Sector automotriz ve inalcanzable plan de contenido regional de EU

La Asociación Mexicana de la Industria Automotriz dijo que el incremento al contenido regional que pide EU en las negociaciones del TLCAN “es una pérdida brutal de competitividad”
Foto: Archivo / EL UNIVERSAL
19/10/2017
15:32
Sara Cantera
-A +A

[email protected]

La Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA) dijo que la propuesta de Estados Unidos (EU) en materia de reglas de origen para el sector automotriz es inalcanzable.

En la cuarta ronda de negociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), Estados Unidos propuso incrementar de 62.5% a 85% el contenido regional de componentes en la fabricación de vehículos y de ese porcentaje, 50% tendría que ser de partes y componentes provenientes de EU.

“Es una regla que difícilmente alguien pueda cumplir, es una regla inalcanzable, es una regla que está hecha en el escritorio de alguien que no ha echado los números”.

“Y peor, aún, es una regla que termina llevando al sector automotriz de Norteamérica a una pérdida brutal de competitividad frente a otras regiones del mundo y eso no lo podemos permitir”, dijo Eduardo Solís, presidente de AMIA, durante el Foro Automotor AMDA 2017.

La obligación de incluir 50% de componentes hechos en EU no aplica para los fabricantes estadounidenses, a lo que Solís calificó como una propuesta risible.

EU también propuso el rastreo de cada uno de los componentes que constituyen un vehículo, lo que significa pasar de 70 productos que se rastreaban a una amplia lista que incluye todos los componentes que conforman un auto.

“Pensamos que esta regla de origen no coincide con la propuesta que hoy hemos puesto en la mesa los gobiernos de no moverle ni al porcentaje, ni a la lista de rastreo y por supuesto, no aceptar contenidos locales porque además son violatorios de la Organización Mundial de Comercio (OMC)”, apuntó Solís.

El presidente de AMIA reiteró que la postura de las armadoras en Canadá, Estados Unidos y México es no mover la regla de origen y agregar valor asegurándose de que no inhiba el comercio y que tampoco resulte más costosa para los fabricantes que el 2.5% de arancel que se pagaría con las reglas de la OMC.

Solís aceptó que incrementar el contenido regional podría ayudar a que se traigan procesos a la región que se dejaron de hacer en décadas pasadas, sobretodo entre los proveedores de las armadoras de segundo y tercer nivel.

lsm

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS

NOTICIAS DEL DÍA