Productores acusan que están excluidos de plan de apoyo al campo

No hay claridad sobre las ayudas que se otorgarán, dicen; “Nos quieren culpar por el alza de precios”, asegura líder
Productores dicen que no hubo consenso para establecer la estrategia de apoyo a productores del país (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
15/01/2017
02:08
Astrid Rivera
-A +A

[email protected]

Productores agropecuarios se consideran “marginados” del Acuerdo para el Fortalecimiento Económico y la Protección de la Economía Familiar, porque no se consultó a todo el sector.

Indicaron que no hay claridad sobre los apoyos que le darán al campo y acusaron que se pretende “culpar” a los productores por el alza de precios, cuando a ellos se les paga lo mismo por sus cosechas.

Alejandro Díaz Hartz, presidente del Consejo Nacional de Productores de Arroz de México, indicó que las medidas anunciadas por el titular del Ejecutivo son necesarias, pero dijo que no hubo una consulta en todo el sector agropecuario. Destacó que los acuerdos para el campo “están en el aire” debido a que no les han especificado los apoyos que se darán.

Indicó que la Sagarpa les ha comentado que habrá subsidios para la compra de diesel, de 3.8 pesos, y para la gasolina, de cuatro pesos, “el problema es que no dicen si hay que registrar los equipos ahorita o son sólo exclusivos para los que están registrados con el programa que hubo anteriormente; yo creo que hay cosas que quedan en el aire.

“Definitivamente no hubo consenso, creo que son medidas necesarias pero se tienen que consensuar. El secretario de Agricultura ha dicho que va a haber una condición específica para el sector, donde se va a beneficiar con apoyo para diesel”, expresó.

Díaz Hartz comentó que la próxima semana sostendrán una reunión con autoridades de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Rural (Sagarpa), en la que se abordarán los apoyos para el sector agropecuario a fin de que los costos de producción no se eleven debido al alza del precio de los combustibles.

Pidió establecer una mesa con la Secretaría de Gobernación en la que estén presentes los productores del sector agropecuario para analizar los pros y los contras para alcanzar consensos que convengan a todos los sectores “y no nada más para unos cuantos, sino que sea generalizado, porque a final de cuentas a quien va a beneficiar es al país”.

Plantean contrato anticipado. El presidente del Consejo Nacional de Productores de Arroz de México consideró que debe establecerse una política de “contrato anticipado”, en la que los productores y los industriales pacten un precio piso de la cosecha, de tal manera que si se presentan aumentos de precio en los insumos no se vea reflejado en el precio a los consumidores y los agroproductores no tengan pérdidas.

“Si hacemos una agricultura por contrato anticipado, donde establezcamos los precios a futuro, yo  voy a empezar a sembrar el próximo ciclo el mes que entra, en ese momento  yo hago el contrato con el industrial para que le entregue en julio, agosto o septiembre, de acuerdo a cómo está el dólar ahorita, y en eso lo pactamos para que  yo tenga la seguridad de que los insumos que voy a pagar no me van a impactar si suben de precio.

“Si ahorita tenemos un precio de
4 mil 600 pesos la tonelada de arroz de campo, lo dejamos como precio piso. Si para la cosecha se incrementó el arroz, tendrán que pagarme la diferencia, pero si el arroz bajó o se quedó ahí, entonces  el industrial no tendría pretexto para subir el precio a los consumidores”, explicó el dirigente.

 Rubén Vázquez de la Rosa, presidente del Frente Nacional de Productores de Granos Básicos, consideró que aunque se reduzcan los precios del diesel para el sector agropecuario, a los productores de granos básicos “ni les va ni les viene” porque los industriales continuarán pagándoles el mismo precio, puesto que los costos de granos como el maíz, el trigo, la cebada y el frijol son establecidos por la  bolsa de Chicago o Chicago Mercantile Exchange (CME).

 “Que el Presidente  haga ese tipo de anuncios ni nos va ni nos viene, el aumento en los precios de los combustibles nos empezó a golpear, el fertilizante subió 15%, la mayoría de los agroproductos  subieron 15%, eso automáticamente  nos está haciendo inviable la producción. Si ya lo del diesel nos  pega directamente, ahora más con el aumento de los precios de otros insumos”, enfatizó.

 Comentó que más allá de que les ofrezcan subsidios para la compra del diesel, los productores demandan que se les dé un precio sin IVA y sin IEPS, “con lo que el diesel quedaría en un costo de ocho pesos”. Acusó que son los comercializadores quienes se quedan con las ganancias de los incrementos de precio, mientras que al productor le siguen pagando la misma cantidad por su cosecha.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS