Existe plan B si TLCAN termina, dice Concamin

El presidente de Concamin, Manuel Herrera Vega, recalcó que hay optimismo sob re culminar con una buena renegociación del TLCAN. (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
19/10/2017
01:43
Alberto Morales y Juan Arvizu
-A +A

[email protected]

El presidente de la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin), Manuel Herrera Vega, aseguró que de fracasar las negociaciones del Tratado Comercial de América de Norte (TLCAN) y eventual la salida de Estados Unidos de ese acuerdo, no son una catástrofe para México porque ya se consideró un plan B.

“No sería la catástrofe que podría parecer, más de 80% de los productos que México está exportando a Estados Unidos, tendría un arancel por debajo de 5%, en el mayor de los casos de 3%; el otro 20% se podría ver afectado y tendríamos de manera rápida que trabajar con ellos, existe ya, se ha trabajado en un plan B para cualquier escenario”, aseguró Herrera Vega.

En entrevista en el Senado, donde participó en la iniciativa sobre compras públicas de innovación del senador Patricio Martínez (PRI), Herrera Vega explicó que México tiene posturas claras en este proceso de negociación y la única preocupación que el sector tiene es la contaminación que se puede presentar por el proceso político electoral de 2018.

“Sin duda reconocemos un riesgo de que la parte política tanto en México y en Estados Unidos pudiera contaminar un poco las negociaciones [del TLCAN], es algo que tenemos que evaluar, pero lo repetimos, México tienen una posición responsable comprometida y firme que es seguir dentro de las negociaciones, trataremos de encontrar esta propuesta que sea ganar, ganar para las tres naciones”, aseguró.

El líder de los industriales dijo que se está en medio de una negociación compleja, que representa mucho para la economía de los tres países, por lo que al finalizar la cuarta ronda de negociaciones, se entrará al momento de mayor dificultad.

El presidente de la Concamin dijo que México mantendrá una posición firme y responsable, pero hay optimismo que se concluya con una buena negociación de ganar-ganar para México, Canadá y Estados Unidos.

Aunque, insistió en que México está preparado para cualquier escenario.

El líder de los industriales detalló que se han “endurecido” las negociaciones y que en la negación de la cuarta ronda quedó de manifiesto la posición seria y profesional de México.

“México no puede ceder a algunos temas que pongan en riesgo la competitividad primero del país y después de la región de América del Norte, y en ese está el debate dentro de las negociaciones”, expresó.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS