Ejercítate y mejora tu estilo de vida

Más allá de satanizarlas como un deporte violento, la práctica de las artes marciales mixtas ofrece diversos beneficios al cuerpo y la mente, además es idónea para hombres y mujeres
Héctor Rafael Puig Hernández, especialista de la clínica Entrena México. (FOTO: ARCHIVO EL UNIVERSAL)
26/08/2017
02:18
KARLA PINEDA
-A +A

[email protected]

La práctica de cualquier deporte brinda diversos beneficios, pero también requiere de un entrenamiento, alimentación y disciplina diferentes. En el caso específico de las artes marciales mixtas (MMA, por sus siglas en inglés), se realiza un trabajo completo entre cuerpo, mente y espíritu, donde cada vez existe mayor conciencia de someterse a chequeos médicos para prevenir lesiones, dejando de lado la idea de que es un deporte salvaje.

Tanto hombres como mujeres pueden practicar estas técnicas. Son un deporte incluyente, el cual también es idóneo para niños pequeños, gracias a las diversas ventajas de realizarlo.

El primero y más importante de los beneficios de practicarlo es que fomenta la salud física y mental; además, te vuelves una persona disciplinada, con autocontrol, trabajas la respiración, concentración, fuerza y flexibilidad.

También tonificas músculos, generas resistencia cardiovascular, eliminas el estrés y te sirve de protección personal, incluso hay quienes lo practican no de manera profesional, solo para defensa.

Evaluación y prevención

En México, la liga XFL, que fomenta el deporte de contacto, se preocupa por sus peleadores, prueba de ello es que antes de cada encuentro los somete a múltiples evaluaciones médicas, donde se les diagnostica y previene cualquier lesión o problema de salud en general, ya que ejercen un deporte de alto riesgo.

“Lo ideal es que cada tres meses se realicen un chequeo, ya que es el ciclo biológico de cambios en el cuerpo, esto sin importar si están próximos a una pelea o no. Es fundamental llevar un control y seguimiento, con exámenes de laboratorio para ver sus condiciones metabólicas, análisis de sangre para verificar si no tiene anemia y revisar su oxigenación.

“Hacemos una historia clínica; con revisión física, vemos las capacidades de su cuerpo, como fuerza, velocidad, coordinación, equilibrio, riesgo de lesiones y antecedentes de las mismas. Ya con los resultados, si vemos algún problema en específico los canalizamos con el especialista. Por ejemplo, el fisioterapeuta o nutriólogo. Es fundamental que los peleadores trabajen con un equipo multidisciplinario de médicos”, afirmó el doctor Héctor Rafael Puig Hernández, médico general, especialista en medicina del deporte.

La realidad es que los peleadores cada vez son más conscientes de la importancia de realizarse chequeos.

Las artes marciales mixtas son un estilo de vida y pasión para sus deportistas. Ellos saben que los cuidados y la prevención son la clave para continuar con los éxitos y prolongar su vida activa.

Base nutrimental

“Muchas personas, por hacer 30 minutos de ejercicio diario, se sienten deportistas de alto rendimiento, pero los que realmente lo son, llevan un entrenamiento con objetivos y competencias, esos dos puntos son fundamentales.

“Los atletas deben cuidar temas de salud, así como su nivel de músculo, de acuerdo con su tipo de cuerpo, estatura y peso. En mujeres, el porcentaje de grasa debe estar entre los 18 y 28 %, mientras que en los hombres de ocho a 18 %. Si estoy por arriba de ese rango, tengo sobrepeso de grasa y ahí hay un problema grave para los peleadores, quienes requieren un peso específico de acuerdo con la categoría donde compitan”, indicó Mara Rivera, licenciada en nutrición y ciencias de los alimentos.

La experta enfatizó que las personas no pueden generalizar las dietas, aunque mida, pese y tenga la misma edad que mi amigo (a). Cada uno necesita una alimentación específica, porque el metabolismo es diferente.

“No estoy a favor del veganismo, porque siempre te hará falta proteína, las nuevas dietas basadas en soya, chícharo o amaranto... la realidad es que a la fecha no hay un estudio científico que te diga si son absorbibles por el estómago como proteína. Eso sí, de las mejores son las de suero de leche, que no te producen alguna reacción si eres intolerante a la lactosa.

“Si me llega un vegano, hablo con él. Le explico cómo se construye el músculo, porque algunos tienen más grasa y poco músculo, ya que no tienen proteína para construirlo y el carbohidrato lo mantiene, hay que buscar equilibrio. Además, los productos animales ayudan a formar músculo. Si no los consumes, nunca te vas a marcar, sólo serás delgado”, indicó Rivera, quien cuenta con maestría en nutrición de alto rendimiento deportivo.

En el caso de los deportistas de combate, deben cuidar su nivel de músculo, ya que es el que los protege, es estructura, al tenerlo son menos probables las lesiones.

¿Cómo alimentarse?

“Lo primero es hacer una historia clínica. Saber si tiene diabetes, hipertensión u otra enfermedad. Después les pregunto qué les gusta comer, no impongo dietas. Me cuentan sus actividades del día. En relación a eso ya sé si les mandaré cinco o 10 comidas al día. Antes de una pelea, recomiendo algo que dé energía, llene y mantenga bien, por ejemplo, un sándwich de nutella, es excelente combinación porque tiene grasa y azúcar, el estómago absorbe rápido”, mencionó la nutrióloga.

De igual modo, previo al combate debes evitar el consumo de alimentos fritos, capeados, empanizados, moles o cremas, además de ser pesados, por el estrés del momento puede caerte mal y en vez de estar concentrado en la pelea, estarás pensando en el dolor.

La hidratación es fundamental, pero tres días antes del pesaje se cortan líquidos para llegar al peso ideal. Sin embargo, horas antes del combate debes ingerir algunos sueros, y el potasio es clave para evitar los calambres.

La importancia del fisioterapeuta

En las artes marciales mixtas hay mucho impacto y son constantes las lesiones. Por ello, es fundamental contar con un equipo multidisciplinario que los lleve de la mano para prevenir y tratar todo problema.

“Los peleadores llegan a tener más complicaciones en los codos, las muñecas, las rodillas, sin dejar a un lado los golpes en la cabeza. Por ello hay que realizar ejercicios de elasticidad y fortalecimiento.

“Hace años, cuando el atleta sufría una lesión seguía entrenando, lo que no permitía erradicar la lesión, pero actualmente se cuida, mejora su calidad de vida y alarga sus años para seguir practicando su rama deportiva. Generalmente, un peleador se retira hasta los 35 años de edad”, indicó Elba Paola Interrante, directora fisioterapeuta de la clínica Entrena México.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS