En segundo debate en Morelos: Blanco no va, Vera se va y Meade llama a alianza

Los candidatos hablaron sobre el programa de Beca Salario, apoyo a jefas de familia y el apoyo a las familias de damnificados por el sismo del pasado 19 de septiembre
En segundo debate en Morelos: Blanco no va, Vera se va y Meade llama a alianza
FOTO: Tomada de Twitter
21/06/2018
16:32
Justino Miranda / Corresponsal
Morelos
-A +A

CUERNAVACA, Mor.- El segundo debate entre candidatos a gobernador de Morelos se distinguió por la ausencia del abanderado de la coalición “Juntos haremos historia”, Cuauhtémoc Blanco Bravo, la salida inesperada del abanderado de Nueva Alianza y la convocatoria del priista Jorge Meade a los contendientes del PVEM, Partido Humanista y el independiente Fidel Demedicis para lograr una alianza partidista.

En el desarrollo de los temas, los candidatos hablaron sobre el programa de Beca Salario, apoyo a jefas de familia y el apoyo a las familias de damnificados por el sismo del pasado 19 de septiembre.

En el tema de la beca salario el candidato del PRD-PSD, Rodrigo Gayosso Cepeda, subrayó que su propuesta es elevar la beca para los estudiantes de secundaria de 300 a 500, a los de preparatoria de 500 a 700 pesos y para los universitarios de 700 pesos a mil pesos mensuales.

La candidata del PVEM, Nadia Luz Lara Chávez, afirmó que en su administración entregarán becas como estímulos a los estudiantes con excelentes promedios, porque consideró que por ahora la beca no se valora. Nada puede ser gratis, expuso.

Por su parte el candidato del PAN-MC, Mario Caballero, habló de considerar la entrega de la beca salario a estudiantes de escuelas privadas porque actualmente sólo se entregan a alumnos de instituciones públicas. Jorge Meade del PRI también consideró que las becas deben ser para alumnos con buenos resultados.

Mario Rojas, del Partido Humanista, dijo que multiplicaría las becas y los recursos los obtendrá al reducir los salarios de los servidores públicos.

Cuando hablaron sobre la situación de los damnificados por el sismo del año pasado, el abanderado del PRI, Jorge Meade, afirmó que hay dinero suficiente para construir las casas dañadas pero lo que se necesita es transparentar el uso de los recursos. Se dijo con la experiencia acumulada la frente de la Sedesol, delegación Morelos, para levantar las casas derruidas.

Rodrigo Gayosso afirmó que lo primero que se tiene que hacer es un plan de atención y consideró que se debe aprovechar este suceso lamentable para elaborar un plan de desarrollo estatal, pero además firmar un pacto para levantar Jojutla.

Víctor Caballero afirmó que de llegar al gobierno su primera tarea será reconstruir las escuelas, los centros de trabajo y los hogares de los municipios dañados por el temblor.

Nadia Luz apeló a los mecanismo de control de los recursos para la reconstrucción de las zonas siniestradas mediante la creación de una contraloría ciudadana, y precisó que para los trabajos de reconstrucción tendrán prioridad las empresas locales.

Más adelante los candidatos gubernamentales hablaron de la educación y el priista habló de escuelas de tiempo completo en tanto que el independiente, Fidel Demedicis, se pronunció por “erradicar” la diabetes para alcanzar la calidad educativa.

Enseguida el panista Víctor Caballero, médico de profesión, precisó que la diabetes no se puede desaparecer, pero si controlar y retrasar.
Demedicis reviró y expuso que meterá miedo a los alumnos para que no tomen refrescos.

A su vez Rodrigo Gayosso pidió a sus adversario políticos revisar la ley de Protección a los niños, y después la candidata del PVEM les pidió dejar de inventar cosas y trabajar con las instituciones que se tienen.
 

Llamado a alianza

Uno de los momentos de mayor atención en el debate ocurrió cuando el priista Jorge Meade afirmó que Morelos requiere un gobierno confiable porque la ciudadanía se encuentra en un callejón sin salida. “Un gobierno que va de salida y quiere continuar, y otro, el más peligroso, el ausente, Cuauhtemoc Blanco”, dijo.

Entonces pidió a Nadia Luz Lara, Mario Rojas y Fidel Demedicis analizar de forma conjunta, buscar soluciones y sin renunciar a sus candidaturas salvar a Morelos. “Somos los que podemos hacer algo por nuestro estado. Estoy en eso. Los invito a que hagamos esa alianza”, convocó.

La invitación no fue escuchada por el candidato de Nueva Alianza, Alejandro Vera, porque en su presentación abandonó la mesa en protesta por la frivolidad del proceso electoral y de las campañas políticas que se desarrollan, dijo, frente al horror que se vive producto de la violencia, delincuencia, desigualdad, marginación, corrupción, impunidad e injusticia.

Vera inició su participación en el debate con una muestra de solidaridad con las familias de los 114 candidatos y varios centenares de activistas asesinados en el país, en el transcurso de este proceso electoral.

“Mi exigencia para que en los municipios y distritos en donde fueron asesinados, se suspendan las elecciones hasta que se esclarezcan los crímenes y se reestablezca el estado de derecho.

El exrector de la UAEM lamentó que ante esa realidad los candidatos a gobernador no sean capaces de debatir la complejidad de la problemática.

“Inaudito es que en este debate no se considere la atención a las víctimas de la violencia y la delincuencia ni los procesos de pacificación en los ejes temáticos del desarrollo social. Más aún, que, en el foro convocado por el consejo ciudadano, se me haya acusado de faltar al respeto por poner estos temas en el centro del debate”, expuso.

Luego externó que en señal de protesta decidió no participar en el evento y tampoco suscribir el acuerdo de civilidad “con aquellos que han violentado los derechs humanos y corrompen la convivencia democrática”, sostuvo.

msl

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS