Sorprende a Quirino paro de trabajadores de salud en Sinaloa

El gobernador desconoce si esta suspensión de labores sea parte de una presión política, dice
Causan un paro de labores en el sector salud de Culiacán
ARCHIVO / EL UNIVERSAL
28/09/2017
17:09
Javier Cabrera Martínez / Corresponsal
Culiacán, Sinaloa
-A +A

El gobernador del estado, Quirino Ordaz Coppel, dijo que desconoce si el nuevo paro de labores decretado por trabajadores en Centros de Salud y hospitales en reclamo al pago de más de 200 millones de pesos por diversos conceptos sea una presión política.

Hizo ver que dichos adeudos, relacionados con retenciones aplicadas en nómina para pago de créditos que se tienen, entre otros conceptos, datan desde el 2016, por lo que llama la atención que hasta ahora asuman esta actitud.

Ordaz Coppel explicó que, dado que los recursos que envía la federación para el sector salud no alcanzan, es difícil que de los presupuestos estatales se canalicen para atender diversos renglones, como es el pago de retroactivos a la profesionalización.
         
El mandatario estatal externó que se tienen acercamientos con la dirigencia sindical de la Sección 44 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaria de Salud en busca de un acuerdo para cubrir, con base a la disponibilidad de recursos propios, todos los adeudos.
       
Quirino Ordaz Coppel precisó que su gobierno, desde inicio de sexenio, emitió un decreto de austeridad en busca de ahorros, lo que le ha permitido canalizar 160 millones de pesos al Seguro Popular y 40 millones de pesos a diversas necesidades del sector salud.
          
Subrayó que sus demandas son justas, pero se debe entender que estos movimientos trastocan la prestación de los servicios a pacientes, los cuales son ajenos a sus problemas.
         
El personal sindicalizado exige que se cubra a las casas comerciantes con las que tienen créditos vigentes por adquisición de electrodomésticos, los cuales son cerca de 190 millones de pesos que les han sido descontados en nómina desde el año pasado y no han sido enterados.
    
La Sección 44 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud colocó en centros de salud y hospitales, un listado de sus demandas, entre ellas, el pago retroactivo de la profesionalización de enfermeras, así como el concepto 30 para personal asignados a las aéreas de riesgos de contagio.
      
Julieta Montiel, delegada sindical del Hospital General de Culiacán, externó que a cerca de siete mil trabajadores se les adeuda, los vales de uniformes y al personal formalizado ente el 2014-2016 no se le ha incorporado al Fondo Estatal de Ahorro y Capitalización.
     
Comentó que miles de agremiados al sindicato, desde casi 20 meses, cubre intereses moratorios a las casas comerciantes, con las que sacaron electrodomésticos a crédito, puesto que los descuentos que se les aplican en la nómina para cubrir las mensualidades no han sido entregados a los negocios.
      
Por segunda ocasión en esta semana, a excepción de los servicios de urgencias y áreas de terapia intensiva, en centros de salud, clínicas y hospitales del estado, el personal sindicalizado volvió a suspender labores por espacio de tres horas.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS