Josefina y Juan Zepeda arropan a Anaya

La panista y el perredista, rivales el año pasado en Edomex, asisten a mitin; el candidato dice que no será sencillo terminar con la inseguridad en el país
El candidato presidencial de la coalición Por México al Frente, Ricardo Anaya Cortés (centro), encabezó un acto de campaña en el que participaron Josefina Vázquez Mota (segunda de izq. a der.) y Juan Zepeda (quinto de izq. a der.). Foto: ARIEL OJEDA
15/04/2018
03:07
Suzzete Alcántara
-A +A

[email protected]

Ecatepec, Méx.— El candidato presidencial de la coalición Por México al Frente, Ricardo Anaya Cortés, adelantó que no será fácil resolver el problema de inseguridad que vive el país, aunque se dijo convencido de poder minimizarlo con una estrategia integral en la materia.

El panista visitó ayer este municipio, considerado uno de los mas violentos del país, donde fue arropado por los candidatos del Frente al Senado, Josefina Vázquez Mota (PAN) y Juan Zepeda (PRD), quienes hace un año fueron adversarios al competir por la gubernatura del estado.

Zepeda aprovechó la presencia de Vázquez Mota para hacerle un guiño, al decirle que si bien el año pasado compitieron de manera legítima, defendiendo cada uno su proyecto, hoy están unidos a través de la coalición que no se logró en 2017.

“Me da gusto saludar a quien el año pasado fue mi rival, pero hoy estamos unidos, a mi querida amiga Josefina Vázquez Mota. Aquí se ve que somos capaces de encontrar coincidencias, porque lo que nos une es traer más seguridad a los mexiquenses”, afirmó el perredista.

En su mensaje, Anaya enfatizó: “No estoy diciendo que va a ser fácil [combatir la inseguridad], pero estoy convencido que lo vamos a lograr. Yo se los garantizo, vamos a recuperar la paz y la tranquilidad que se han perdido en nuestro país”, expresó.

Precisó que la estrategia de seguridad que implementará tendrá dos ejes: “La prevención, para atacar las causas más profundas de la inseguridad y, por otro lado, atacar el problema, pero con mucha mayor inteligencia, con tecnología, para verdaderamente dar resultados”, detalló.

Coincidió con Zepeda en que se pueden recuperar la paz y la tranquilidad con una estrategia inteligente, además de combatir los feminicidios que acechan la entidad.

“Ya lo dijo Juan: ‘¿Cómo aquí al lado, en Neza, la gente sí vive con seguridad?’, y, en Ecatepec, con el gobierno del PRI, hay un absoluto desastre y descontrol. Se puede. Con la estrategia correcta, invirtiendo los recursos, atendiendo las causas más profundas y, por supuesto, con policías confiables, bien pagadas y del lado de la gente, vamos a recuperar la paz y la seguridad en Ecatepec”, dijo. El panista también estuvo acompañado de su esposa, Carolina Martínez, quien muy atenta veía cómo el llamado rockstar del sol azteca mostraba a su nuevo amigo, Anaya, cómo hacer la señal del rock.

Como una buena dupla y porque son de la “misma banda”, señalaron, ambos arremetieron contra el PRI “corrupto” y aseguraron que llegó el momento de que en México haya un gobierno de coalición.

“¡Fuera, fuera, fuera!”, coreaban los más de mil simpatizantes del PAN, PRD y MC, quienes dos horas antes se dieron cita para escucharlos.

A diferencia del acto en Toluca en el que arrancaron 40 minutos después de la hora, todos fueron puntales y entraron entre empujones al ritmo del Son de la Negra.

El candidato presidencial dijo que en el Estado de México no hay dinero porque los “sinvergüenzas [del PRI] se lo roban”, por eso dijo: “Se debe escuchar fuerte en Ecatepec, sus días están contados, les vamos a ganar.

“Ustedes lo saben, con el gobierno del PRI, México y Ecatepec no van por el camino correcto. Hay más corrupción que nunca y cuando preguntamos por qué no se resuelven los problemas de todos los días, responden: ‘Es que no hay dinero’”, acusó.

Anaya se comprometió con los mexiquenses a “cuidar” el gasto público para que haya médicos y medicinas, y se mejore el transporte, a fin de que todos tengan calidad de vida. De igual forma, les dijo que se va acabar con todos los gastos excesivos que hacen los políticos y que no se necesitan, porque sólo así se podrán resolver los problemas como el tema del agua: “Ahí están los gastos en las camionetotas y en los celulares. No hay dinero porque se lo roban”, señaló.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS