Se encuentra usted aquí

Lupa a consultorios de farmacias

Multiplicados al infinito como alternativa a las graves carencias de la medicina social del país, la posibilidad de una revisión barata sin esperar tres o cuatro semanas a la cita con médico familiar, los consultorios médicos adyacentes a farmacias privadas se han convertido en un arma de dos filos.
13/07/2015
02:30
-A +A

Si desde un ángulo se convierten en antídoto contra la peligrosa automedicación, desde otro se vuelven lesivos frente a casos que reclaman atención constante, como los embarazos o las enfermedades crónico-degenerativas.

La pregunta encierra la disyuntiva: ¿servicio social o negocio para las firmas que los patrocinan?

El asunto lo analizó integralmente el más prestigiado organismo privado del país en materia médica: la Fundación Mexicana para la Salud, conocida como Funsalud, bajo un esquema neutral.

Desde la posibilidad de empleo para miles de egresados de las escuelas hasta la regulación sanitaria en la materia, pasando por el papel de los servicios de atención primaria a la salud, la calidad de la atención médica y la colaboración público-privada en la materia y, naturalmente, los presuntos conflictos de intereses.

Las conclusiones son interesantes:

—Aunque en México los esfuerzos regulatorios están dirigidos al cumplimiento de la normatividad, no se han investigado las implicaciones en el contexto de un modelo de atención primaria a la salud, donde interaccionan cuestiones como la atención del embarazo y el seguimiento adecuado de enfermedades crónicas.

—Si bien en Estados Unidos existen consultorios similares, se han colocado varios candados para garantizar una atención adecuada; uno de ellos es que el enfermo esté inscrito a la seguridad social.

Más aun, existe lo que se llamaría “menú de servicios”, con la novedad de que se hacen esfuerzos concretos para regular la calidad de la atención y vincularla de manera más explícita con otros servicios de atención primaria o con el resto del sistema.

La investigación incluyó entrevistas a médicos que trabajan en los consultorios bajo distintos parámetros, ubicándose que éstos laboran bajo un salario que se compensa con bonos en función de las ventas de medicamentos.

El problema es que de acuerdo al tipo de farmacia son los medicamentos que se perciben. Estamos hablando, por ejemplo, cuando la oferta de ésta incluye productos de marca propia o cuando se especializa en vender genéricos elaborados especialmente para ella.

En el caso de las farmacias independientes, es evidente la influencia de los productos de mostrador para efectos de prescripción.
Consulta barata a condición de consumo.

La indagación del organismo encabezado por José Campillo García reveló que existen diferentes calidades en el servicio.

La Comisión Nacional para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) ha sancionado a algunos consultorios con clausuras por no trabajar en la detección de enfermedades crónico-degenerativas, o por cuestiones físicas, como el colocarse una puerta o ventana en los consultorios para comunicación directa con las farmacias.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Salud Pública, de 28 mil farmacias establecidas en el país 15 mil cuentan con consultorios médicos.

Aunque el auge se inició a finales de los 90 como una estrategia de las Farmacias de Similares para introducir su oferta, entre 2010 y 2014 se incrementó la presencia de consultorios integrados a farmacias en 340%, pasando de 4 mil 370 a 15 mil.

El 30% de los enfermos que llegan a ellos tienen seguridad social del IMSS o del ISSSTE; otro 38% está afiliado al Seguro Popular. La razón de desechar la consulta en las instancias habla de carencia de medicinas o de largos tiempos de espera.

Se calcula que el gasto de bolsillo alcanza 5 mil 900 millones de pesos al año, por más que el precio de las consultas oscila entre 20 y 40 pesos.

La coyuntura para el crecimiento acelerado de los consultorios con farmacia se dio cuando la Secretaría de Salud prohibió vender antibióticos sin receta médica.

Actualmente las unidades privadas ofrecen 455 mil consultas diarias, frente al medio millón de los médicos familiares del IMSS.

La lupa está activada.

Balance general. La sorpresa de la temporada es que la Comisión Federal de Competencia Económica está indagando una posible colusión de Aeroméxico con la empresa aérea estadounidense Delta y la red Sky Team que aglutina 20 firmas similares.

La presunción es que las compañías se ponen de acuerdo para plantear vuelos y horarios.

En Estados Unidos se realiza una indagación similar, solo que ésta en contra de Delta.

Las dos compañías pugnaron en su momento por que el acuerdo bilateral aéreo entre ambos países incluyera una cláusula de inmunidad antimonopólica, a lo que se opusieron Volaris e Interjet.

La intención era legitimar su alianza.

La colusión se considera práctica monopólica absoluta de acuerdo con la Ley Federal de Competencia Económica, por lo que, de resultar culpable, la principal línea aérea del país sería acreedora a una multimillonaria sanción.

¿Y luego? Una pregunta recorre Monterrey: ¿qué hará el grupo Alfa con los 593 millones de dólares que recaudó de una colocación accionaria de su filial Nemak, quien según el presupuesto de colocación se destinarían a la compra de mayoría de capital de la petrolera colombiana Pacific Rubiales que cotiza en la Bolsa de Toronto?

La operación, como usted sabe, se cayó ante la insistencia de la parte vendedora en que se aumentara la oferta de mil 700 millones de dólares que había colocado el conglomerado mexicano.

Ahora que Alfa salió raspada de la decisión, dado que las acciones de la firma en el escaparate se cayeron 45.21% en su cotización, con la novedad de que éste había comprado previamente un paquete de 18.98%.

El precio fijado entonces fue de mil millones de dólares canadienses.

La paradoja es que del otro lado de las monedas creció el precio de los papeles del consorcio en la Bolsa Mexicana de Valores y se revaluaron sus emisiones de deuda.

Capa caída. A contrapelo del discurso triunfalista del gobierno, la actividad industrial del país se mantiene cuesta abajo en su rodada. En mayo pasado registró un retroceso a tasa mensual de 0.44%, el peor desde el 2013, cuando la caída llegó a 1.53.

El principal tropiezo lo tuvo la construcción, con un declive de 1.49%.

A su vez, las industrias manufactureras sufrieron un revés de 0.95%, en tanto la generación, transmisión y distribución de energía eléctrica cayó 0.80%.

El lunar lo constituyó la minería, con un crecimiento de 0.08%.

Ecos de Fundidora. En el marco de los documentales que transmite Azteca 13 a la medianoche del viernes, se presentó la epopeya de una de las firmas orgullo de Nuevo León, la Fundidora de Monterrey. El horno número tres convertido en museo, el nacimiento del Parque Fundidora, el latido histórico de una firma emblemática.

 [email protected]

Periodista, cronista de la Ciudad de México, hombre de letras y, al mismo,tiempo profesional de la economía. Analiza en la radio y en la prensa los difíciles problemas financieros del país y del...
 

COMENTARIOS