Explosión del Popo espanta a habitantes de tres estados

El estruendo del Popocatépetl se escuchó en Morelos, Puebla y el Estado de México
Vecinos de estados cercanos al volcán sintieron el estruendo en sus casas. (CENAPRED)
31/01/2018
04:20
Corresponsalías de Morelos y Puebla
-A +A

El volcán Popocatépetl registró a las 16:21 horas de ayer una explosión que se escuchó en los municipios aledaños de Morelos, Estado de México y Puebla, acompañada de una columna de humo que superó los tres kilómetros de altura con alto contenido de ceniza, informó el Centro Nacional de Prevención de Desastres (Cenapred).

De acuerdo con el órgano de monitoreo del volcán, la nube de cenizas cayó principalmente en la zona noroeste. Previamente, se identificaron 48 exhalaciones de baja intensidad acompañadas de vapor de agua y gas, cuatro sismos volcanotectónicos y cuatro explosiones. Esta actividad, explicó el centro, está contemplada dentro de los escenarios del Semáforo de Alerta Volcánica, que actualmente se mantiene en amarillo Fase 2.

El Cenapred recomendó a los pobladores de los Altos de Morelos (Huitzilac, Tepoztlán, Tlayacapan, Totolapan, Tlalnepantla, Ocuituco, Tetela del Volcán y Zacualpan de Amilpas) mantenerse alerta a los reportes en caso de que se incremente la actividad volcánica y evitar acercarse a la zona del volcán.

Habitantes del municipio de Tetela del Volcán, Morelos, reportaron al personal de Protección Civil del Estado, el estruendo causado por la explosión del Popo. La localidad está ubicada a unos siete kilómetros de distancia del volcán y de acuerdo con los habitantes sintieron la sacudida del Coloso de Fuego seguido de un intento de fumarola.

Pensaron que era un temblor En Amecameca, Estado de México, las explosiones del volcán ocasionaron, en algunos casos, miedo entre habitantes de colonias del centro del municipio y en comunidades cercanas, pues muchos pensaron que se trataba de un terremoto.

popo2.jpg

Los vecinos del centro de Amecameca escucharon con mayor fuerza el primero de los estruendos, por lo que varios salieron de sus casas para saber qué era lo que ocurría.

“Se escuchó como un trueno o un rayo, como cuando está lloviendo muy fuerte y truena el cielo, además, todos los vidrios de ventanas y puertas se estremecieron, pensamos que se romperían”, afirmó Josefina Trueba, residente de la cabecera municipal.

Minutos más tarde, los habitantes supieron que el estruendo provino del volcán Popocatépetl y lo consideraron entonces normal, porque esas explosiones son comunes y frecuentes para ellos.

Cuando se registró la segunda explosión ya estaban prevenidos y sabían que era la actividad que mantiene de manera constante Don Goyo desde la mitad de la década de los 90.

Después de las dos explosiones, personal de Protección Civil realizó recorridos por las comunidades aledañas al Coloso de Anáhuac y no observaron caída de ceniza en las áreas pobladas de Amecameca.

Por su parte, Protección Civil del estado de Puebla informó que se registró una emisión moderada de ceniza hacia el norte del estado.

De acuerdo con autoridades del estado, el estruendo se escuchó en Cuautlancingo y Atlixco, donde ciudadanos reportaron en sus redes sociales la explosión en el coloso.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS