Se encuentra usted aquí

"Un Bronco será presidente en 2018"

El gobernador electo de Nuevo León, Jaime Rodríguez Calderón, aseguró que un Bronco [candidato independiente] será presidente en 2018, porque las condiciones en el país se están dando
"Yo me siento bien de haber generado esto, todo este equipo que hizo esta nueva historia mexicana está emocionado, pero yo lo veo más allá de lo que propuse en Nuevo León" Jaime Rodríguez Calderón (FEDERICO GAMA. EL UNIVERSAL)
30/07/2015
03:10
HORACIO JIMÉNEZ
-A +A

[email protected]

El gobernador electo de Nuevo León, Jaime Rodríguez Calderón, adelanta que un Bronco será Presidente de la República en el año 2018 porque las condiciones en el país se están dando.

En entrevista con EL UNIVERSAL, después de visitar al presidente Enrique Peña Nieto en la residencia oficial de Los Pinos, el candidato independiente que resultó ganador en los comicios del 7 de junio dice que ha sentido a los ciudadanos en distintos estados del país y “sí va a haber un Bronco”, aunque no necesariamente él, pero “tampoco quiero descartar nada”.

De las leyes “antibronco”, que se están aprobando en estados y complican el registro de los independientes, “son picarle la cresta al gallo y van a hacer encabronar más a la raza”. Dice que los partidos ya no tienen cabida en el país. y el PRI no tiene redención.

Luego de reunirse con el presidente Peña Nieto, a quien ya invitó a su estado una vez que asuma como gobernador, Rodríguez Calderón dice que lo que el Presidente de la República quiere es que le ayuden “a salvar al país” y necesita del apoyo de todos; el Ejecutivo, dice, tiene la responsabilidad de conducir la nación, pero también los gobernadores y alcaldes, porque “al Presidente no lo pueden dejar solo”.

El “cibergobernador”

Relajado, con su iPad y su iPhone en la mano, anuncia que, a partir del 4 de octubre, cuando rinda protesta, gobernará a través de la red social de Facebook y le dedicará tres horas diarias a atender a todos los ciudadanos que tengan alguna petición. Todo su gabinete tendrá conexión y deberán resolver problemas de los ciudadanos por esta vía, “una cibergubernatura”.

Rechaza la comparación con Vicente Fox, y aclara que irá a fondo contra la corrupción, pues no se quiere morir teniendo un centro de conferencias, como el Centro Fox, para dar clases de lo que no hizo en su mandato, además no se casó con ‘Martita’, en alusión a Marta Sahagún, quien fuera vocera del ex presidente. “Yo no soy Fox!”, enfatiza.

Adelanta que no tendrá ningún acercamiento con Andrés Manuel López Obrador porque, a pesar de que le tiene mucho respeto, prefiere la franqueza. “No me gustaría de Presidente”.

Confirma que las finanzas de su estado están en situación crítica con una deuda de más de seis mil millones de pesos y revela que le pidió al Presidente que le quiten dinero a estados como Oaxaca y Chiapas, porque muchos de sus ciudadanos ya migraron a Nuevo León y ellos los están manteniendo.

“El gobernador soy yo”

¿Quién va a gobernar Nuevo León, usted o Fernando Elizondo?

— Vamos a gobernar los dos. Don Fernando es un hombre capaz, con mucha experiencia y que Nuevo León y yo vamos a aprovechar.

¿Pero el gobernador será usted?

— Claro, y no quedará duda.

¿Cómo ve las leyes “antibronco”?

— Es picarle la cresta al gallo, entre más se hagan (leyes) los ciudadanos se van a encabronar y van contra eso. Es un error de los gobiernos y los gobernantes en turno hacer eso porque lo único que están haciendo es que los que tienen ganas se organicen y se junten; yo no lo haría siendo gobernador, es un error... un grave error. Por mí que las sigan haciendo, crece más El Bronco, encantado de que lo sigan haciendo porque la posibilidad de un Bronco en la Presidencia sería mucho más fácil.

¿Ya se imagina a un Bronco en 2018 en Los Pinos?

— No necesariamente yo, pero sí va a haber un Bronco, sí lo va a haber... están las condiciones del país para hacerlo, yo lo he sentido, tengo mi cajita mágica (su iPad) y pregunto... ¿en Zacatecas cómo andan? y les digo a los chiapanecos y a los tabasqueños, tamaulipecos y lo consulto, es más cuando ando de viaje prefiero volar en vuelo comercial porque vengo a toda madre cotorreando con la gente y platico y hago fila y me entero, y sí, hay condiciones. Yo no sé si vaya a haber alguien que se atreva, no soy adivino, pero las condiciones sí están y las siento.

¿Cómo le fue con el Presidente?

— Vine a hacerme amigo del Presidente, porque necesitamos al Presidente. Nuevo León necesita al Presidente, pero no para ser barbero, entregado o para hacerle caravana y todo lo que dice el Presidente está con madre, no. Hay que decirle la verdad al Presidente y no esconderle la verdad.

¿Por qué Nuevo León necesita del Presidente?

— Porque Nuevo León necesita de los recursos que la Federación tiene y el que decide es el Presidente.

¿Usted espera que el Presidente sea su amigo?

— No, yo no tengo esperanzas, yo soy muy franco y directo, Nuevo León es México y le da a la Federación mucho dinero y nos regresan muy poquito. Le aportamos un peso y nos regresan siete centavos, cuando Chiapas no le da nada y le regresan 1.50.

¿Con qué percepción se queda del Presidente?

— Me trató muy bien, me dijo que va a apoyar fuertemente a Nuevo León, él tiene compromisos hechos en su campaña en Nuevo León, el tema del Metro y el agua. Me quedé con la impresión de que nos va ayudar en esos dos proyectos porque no tenemos dinero y nos dijo que iba a ver con cuánto dinero más nos va a ayudar y creo que lo va a hacer porque me dio su palabra y yo le di la mía y tengo que confiar en ella.

¿Qué verdad le dijo?

— Que hay un gobierno desordenado, cuestionado y que tenemos que poner orden y aclarar los cuestionamientos.

¿El Presidente le va a apoyar en el combate a la corrupción?

— No necesito su apoyo en eso. Es una decisión del gobernador.

Fox terminó decepcionando. ¿Usted no teme decepcionar? También Fox ofreció combatir la corrupción, ¿Usted va por la corrupción?

— Yo no soy Fox, sí tengo muy claro que me tengo que ver en ese espejo, pero yo no me casé con Martita, yo lo tengo muy claro, las adversidades que he tenido me hacen ver muy claro.

El principal problema se llama corrupción, me pienso morir siendo un ejemplo, y no teniendo un Centro de Convenciones para dar clases de lo que no hiciste, no voy a tener un ranchito, para que yo y mi vieja nos mantengamos de dar clases de lo que no hicimos, yo no soy Fox. La corrupción es el cáncer a vencer y no sólo es de Nuevo León, sino del país; a quien robe le mocho la mano y así va a ser. Yo tengo mis aguacates escondiditos, nadie me los aprieta y los saco cuando tengo necesidad de sacarlos, no dependo de nadie y nadie me va a ordenar nada.

En 2018, “puede ser”

¿Cómo se siente rumbo al 2018?

— Yo me siento bien de haber generado esto, todo este equipo que hizo esta nueva historia mexicana está emocionado, pero yo lo veo más allá de lo que yo propuse en Nuevo León ahorita, tampoco quiero descartar alguna posibilidad de nada, pero mi gran compromiso es Nuevo León y no soy como los políticos que te pueda decir como Cantinflas: ‘sí quiero, pero no quiero’. La verdad de que si las condiciones se dan... puede ser, pero las tendré que preparar y para eso tendremos que hacer un gran trabajo, es decir, un extraordinario trabajo de gobierno.

¿Se ve organizando un movimiento de personas con aspiraciones de manera independiente?

— Siempre y cuando renuncien desde hoy a sus partidos. Que no se monten en que no pudo en su partido y ahora sí. Si desde ahorita los que quieren ser renuncian a su militancia partidista con mucho gusto les ayudaré. Pero si primero ven si sus partidos los postulan... a esos ya ni siquiera los pelo.

¿No necesita de los partidos para gobernar?

— Ellos tienen la mayoría en el Congreso... que hagan un buen Congreso, que hagan buenas leyes, un buen trabajo. Pero no nos vamos a pelear con los partidos. Esa relación se ha pervertido desde que se le dio a los Congresos la aprobación del Presupuesto, obviamente chantajean al Ejecutivo, y los partidos se apoderaron de los Congresos y a partir de eso chantajean al gobierno en lugar de potenciarlo y ayudarlo. Si el diputado fulano dice ‘yo no voy a aprobar eso’, voy a decirle al ciudadano ‘tú votaste por él... convéncelo’; ya es tiempo de poner en orden a los diputados, no son dueños del país.

Usted pondera mucho el uso de las redes sociales, ¿va a gobernar con Facebook?

— Sí, dedicándole tres horas diarias, no voy a tener desayunos con ninguno, voy a dedicarme de las siete a las 10 de la mañana todos los días al Facebook, viendo lo que el pueblo necesita, cuáles son los problemas que los ciudadanos tienen. La gente se ríe cuando digo esto, pero el primer día de gobierno voy a sacar el escritorio del gobernador y su silla fuera del despacho, la voy a mandar al museo y le voy a poner un letrero: ‘no se siente porque se enferma de soberbia y de egolatría’ voy a poner mis pantallas y no es un tema populista.

¿Y los que no tengan internet?

— En Nuevo León el 95% tiene internet y los que no, tienen un familiar que tiene web. Iremos a hacer la chamba de visitar las colonias, la chamba de un gobernante común la vamos a hacer, pero el plus nuestro va a ser la comunicación a través de Facebook.

Rodríguez Calderón adelanta que impulsará la Feria de la Licitación para que todos los proveedores que quieran surtirle al gobierno se inscriban de manera pública. Se acabó el amiguismo y las licitaciones a modo, dice. “Yo no uso secretaria particular, pero traigo mi iPad”, argumenta.

No al mando único

¿De qué tamaño es la presencia del crimen en el estado?

— Eso es lo que estamos checando porque no hay una estadística de eso, ni siquiera del Ejército. La inteligencia que tenemos son cámaras en la calle y teléfonos intervenidos de políticos y de las novias o amantes de los políticos para chingarte al político y no para joder al delincuente; tenemos que usar la inteligencia para saber dónde está el delincuente y no para andar persiguiendo a los políticos.

De la estrategia de seguridad del alcalde electo de San Pedro Garza García, Mauricio Fernández, de usar un grupo rudo, dice que el panista no supo explicar el tema, y sólo es usar la información ciudadana para combatir al crimen. Sin rudezas.

¿Usted se ve más trabajando con una estrategia nacional coordinada o con una estrategia de El Bronco contra el crimen?

— La Federación se tiene que coordinar con el estado. Seré un gobernador municipalista, no es posible que exista el Mando Único, es difícil porque es más fácil corromper a uno que a todos, le estás entregando a la delincuencia que se ponga de acuerdo con el jefe y se acabó. A los alcaldes los tenemos que apoyar para que tengan su propia policía y hacerlos responsables.

¿Hubo un planteamiento del Presidente en este tema?

— El Presidente lo que quiere es que le ayudemos a salvar al país. El Presidente necesita ayuda, que todos los que estamos en algún puesto de gobierno nos pongamos las pilas, independientemente de nuestro origen partidista o ideológico. No podemos dejarlo solo, nunca había platicado con él, tampoco tengo antipatía por él, creo que necesita del apoyo de todos porque hay problemas en Guerrero o Michoacán y culpan al Presidente. Pero ¿y los gobernadores y alcaldes qué están haciendo? Y yo no pretendo serle un problema al Presidente, pretendo ayudar a que Nuevo León resuelva los problemas. Ya decidirá si nos ayuda o no... no dependeré del Presidente.

jram

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS