Se encuentra usted aquí

Gobernadores en el ácido

Morena y sus aliados tendrán mayoría en 19 de los 32 Congresos locales del país, dos más de los que necesitan para avalar eventuales cambios constitucionales a los que pueda arribar en el Congreso federal
08/07/2018
02:03
-A +A

Diez y nueve gobernadores del país fueron despojados en la reciente elección del control sobre su Congreso estatal, que tendrá dominio (en algunos casos abrumador) de legisladores emanados de Morena y sus aliados. Ello puede dar lugar a cambios igual o más dramáticos que los que anticipa la presidencia de Andrés Manuel López Obrador.

Una largamente esperada transición democrática toca por fin las puertas de los Legislativos estatales como factor de contrapeso de los respectivos Ejecutivos, lo que supondrá la posibilidad de tomar control sobre presupuestos públicos, renovar al Poder Judicial y alejar el riesgo de una nueva generación de mandatarios depredadores del erario, como los priístas Javier y César Duarte o Roberto Borge, así como el panista Guillermo Padrés.

El revés electoral es tan grave en entidades como Hidalgo, Sinaloa, Estado de México, Colima, Sonora y Baja California Sur que atará de manos a gobernantes que recién habían iniciado sus gestiones o aun no llegaban siquiera a la mitad del término. No faltará quien vea en ello un mandato recortado, que los hará navegar bajo condiciones precarias hasta el final de sus gestiones.

Un caso llamativo es la forma en que cierra el gobierno que encabezó Miguel Ángel Mancera en la capital del país, con un consenso reprobatorio por el abandono en el que dejó la ciudad, cuyo Congreso de 33 integrantes tendrá 31 militantes de Morena y sus aliados.

Llaman también la atención crisis como las que se anticipan en, por ejemplo, Hidalgo, donde el priísta Omar Fayad había arrancado su gestión (2016-2022) sin control sobre municipios estratégicos como la capital, Pachuca. En los nuevos comicios el gobernante vio a Morena y sus aliados llevarse 17 de las 18 curules de mayoría en la Cámara local. Su partido, el PRI, obtuvo una, y fue arrasado igualmente en los espacios para el Congreso federal. Ello nubla el horizonte de Fayad y también el de su jefe político, el ex secretario de Gobernación, Miguel Osorio Chong.

Lo mismo puede decirse del gobernador del Estado de México, el también priísta Alfredo del Mazo, que con 45 diputaciones locales de mayoría perdió 43 en manos de la coalición que encabeza Morena; 2 más para PAN-PRD, y solo 1 al PRI. La dosis fue similar en la disputa por la bancada mexiquense en San Lázaro y el Senado, y en las elecciones para las alcaldías locales. ¿Cuál será la dosis de poder que conserve Del Mazo, cuyo estado fue en los gobiernos panistas de 2000 y 2006 el principal refugio del priísmo?

La alternancia en Veracruz a favor del PAN que encabezó hace apenas dos años Miguel Ángel Yunes Linares, parece extinguida tras el estrafalario intento del gobernante para imponer como sucesor a su hijo. Ya el año pasado Morena avanzó ganando alcaldías clave como la capital, Xalapa. Ahora, de 30 curules locales de mayoría se llevó 21.

Un caso para el morbo político lo representan Colima y Baja California Sur. En el primer estado, José Ignacio Peralta fue un cercano colaborador del presidente Peña Nieto, que lo impulsó a la gubernatura en 2016. Este acreditado tecnócrata del PRI, cuyo Congreso tiene 16 bancas de mayoría, lidiará con 15 legisladores de la coalición de Morena, y uno del PAN-PRD. El sudcaliforniano Carlos Mendoza, de extracción panista, es uno de los mejores amigos y condiscípulo de José Antonio Meade, cuya causa fue aplastada en esa entidad, que tiene una Cámara con 16 diputaciones de mayoría, 15 de las cuales serán para Morena.

Habrá que subrayar otras dos particularidades relevantes. Primero, que estos gobernadores encontrarán un débil apoyo en sus bancadas dentro de San Lázaro y el Senado para atraer fondos federales o atajar investigaciones sobre desvíos.

También, que Morena y sus aliados tendrán mayoría en 19 de los 32 Congresos locales del país, dos más de los que necesitan para avalar eventuales cambios constitucionales a los que pueda arribar en el Congreso federal.

APUNTES: En las próximas horas deberá confirmarse que Germán Martínez, ex presidente del PAN y aliado de última hora de Andrés Manuel López Obrador, será propuesto por éste como futuro director del IMSS… Marcelo Ebrard regresa a las grandes ligas tras derrotar, en la política y en el litigio judicial, el acoso de Miguel Ángel Mancera y de Miguel Osorio Chong. Frente al desafío de Donald Trump, el futuro canciller tendrá como su aliado no el yerno, Jared Kushner, sino a un consejero clave de la Casa Blanca, Rudolph Giuliani, el ex alcalde legendario de Nueva York.
 

[email protected]

Es egresado de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM. Diplomado por la Northwestern University en Administración de Empresas Periodísticas.
 

COMENTARIOS

MÁS EN OPINIÓN