Se encuentra usted aquí

DF: enderezar el timón

17/07/2015
03:00
-A +A

En 2012 Miguel Ángel Mancera llegó a la jefatura del Gobierno del Distrito Federal con el mayor porcentaje de votos obtenido por un candidato, desde que a los habitantes de la capital del país se les dio la facultad de elegir a sus gobernantes en 1997. A tres años de distancia, la situación es diferente: la popularidad del mandatario ha declinado; en las elecciones intermedias el PRD, partido que lo postuló, obtuvo los peores resultados en 18 años de gobernar la capital, y la percepción de inseguridad se encuentra en su punto más alto de los últimos 10 años —de acuerdo con la más reciente encuesta sobre el tema realizada por EL UNIVERSAL en febrero—. La opción que aparecía era la de cambios urgentes.

Ayer Mancera puso en marcha una serie de modificaciones en el equipo que lo acompaña en la tarea de gobernar, luego de que hace 15 días había anunciado que pidió la renuncia a los integrantes de su gabinete para realizar una evaluación de las tareas desempeñadas y con base en ello mantener únicamente a los que habían cumplido con la encomienda de su cargo.

En total, hubo ajustes en nueve de los 22 puestos que integran su gabinete legal y ampliado. Los cambios, señala Mancera, son en respuesta a demandas expresadas por la ciudadanía. Para el jefe del GDF se trata de una corrección en el rumbo y de demostrar que la sociedad es la que orienta hacia dónde debe dirigirse su administración.

La composición de su equipo se torna plural. El segundo puesto más importante del gobierno de la ciudad lo ocupa ahora una mujer, Patricia Mercado, ex candidata presidencial de Alternativa Socialdemócrata en 2006. A la dirección del Metro, uno de los cargos que se han colocado en el centro de la polémica en los últimos meses, como consecuencia del cierre parcial en la Línea 12 que suma casi año y medio, llega precisamente quien desde la Asamblea Legislativa tuvo a su cargo investigar las irregularidades en dicha obra, Jorge Gaviño, dirigente del Panal en el DF. Integra también a Laura Ballesteros, ex panista y ex candidata de PRI-PVEM a la delegación Miguel Hidalgo. La composición pluripartidista debe servir para demostrar que distintos puntos de vistas pueden coincidir para el bien del Distrito Federal.

Hubo también casos en los que se trató de enroques: la misma Mercado, de la cartera de Trabajo a la de Gobierno; Héctor Serrano, de Gobierno a Movilidad; Rosa Icela Rodríguez, de Desarrollo Social a Desarrollo Rural. Quienes están en esta situación tendrán que demostrar que mantuvieron sus cargos por su buen desempeño y que seguirán en esa ruta.

El alcance de las modificaciones está por verse, por lo pronto las fuerzas políticas opositoras en la capital coinciden en elogiar el movimiento. Para ganar hay que arriesgar.

 

COMENTARIOS