Anaya: que AMLO se tome un té de tila, anda muy agresivo

Asegura que el tabasqueño sigue molesto, luego del debate presidencial
Ricardo Anaya hizo un llamado a todos los actores políticos que participan en la contienda electoral para que las campañas se desarrollen de manera pacífica . (ARIEL OJEDA. EL UNIVERSAL)
26/04/2018
02:12
Suzzete Alcántara
-A +A

[email protected]

Puebla, Pue.— Que Andrés Manuel López Obrador “se tome un té de tila”, porque “anda muy agresivo”, dijo el candidato presidencial de la coalición Por México al Frente, Ricardo Anaya.

Eso respondió el panista al ser interrogado sobre los calificativos que le profirió el tabasqueño, después de que Anaya lo retó a debatir cara a cara.

Durante la gira, Anaya se reunió en privado con el ex gobernador de Puebla, el panista Rafael Moreno Valle, quien en su momento fue mencionado como posible aspirante a la candidatura presidencial, y en los recorridos estuvo acompañado de la candidata a la gubernatura, Martha Erika Alonso, esposa del ex mandatario.

Anaya le pidió a Andrés Manuel López Obrador “relajarse”, pues desde el debate del domingo no se le ha pasado el coraje y le puede hacer mal.

“Que se tranquilice. Ya se le acabó [el amor], anda enojado, ¿sí vieron cómo se fue muy enojado del debate?, todavía no se le quita lo enojado porque fue exhibido”, comentó en conferencia.

El abanderado presidencial del PAN aprovechó para hacer un llamado a todos los actores políticos que participan en la contienda electoral a conducirse con serenidad, para que las campañas se desarrollen de manera pacífica y se privilegien las propuestas y no los adjetivos “violentos”.

En el municipio de Tepeaca, un adolescente llegó con una iguana en su hombro al acto proselitista, lo que llamó la atención del panista, al grado que interrumpió su discurso para expresar: “Pensé que era un dinosaurio de los del otro partido. Se parece a los dinosaurios del otro partido”, lo que ocasionó risas y aplausos de los ahí presentes.

Anaya Cortés dijo que si un político comete un acto de corrupción siendo él Presidente de la República, lo meterá a la cárcel, sin importar que “sea de mi partido”, esto durante su tercera visita al estado.

Afirmó que todos los políticos y funcionarios deben ser juzgados por igual, sin distingo partidista y sin importar jerarquía, además de que no podrán volver a trabajar en el servicio público.

También se reunió con simpatizantes del PAN, PRD y Movimiento Ciudadano en Atlixco, donde el panista se solidarizó con quienes se vieron afectados por el sismo del 19 de septiembre del año pasado.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS