Grupo de Información en Reproducción Elegida (GIRE)
Somos humanas

Se encuentra usted aquí

Cuando las leyes son letra muerta

El aborto por violación es legal en todo el país. Así está establecido en los códigos penales de todas las entidades federativas del país, en la NOM 046 y en la Ley General de Víctimas. Lo cierto es que asegurar el acceso a las víctimas no depende de reformar la Ley General de Acceso a las Mujeres a una Vida Libre de Violencia, sino de que los servidores públicos cumplan con las leyes ya establecidas.
15/03/2017
08:35
-A +A

En la sesión de este martes 14 de marzo, la Cámara de Diputados votó para posponer la discusión de un dictamen de la Comisión de Igualdad de Género que reformaría tres artículos de la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia. Esta iniciativa tiene como objetivo que la Secretaría de Salud se asegure de que la NOM-046 se aplique correctamente, y que los estados garanticen la adecuada atención a las víctimas de violencia sexual, incluyendo el acceso a aborto legal. Entre los propósitos más concretos está que las entidades federativas tengan programas de capacitación y evaluación al personal, así como que los municipios puedan promover y difundir la aplicación de la NOM 046.

Aunque este dictamen no cambia en nada la legalidad de la interrupción del embarazo para las víctimas de violencia sexual, lo cierto es que no sólo ha sido objeto de dilación sino también de una campaña de desinformación por parte de las organizaciones antiderechos.

Un día después del Día Internacional de la Mujer, diputadas de diferentes partidos políticos (PRI, PRD, Morena, Partido Verde y Movimiento Ciudadano) tomaron la tribuna para protestar por la postergación de la discusión de esta iniciativa de ley que busca fortalecer la aplicación de la NOM 046 en los distintos ámbitos de gobierno: “La Norma 046 es un derecho ganado de manera histórica para que aquellas mujeres víctimas de violación sean atendidas de forma dental, psicológica y ginecológica”, declaró la diputada Mirza Flores. 

El aborto por violación es legal en todo el país. Así está establecido en los códigos penales de todas las entidades federativas del país, en la NOM 046 y en la Ley General de Víctimas.  Lo cierto es que asegurar el acceso a las víctimas no depende de reformar la Ley General de Acceso a las Mujeres a una Vida Libre de Violencia, sino de que los servidores públicos cumplan con las leyes ya establecidas.  En GIRE tenemos muchos casos donde las leyes han sido letra muerta.

Hace casi un año se dio a conocer el caso de una niña indígena de 14 años que fue violada, pero una cadena de errores y negligencias por parte de las autoridades locales impidió que se asegurara el servicio de interrupción legal del embarazo. Peor aún, un juez local reclasificó el delito como estupro, con lo que la niña fue revictimizada, pues se sugería que ella había dado consentimiento de la relación sexual. Como en muchos otros casos, la interrupción de su embarazo ocurrió en la Ciudad de México, debido a la negativa y dilación de las autoridades locales, pese a todo el marco legal que asegura la interrupción del embarazo por violación. 

Con o sin la aprobación de este dictamen, las niñas, jóvenes y mujeres víctimas de violencia sexual seguirán enfrentando la negativa a la interrupción legal del embarazo producto de la violación.  Es en este contexto que la Alianza Nacional por el Derecho a Decidir, de la que GIRE forma parte, ha lanzado la campaña “Tú puedes elegir un aborto legal”, con énfasis en Guerrero, Jalisco, Yucatán, Hidalgo, Querétaro y el estado de México, para recordar que el aborto por violación es legal en todo el país y que la mujer debe ser atendida por los servicios públicos de salud, independientemente del lugar donde resida.  

En México nueve de cada diez víctimas de violencia sexual son mujeres, cuatro de cada diez de ellas tiene menos de 15 años de edad. En este contexto también nos hemos sumado a la campaña “Niñas, no madres”, que busca visibilizar y detener la revictimización de las niñas al forzarlas a parir, poniendo en riesgo su salud y su vida. 

El Grupo de Información en Reproducción Elegida (GIRE), como organización de la sociedad civil, promueve un debate franco e informado en torno a los derechos reproductivos, en los que se incluyen el...

Comentarios