No tengo cadáveres en el clóset: Meade

Asegura que es una gente que no guarda cadáveres en el clóset ni en ningún otro lado; confía en que la unidad en el PRI es real; promete sumar a Osorio, Nuño y Narro
José Antonio Meade Kuribreña Aspirante a la candidatura presidencial del PRI (FOTOS: ULISES CASTELLANOS. EL UNIVERSAL)
29/11/2017
03:00
Jorge Ramos Pérez
-A +A

[email protected]

La mañana del 27 de noviembre, el secretario de Hacienda, José Antonio Meade Kuribreña, salió de Palacio Nacional tripulando su auto. Iba a Los Pinos a renunciar. Hoy está convencido de que volverá a Palacio como Presidente de la República.

En entrevista con EL UNIVERSAL dice que no guarda cadáveres en el clóset y sólo ve hambre de poder en la oposición.

Con 20 años en el servicio público, en los últimos meses, como presidenciable se hizo evidente su uso del transporte público y en aviones viaja en clase turista.

¿Lo prepararon toda su vida para ser el Presidente de la República?

—Me prepararon en el servicio, me enseñaron a trabajar por los demás. Eso es lo que me motiva a buscar la candidatura. Me motiva que quiero honrar el ejemplo de mis padres, él es servidor público, ella educadora que trabajó en el DIF, y los dos nos inculcaron desde pequeños la importancia de trabajar por los demás. Mi esposa y yo concluimos estudios superiores y eso nos obliga siempre a tener una vida de compromiso. Ambos prometimos a nuestros hijos que nos dedicaríamos a construir un México mejor.

Otros aspirantes no llegaron y dicen que apoyan su eventual candidatura, ¿es real esa unidad o es ficticia?

—No sólo es real, sino que es un proceso que tiene muchos años de construirse. Los conozco a todos desde hace mucho tiempo, con todos he hecho equipo y he construido proyectos. A todos nos anima el seguir fortaleciendo los procesos que se han logrado para transformar al país, todos reconocemos que hay realidades que implican modificaciones, cambios, nuevas soluciones, pero yo creo que la unidad estaba ahí en lo fundamental, y lo fundamental es que compartimos una visión de país, compartimos un anhelo de que a México le vaya bien, eso es lo que motiva nuestro servicio público y eso nos ha permitido ser compañeros de camino por mucho tiempo en diferentes trincheras.

Artículo

Consejero del INE no ve proselitismo adelantado de Meade y AMLO

"No veo que estén en una promoción del llamado al voto, vamos a ver qué situaciones se presentan estos días", expresa Marco Antonio Baños

¿No es una unidad a fuerza?

—Creo que no, yo creo que es una unidad real porque todos sabemos que es una elección muy importante y hay mucho en juego. La unidad está cimentada en valores fundamentales.

¿No hay fracturas en el PRI?

—Yo no las veo, yo al contrario, me parece que el espacio que vimos el lunes es un espacio que nos permitió ir a buscar en el PRI apoyo, aliento, que me sientan cerca, que me tengan confianza, y permitió además algo que para mí fue especialmente emotivo, en cada espacio recordaron mi historia, recordaron mi afecto, recordaron proyecto, recordaron la política pública, empezando en la CTM con Carlos Aceves del Olmo, y entender ahí una trayectoria, una historia, además de dos generaciones cerca de instituciones que para los trabajadores son muy importantes, las que cuidan su salud, las que le dan acceso a la vivienda, instituciones que se han modernizado, que han mejorado, que hoy ofrecen una respuesta mejor y en la que hemos trabajado juntos por muchos años. Yo tengo una trayectoria muy cercana al campo, fui fundador de la Financiera Rural, me tocó transformar la rural y lo hicimos de la mano con la Confederación Nacional Campesina (CNC). En la CNOP conozco de mucho tiempo a Arturo Zamora, ahí se agrupan los anhelos de las clases populares, hay una expresión muy importante del servicio público, ahí está la Federación de Sindicatos de Trabajadores al Servicio del Estado (FSTSE), de Joel Ayala.

Video

El doble destape de Meade

El ex secretario de Hacienda, José Antonio Meade, enfrentará una despiadada contienda electoral.

¿No ve un rompimiento de la militancia en el tricolor?

—Yo creo que no, primero porque se me reconoce como simpatizante de mucho tiempo atrás y segundo, porque responde a una convicción profunda de alto consenso, de una decisión valiente y comprometida del PRI de abrirse a la sociedad, de buscar que partido y ciudadanos caminen juntos. Se medita y traduce en una modificación en el estatuto, una modificación en la Asamblea XXII (de agosto pasado) que movilizó cientos de miles de conciencias y nos dio un estatuto que abre de puertas y ventanas al PRI. No es una decisión que se tomó ayer, es una decisión que se tomó desde hace algunos meses y se materializó el lunes.

Todo lo que ocurrió el lunes olió a naftalina, a viejito, ¿cómo lo ve?

—No, porque hay muchas razones. No es el mismo acto de siempre sino que tiene renovado significado al descansar en nuevos principios; es liturgia renovada porque descansa en nuevos estatutos, nuevas prácticas. Es la primera vez que va un simpatizante y que con humildad pide el apoyo, pido que me haga suyo cada sector y eso no formaba parte de la tradición en el priísmo.

Artículo

Meade, mejor opción para el PRI: expertos

Estrategia del Presidente puede vencer a AMLO, aseguran; afirman que su mayor ventaja es no militar en el tricolor
Meade, mejor opción para el PRI: expertosMeade, mejor opción para el PRI: expertos

¿Usted cree o está seguro de que quienes no llegaron como Miguel Ángel Osorio, Aurelio Nuño, lo apoyarán?

—Estoy absolutamente seguro porque todos hemos tenido comunión en un proyecto y en una visión.

¿Sumaría a Osorio, a Nuño, a Narro o a De la Madrid a su equipo?

—A ellos y a miles más, incluso volteando a ver fuera del partido. Me anima la posibilidad de que este sea un proyecto incluyente y escuchemos muchas voces. Hoy tenemos un México plural, construido en el diálogo, donde no hay una sola voz que impere. Al país no le sirven propuestas que dividen o confronten.

O sea, no un ánimo rijoso...

—Un ánimo constructivo, que dé esperanza y reconcilie. Permitir a la sociedad civil trabajar de la mano con el gobierno; que partidos y ciudadanos se sienten en la misma mesa.

Sin paraísos fiscales

La convocatoria marca que aún puede registrarse otro aspirante, ¿usted se veía puesto a ir a una interna o esto ya es un “dedazo”?

—La convocatoria tiene tiempos, implica algunos requisitos. Estoy muy contento, no solamente de haber presentado los requisitos como simpatizante, sino de haberlo podido acompañar ayer de expresiones de apoyo de todos los sectores.

¿No lo ve como un “dedazo”?

—Es difícil considerarlo así si uno va revisando lo que ésto ha implicado: primero una asamblea con miles de voluntades. Reconociendo la importancia en el proceso del Presidente de la República, también es cierto que esta es una decisión que no se da en un vacío, que se da en el contexto de una trayectoria de vida, de un partido que toma una decisión de abrirse hacia el simpatizante.

Nos hemos llevado chascos impresionantes en la vida política en México, ¿José Antonio Meade no teme que le aparezcan propiedades, empresas, conflictos de interés, cuentas inexplicable, paraísos fiscales?

—Ninguna de esas, son 20 años de servicio público ininterrumpidos, 20 años de que la gente me conozca, sepa cómo vivo, sepa quién soy, sepa cómo soy. Me he sujetado con convicción y con claridad al mundo de transparencia en el que hoy vivimos y que debemos de seguir profundizando.

¿Tiene cadáveres en el clóset? ¿Se siente lo suficientemente blindado frente a un tema que le pueda brincar en los próximos meses?

—Soy una gente de valores, soy una gente de familia y soy una gente de convicciones. Soy una gente que no guarda cadáveres en el clóset ni en ningún otro lado.

PRI, construye

¿Está consciente de que carga con un partido por el que la mayoría, según las encuestas, no votaría?

—Es un partido que se abrió a la sociedad e invitó a simpatizantes, que ha construido instituciones y ha estado siempre presente en las discusiones y en la construcción del México que queremos. No hay una sola institución, ninguna, que tengamos hoy en el país, que no haya nacido con el concurso de quienes desde el PRI construyeron esos acuerdos, desde la seguridad social, el IMSS, el ISSSTE, el INE y el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, pasando por las grandes empresas productivas del Estado, Pemex y CFE. Me ha tocado verlos construir con generosidad y acordar. Por eso simpatizo y por eso me siento muy orgulloso, muy esperanzado de la posibilidad de abanderarlos.

Artículo

​AMLO llama "señoritingo" y "pelele" a Meade

De gira por Michoacán, el tabasqueño aseguró que el PRI ya no podrá imponerse en las elecciones de 2018
​AMLO llama "señoritingo" y "pelele" a Meade​AMLO llama "señoritingo" y "pelele" a Meade

Las encuestas lo ponen lejos, bastante lejos de López Obrador, ¿le parece inalcanzable Andrés Manuel?

—Me ponen ya bastante más cerca en un proceso que apenas empieza, y la final estoy seguro que la voy a ganar.

¿En julio se ve rebasando tranquilamente a López Obrador?

—Sin ningún problema.

López Obrador, Jaime Rodríguez El Bronco y otros minimizaron su destape, dicen que así va a ser más fácil ganarle al PRI, porque representa más de lo mismo, ¿qué les responde?

—Represento más de quienes quieren construir, buscar unidad y ponen su experiencia a un rumbo cierto. Represento más de quienes consideran que no es en las viejas recetas en donde vamos a encontrar soluciones a los nuevos problemas. El país necesita unidad y no división, experiencia y rumbo cierto, no sobresaltos ni ocurrencias.

Frente Ciudadano por México y AMLO...

¿Qué diferencia ve entre el Frente Ciudadano por México y Andrés Manuel López Obrador?

—En el caso de ambos, lo que hay es hambre de poder y no ganas de transformar. El PRI se transformó y eso implicó sumar voluntades de militantes y simpatizantes, generar espacios de confianza y no de encono.

¿Le teme al Frente Ciudadano?

—No, ni a Andrés Manuel. Tengo absoluta certeza de que voy a ganar.

Artículo

Agradece Meade apoyo durante el día "más emotivo" de su vida

En el video se observan varias imágenes de los eventos a los que asistió ayer el aspirante a candidato a la Presidencia de la República por el PRI
Agradece Meade apoyo durante el día "más emotivo" de su vidaAgradece Meade apoyo durante el día "más emotivo" de su vida

¿Usted le puede quitar votos al PAN o le quiere quitar votos al PAN?

—Yo quiero sumar muchas voluntades y mucha sociedad.

¿Qué opinión le merecen los candidatos independientes?

—Yo tengo un enorme aprecio por muchos de ellos, hemos sido compañeros y amigos. Su voz enriquece el debate, pero la posibilidad de apertura que hoy ofrece el PRI a los simpatizantes, es una posibilidad de construir sobre la base de un marco mucho más sólido y mucho más probado.

El escenario de Nuevo León, ¿no cree que podría replicarse a nivel nacional?

—No, estoy seguro que voy a ganar.

¿Cuál es el mayor problema de México: pobreza, inseguridad, corrupción?

—Tenemos muchos retos y muchas fortalezas, e instituciones que consolidar. Tenemos que enfrentar de mejor manera el reto de seguridad y justicia, ser muy claros y muy contundentes en que no puede haber un paso al margen de la ley, que México tiene que ser un país de leyes. Debemos trabajar en una inclusión mucho más plena de la mujer y trabajar en la economía familiar: certeza de comida en la mesa, techo, educación, salud, y seguridad en las calles.

¿Cómo deja el país económicamente? Creo que desde 1994 no ocurre una desgracia de que nos dejen al país colgado de alfileres...

—Tenemos finanzas públicas sanas, incluso si nos comparamos con Latinoamérica o los países emergentes del G20. Somos de los pocos países que tienen un superávit primario y están ubicados en una ruta de deuda a PIB decreciente. Hay expectativas de inflación bien ancladas. Hay un crecimiento resistente, balanceado y con generación de empleos histórica. Hay una importante reducción en la pobreza extrema.

Opinión

Las pesadillas de Meade

Sabe cómo hablar ante medios, con empresarios, pero ¿será candidato atractivo para el público en general?

¿Cuáles serían sus prioridades?

—Seguiremos teniendo un reto muy importante en inclusión, tenemos un reto en seguridad y justicia, tenemos un reto en Estado de derecho y en materia de corrupción, tenemos que seguir consolidando la economía familiar y sumar a mujeres y niños, y de todo ello habrá espacio para abundar ya en la etapa de la campaña.

El simil con Plutarco Elías Calles ¿Con qué parte de Elías Calles se queda, con cual se siente más identificado?

—El presidente Elías Calles fue cinco veces secretario de Estado, yo encabecé cinco secretarías, a mí me faltaba Guerra y Marina, lo voy a buscar por la vía de ser el comandante supremo de las Fuerzas Armadas.

¿No le incomodó ese elogio de Luis Videgaray y luego el tema de los despistados del presidente Peña Nieto?

—A mí nunca me incomoda el elogio de un amigo, Luis Videgray es mi amigo de mucho tiempo, como lo son todos quienes forman parte del equipo del Presidente. Nunca habré de reprocharle a un amigo que sea generoso conmigo. Me parece que ese es el alcance que tuvo el comentario y no ningún otro, el ámbito de reconocer que hemos caminado juntos, que lo hemos hecho en el afecto, que lo hemos hecho en la amistad, que es algo de lo que yo me siento muy contento y muy agradecido. La vida me ha dado la oportunidad de hacerme amigo de muchos mexicanos que han puesto al centro de su ser, al centro de su desempeño, al centro de su vocación, el ayudarle a México a ser mejor y de todos ellos me siento yo orgulloso y agradecido. A todos les he aprendido, a todos les he visto emoción por transformar, les he visto aportar con pasión ideas y les he visto estar dispuestos a consensuar, a construir y acordar para que México vaya caminando siempre mejor, y de todos ellos me siento orgulloso de ser amigo.

¿No se puso en riesgo su eventual postulación a la candidatura?

—Este es un tema que no se construye de un día para otro.

Todos tenemos miedos, ¿cuáles son los miedos de José Antonio Meade?

—Yo trabajo siempre con el ánimo, con el entusiasmo de que no quede nunca por mi esfuerzo. Siempre he pensado que debe uno de vivir la vida, y el servicio público y el trabajo por los demás, poniendo todo su ánimo y toda su concentración, y no voltear hacia atrás y pensar que me quedé corto en algo, que un día mis hijos me reclamen que habiendo estado en mis manos poner un esfuerzo mayor, me haya yo quedado corto.

¿No se ve como el próximo Francisco Labastida, que en 2000 no pudo retener la Presidencia de la República aún estando el tricolor en el poder?

—La suma del partido, simpatizantes y de millones de voluntades que quieren que México sea una potencia, nos llevarán al triunfo.

Y se va en su auto, como copiloto de su secretario particular, a seguir en la brega, con la vista fija en ganar en 2018.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS