Exploran cuevas y laberintos bajo Chichén Itzá

El objetivo del proyecto es crear un mapa digital en tercera dimensión
Foto: Chris Millbern / Proyecto Gran Acuífero Maya
31/10/2017
12:38
Abida Ventura
México
-A +A

[email protected]

Las cuevas y laberintos que se esconden debajo de Chichén Itzá serán escaneados para lograr un mapa digital en tercera dimensión de ese mundo subterráneo que determinó la construcción de los más importantes edificios de esa gran ciudad maya. 

El equipo del proyecto Gran Acuífero Maya (GAM), que se realiza desde hace más de un año en la Península de Yucatán y que es auspiciado por National Geographic Society, comenzó a explorar desde hace unos meses el sitio arqueológico de Chichén Itzá y sus alrededores con el fin de obtener más información arqueológica, geológica y biológica sobre el mundo subacuático en esa área. Además del registro de objetos arqueológicos, el proyecto busca crear un mapa digital detallado del área. 

Para ello, el equipo encabezado por el arqueólogo subacuático Guillermo de Anda se apoyará de innovadoras herramientas desarrolladas por el ingeniero Corey Jaskolski, explorador de National Geographic Society. 

Ese mapeo, explica Guillermo de Anda, investigador adscrito a la Coordinación Nacional de Arqueología del INAH, se realizará utilizando equipos como un radar de penetración terrestre que permite visualizar lo que hay en el interior de las estructuras, así como tecnología LIDAR que, montado en drones, les ayuda a ver lo que hay debajo de la vegetación y el subsuelo de una superficie.

Según el arqueólogo, también explorador de National Geographic, la intención de registrar la superficie de Chichén Itzá y su parte subterránea es para analizar la relación entre estos dos mundos. Para este arqueólogo que ya en años anteriores ha trabajado en el Cenote Sagrado del sitio, las cuevas y cenotes que se despliegan en el subsuelo de esa antigua ciudad fueron indicadores para la construcción de los edificios. Uno de los ejemplos más recientes es el hallazgo que en 2015 dieron a conocer científicos de la UNAM, quienes a partir de una tomografía eléctrica tridimensional, localizaron un cenote debajo de la pirámide de Kukulkán (El Castillo). 

Ahora, el equipo del arqueólogo Guillermo de Anda explorará esos laberintos subterráneos para confirmar si existe una conexión de ese cenote halado debajo del Castillo con el cenote Sagrado, ubicado al norte, el Xtoloc, que se encuentra en el sur; y con el Xcanyuyum, al este, y Holtún, al oeste.

La exploración que comenzó en junio pasado se ha centrado, por ahora, en dos edificios: en El Castillo y el Cenote Sagrado de Chichén Itzá.

nrv

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios