Elimina Semarnat 113 ton de CO2 que dañan la capa de ozono

La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales informó que se capacitó a técnicos en refrigeración para que impulsaran la recuperación de gases refrigerantes y tecnologías más eficientes
22/03/2017
17:56
Astrid Rivera
Ciudad de México
-A +A

Como parte de las acciones para combatir al cambio climático se eliminaron 113 toneladas de bióxido de carbono que dañan a la capa de ozono, las cuales provienen de de equipos de refrigeración y aire acondicionado, así como de procesos industriales, informó la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat).

La eliminación de estas sustancias representa la reducción de 740 mil toneladas de bióxido de carbono con lo que se contribuye al cumplimiento de las metas comprometidas por México en el Acuerdo de París.

Alcanzar este resultado implicó la capacitación a técnicos en refrigeración, a través de la cual se logró incrementar la capacidad de recuperación de gases refrigerantes y, en lugar de emitirlos a la atmósfera, gestar un nicho económico para promover el acopio y manejo de estos residuos e impulsar tecnologías más eficientes.

La destrucción de estas sustancias se realizó en el marco del Proyecto de Manejo y Destrucción de Sustancias Agotadoras de la Capa de Ozono (SAO), el cual contó con el apoyo del Fondo Multilateral del Protocolo de Montreal, así como de la aportación bilateral del gobierno francés, cuyos fondos provienen de la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial (ONUDI).

El tratamiento de estas sustancias, estuvo a cargo de las empresas Quimobásicos y Holcim México, se realizó a través de un sistema de arco de plasma de argón y coprocesamiento en horno cementero, con apego al cumplimiento de la normatividad nacional e internacional.

La tecnología de arco de plasma de argón es única en América Latina. En 2015 la empresa Quimobásicos realizó el tratamiento de 74 toneladas de SAO inyectándolas directamente al plasma y sometiéndolas a una temperatura de 10 mil grados centígrados, con lo que la emisión a la atmósfera de estos gases fue prácticamente nula.

 

ahc

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS