Se encuentra usted aquí

SEP emite reglas para revisión

24/01/2017
02:13
Teresa Moreno
-A +A

[email protected]

La Administración Federal de Servicios Educativos en la Ciudad de México entregó el lineamiento con seis puntos para realizar el programa Mochila Segura en planteles de educación básica de la capital del país.

La Secretaría de Educación Pública plantea que las revisiones las deben llevar a cabo padres de familia y maestros, y serán los niños quienes muestren sus mochilas y pertenencias, además de que no podrán realizarse revisiones físicas a los alumnos.

El administrador federal, Luis Ignacio Sánchez, dijo que se espera que Mochila Segura sea temporal y que en un mediano plazo se pueda hacer de manera aleatoria en escuelas donde no se registra la participación de padres de familia o que se encuentran ubicadas en contextos inseguros.

“Tendremos que ir perfeccionando el sistema para que sea mejor, más ágil, menos intrusivo y los niños entiendan. Yo aspiraría a que no fuera permanente, pero sí tenemos que construir un esquema de seguridad, que tiene que venir desde la casa y que los papás sepan qué es lo que empacan sus hijos”, dijo.

“Esperaría que, sin bajar la marca, con el tiempo lo pudiéramos ir haciendo aleatorio y supervisando, sobre todo en zonas de la ciudad que son particularmente peligrosas, donde tendríamos que centrar nuestro esfuerzo en algunas circunstancias u otros barrios donde la situación está peor”, destacó.

A través de un oficio dirigido a padres de familia, maestros y docentes de escuelas de educación básica y especial de la Ciudad de México, la SEP señala que en la aplicación del operativo será fundamental salvaguardar la integridad física y la privacidad de los estudiantes, y que es obligación de las autoridades y de los padres explicar en qué consiste la revisión.

La medida es importante “para garantizar su seguridad y la de sus compañeros”, señalan las autoridades.

“Los ambientes seguros permiten mantener condiciones óptimas para el aprendizaje, disminuyen el ausentismo y la deserción escolar”, indica el documento que fue pegado en la entrada de los planteles escolares.

El documento está fechado el 20 de enero y fue firmado por el administrador federal, Luis Ignacio Sánchez Gómez. Contiene seis puntos que describen la manera en que habrá de efectuarse la revisión.

Para salvaguardar el derecho de intimidad de los estudiantes, los docentes varones revisarán las pertenencias de los jóvenes y las mujeres de las alumnas: “Bajo ninguna circunstancia está permitido revisar físicamente a los estudiantes, serán ellos quienes abran y saquen sus pertenencias”.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS