la Sierra de Las Cruces, a una altura de 3 mil 550 metros, con manantiales y escurrimientos de los Cerros La Palma, El Gavilán y El Muñeco. Luego desciende y pasa por zonas urbanizadas de San Nicolás Totolapan y se conecta con el Río Eslava.

Su cauce pasa después por colonias como Fuentes del Pedregal y Santa Teresa para cruzar el Periférico y descargar en la presa Anzaldo, luego se conduce a través de colectores por la avenida Río Magdalena y en otro ramal hacia Chimalistac, los Viveros de Coyoacán, hasta el Río Churubusco.

El gobierno capitalino anunció la conclusión de los trabajos de saneamiento e infraestructura para mantener vivo al Río Magdalena, el último cauce vivo de la Ciudad de México, obras que representaron una inversión de 374 millones de pesos.

 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS