“México necesita enfrentar bullying”

El país ocupa el lugar 12 en acoso, asegura OCDE; se debe capacitar a los maestros para que ayuden
La jefa de Gabinete y Sherpa ante el G20 del organismo, Gabriela Ramos(ALEJANDRA LEYVA. EL UNIVERSAL)
24/04/2017
02:00
Teresa Moreno
-A +A

[email protected]

México debe emprender “acciones más decididas” para enfrentar el acoso escolar, tema en el cual ocupa el lugar número 12 entre los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), señaló la jefa de Gabinete y Sherpa ante el G20 del organismo, Gabriela Ramos.

En entrevista desde Londres, dijo a EL UNIVERSAL que a pesar de que no existen estudios previos que puedan indicar con claridad si el fenómeno ha crecido o disminuido en el país, la tasa de estudiantes que se dijeron agredidos en el plantel escolar es alto.

“El acoso es alto, esto nos indica que debe haber acciones más decididas”, para contrarrestarlo, dijo.

Entre estas acciones se encuentra la de tener sicólogos en cada plantel, habilitar medios eficaces de denuncia para los estudiantes, y capacitar a los profesores para que aprendan a escuchar a sus alumnos.

Gabriela Ramos opinó que en un país como México el operativo Mochila Segura y las medidas que implementó el gobierno federal para prevenir el ingreso de armas y drogas a las escuelas, es correcto. “[La seguridad] es la preocupación número uno de cualquier sistema educativo. Si la posibilidad de atacar a los niños se ve como un riesgo real, no te queda otra más que tomar decisiones serias como la revisión de las mochilas”, señaló.

En acoso escolar ¿hubo un retroceso o un avance para México?

—No tenemos tendencias sobre este tema, esta es la primera vez que estamos preguntándoles a los chicos cómo se sienten dentro de la escuela y qué tanto sufren acoso. México está un poco arriba del promedio de la OCDE. Es un tema que debemos abordar con mucha seriedad: hay permisividad para expresiones violentas en las escuelas y quizá tengamos que abordarlo de una manera más seria y consciente de las implicaciones que tiene para los niños.

¿Qué significa la 'permisividad'?

—No hay todavía mecanismos claramente conocidos para que los chicos reporten este tipo de situaciones, depende mucho de la escuela. Hubo un esfuerzo importante hace dos o tres años para reducir, clarificar y desarrollar normatividades que definieran sanciones específicas para el acoso, pero necesitas mucha más claridad, mecanismos para que los chicos se sientan seguros para hablar y que los padres se involucren. En la medida que no tomemos acciones serias, se minimiza el asunto y muchas veces tiene consecuencias nefastas.

¿En la encuesta TALIS 2014 se había colocado a México con el índice más alto de bullying?

—Más que los eventos catastróficos que han sucedido en muchas escuelas o países, el problema es que esta no es una característica específica de México, es un problema alto y no debemos quitar el dedo del renglón. Es un problema que se tiene que abordar, que tiene un impacto negativo en el desempeño escolar, en sus vidas, en la forma en que se conciben en la sociedad, en el futuro y de por vida. Es una nueva llamada de atención para todos los países de la OCDE.

¿Los esfuerzos en México han sido consistentes para el caso?

—Como no tenemos un análisis comprensivo respecto del impacto de este tipo de acciones, lo único que diría es que es muy positivo que se haya hecho. El problema es que el acoso es alto, esto nos indica que debe haber acciones más decididas. Todo lo que se adoptó en México va en línea con los países en donde se ha logrado reducir la incidencia del acoso, sobretodo con la claridad respecto a los diferentes formatos en que sucede, en la necesidad de comunicarlo, las medidas que los maestros deben tomar con acosadores y acosados, ampliando los servicios de los sicólogos en las escuelas, formatos para ayudar a los chicos a expresar sus miedos y las situaciones en que se encuentran.

¿Cuál sería el llamado de la OCDE sobre el acoso?

—Una llamada de seguir incrementando los esfuerzos porque estar por encima del promedio de la OCDE en el tema de acoso no es un gran resultado. Es necesario establecer un ambiente de mayor respeto y de mayor disciplina en los planteles escolares. Tratar de tener medidas efectivas, apoyar a los maestros, tener normas muy claras de respeto y buen comportamiento.

¿Qué acciones se pueden tomar en un país como México?

—Habilitar una línea telefónica a la que puedes hablar que te conecte con alguien responsable de los temas; que los maestros abran un horario específico en sus cubículos para cuando los niños tengan alguna cuestión que puedan reportar.

El nuevo modelo educativo incluye las habilidades socioemocionales, ¿existe una relación entre estas y una reducción del acoso escolar?

—El modelo revalora capacidades socioemocionales. Las empresas requieren seres que manejen emociones: cuidadosos, conscientes y respetuosos.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS