Se encuentra usted aquí

La grabación del Gran jefe Chichimeca y el Verde

Lorenzo Córdova y su decisión: un caso más donde hombres y mujeres llegan a puestos claves de poder y no son capaces de mantener posturas críticas que promuevan cambios positivos
14/08/2015
02:02
-A +A

Si Lorenzo Córdova votó a favor del Partido Verde por miedo, México habría perdido a un gran defensor de la democracia.

Se trataría de un caso más en donde hombres y mujeres llegan a puestos clave de poder y no son capaces de mantener posturas críticas que promuevan cambios positivos. Y sí, radicales.

Tenemos varios ejemplos. Acuérdense de los secretarios de Gobernación Santiago Creel y Fernando Gómez Mont. ¿O que me dicen del propio Manuel Bartlett? Cuando pudieron realizar propuestas transformadoras (concesiones, legalización de drogas, transición) se mantuvieron en el status quo y jamás abanderaron las causas que hoy dicen defender.

Me temo que algo pudo ocurrir en el seno del INE para inclinar la balanza a favor del Partido Verde. Alimentan este temor dos asuntos:

El primero tiene que ver con la presión y guerra sucia que vivió el propio Córdova en días previos a decidir sanciones en contra del PVEM. La más famosa es la artera e ilegal grabación del “no mam.. ca… gran jefe… nación Chichimeca….”

No señalo a alguien en particular como autor intelectual. Eso lo deben informar las autoridades. Pero sí sé que el propio consejero y sus cercanos consideraron probable una mano verde.

El segundo punto es la inconsistencia argumentativa de un excelente intelectual como Lorenzo.

Ayer, en EL UNIVERSAL, publicó las razones por las cuales votó a favor de la permanencia del Verde Ecologista. Se trata de un texto confuso.

Básicamente acepta la existencia de causales por las que un partido puede perder el registro: violaciones graves y sistemáticas a la ley. “Esta retahíla de conductas ilegales ha sido conocida repetidamente por el INE”, escribió. Pero su postura para apoyarlo tiene que ver más con la posible afectación a los ciudadanos que se quedarían sin el partido con el que simpatizan. Al final escribe: “No me parece que los ilícitos en que incurrió el Verde hayan puesto en riesgo la superviviencia del sistema democrático ni al Estado constitucional como para retirarle el registro”. Total, ¿está hablando de violaciones graves que a su parecer no afectan al sistema democrático o de la defensa de derechos político-electorales de seguidores y miembros del Verde?

No es fácil intentar justificar una posición en tan polémica y dividida votación dentro del propio Consejo General.

Ojalá vengan mejores tiempos para Lorenzo y el país.

Y ojalá sean suficientes 26 sanciones equivalentes a cerca de 600 millones de pesos para inhibir las violaciones graves y reiteradas a la ley y no un ejemplo a seguir.

Obtuvo el grado de maestría con mención honorífica en Análisis Político y Medios de Información en el Tecnológico de Monterrey, en convenio con la Universidad de Georgetown y Harvard. Realizó...

TEMAS

 

COMENTARIOS