Crea UNAM instrumento para detectar 600 males

Investigadores presentan un sistema de diagnóstico portatil que identifica enfermedades
El aparato es una especie de laboratorio portátil, que actualmente tiene el tamaño de una batería de respaldo para el teléfono celular (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
04/08/2017
02:22
Teresa Moreno
-A +A

[email protected]

Investigadores de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) desarrollaron un sistema de diagnóstico portátil para identificar hasta 600 genes diferentes con sus patologías, a través de teléfonos inteligentes.

Este instrumento portátil puede detectar en cuestión de segundos, enfermedades como la hepatitis C.

El aparato es una especie de laboratorio portátil diseñado por el científico Luis Vaca Domínguez, del Instituto de Fisiología Celular, que actualmente tiene el tamaño de una batería de respaldo para el teléfono celular.

Consiste en un cartucho desechable conocido como “microarreglo” que se pone en contacto con la saliva, sangre u orina de los pacientes y está diseñado para identificar hasta 600 genes diferentes, de enfermedades o patógenos como virus y bacterias.

“Ahora que están de moda las enfermedades emergentes como el zika y los nuevos virus que van a seguir apareciendo, podemos desarrollar estos cartuchos para identificarlas. Se le puede inyectar al cartucho una muestra de sangre, orina o saliva, dependiendo de cuál es la vía de entrada del patógeno y cómo se puede identificar”, expresó.

La prueba que se recibe por el microarreglo es analizada con un lector de batería recargable, el cual crea ondas electromagnéticas para generar una reacción en las moléculas de ADN. El sistema patentado de biología molecular permite por luz identificar los genes del virus o de la mutación de interés.

Toda la información que se genera se analiza a través de una aplicación para teléfonos inteligentes que, a través del conteo de los genes o las mutaciones que se encontraron en las pruebas biológicas. Lo que pasa es que al introducirse al lector este enciende una luz cuando se detecta la presencia de un virus; el lector está equipado con una serie de lentes que al integrarse al software funcionan como un microscopio molecular en la palma de la mano, que le da una idea al médico o especialista de cuál es la enfermedad que se encuentra presente en el cuerpo de su paciente.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS