10

Washington va tras aliados de narcos mexicanos

Aprueban iniciativa para facilitar su entrega a ese país; impactaría en actividades criminales en Colombia y Perú
El Senado de Estados Unidos aprobó una iniciativa de ley que pretende dotar de mejores insumos legales al Departamento de Justicia en la lucha contra el narcotráfico (STEFAN ZAKLIN. EFE)
09/10/2015
03:10
J. Jaime Hernández / Corresponsal
-A +A

[email protected]

WASHINGTON.— El Senado de Estados Unidos aprobó una iniciativa de ley que facilitará al Departamento de Justicia gestionar detenciones y extradiciones de líderes de cárteles de la droga desde y hacia países que tengan alianzas con cárteles de México (como Perú y Colombia), lo que permitirá ampliar las capacidades en la lucha contra el tráfico de metanfetaminas que cruzan por su frontera sur.

En una iniciativa impulsada por el senador republicano por Iowa, Chuck Grassley, con el respaldo de la demócrata por California, Diane Feinstein, los responsables del proyecto de ley coincidieron en señalar que el propósito de esta medida es cerrar los “vacíos legales” que aprovechan quienes trafican con metanfetaminas desde México o se alían con capos mexicanos para hacer llegar su mercancía desde países como Colombia y Perú, lo que sería un golpe para sus actividades delictivas.

Según informó la oficina del senador Chuck Grassley, el proyecto de ley proporcionaría al Departamento de Justicia nuevas herramientas para perseguir a los traficantes internacionales de drogas en los países extranjeros. “En particular, ayudaría a facilitar los casos de extradición”.

“El Departamento de Justicia necesita todas las herramientas legales para ayudar a reprimir a los que envían estas sustancias a través de la frontera sur”, aseguró Grassley en alusión a la tupida red de organizaciones como pandillas de motociclistas y redes criminales que actúan en alianza con los cárteles mexicanos para distribuir metanfetaminas en Estados Unidos.

La iniciativa Acta para para el Tráfico Transnacional de Drogas 2015 otorgará al Departamento de Justicia nuevas herramientas para procesar a los narcotraficantes internacionales en  otros países. “En particular, ayudará al Departamento de Justicia a elaborar casos de extradición de capos de la droga en la región andina, que incluye a Colombia y Perú. Los capos de esos países utilizan a menudo a los cárteles mexicanos como intermediarios para el envío ilegal de drogas a Estados Unidos”, de acuerdo con un comunicado de la oficina del senador Grassley.

“El proyecto también ayudará al Departamento de Justicia a combatir el tráfico internacional de metanfetaminas, que cada vez más son traficadas a Estados Unidos desde México”. Grassley convocó a una audiencia sobre el problema de las metanfetaminas el próximo martes en Iowa, detalló el comunicado.

 “Como los cárteles de la droga evolucionan constantemente, esta legislación busca precisamente adecuarse a los cambios para dar más herramientas al Departamento de Justicia”, añadió Grassley al defender los términos de la iniciativa Acta para el Tráfico Transnacional de Drogas 2015.

En el caso de los aliados de los cárteles mexicanos que operan desde Colombia y Perú, la medida busca armonizar los programas de colaboración y extradición que ya tiene con México para facilitar la entrega de los capos de la droga desde otros países de América Latina.

“Para reducir el flujo de drogas hacia Estados Unidos, el gobierno federal necesita la autoridad legal para perseguir agresivamente a las organizaciones criminales transnacionales y capos de la droga en sus países de origen”, aseguró a su vez Diane Feinstein, al indicar que el proyecto de ley aprobado “concede la autoridad que necesitan para perseguir a estos criminales”.

Para analistas como Armand Peschard-Svedrup, del Centro de Estudios Estratégicos Internacionales (CSIS), la iniciativa de ley, que aún deberá ser sometida a votación en la Cámara de Representantes, “busca fortalecer los instrumentos del Departamento de Justicia en respuesta a las limitaciones que hay en los diferentes países frente a las complicidades que se desarrollan entre el crimen organizado a nivel internacional. 

“No sólo en estos países y en México, también dentro de Estados Unidos, porque el poder de los cárteles, sobre todo para corromper a instituciones, es bien conocido”, consideró Peschard-Svedrup.

La iniciativa de ley se produce en el contexto de una mayor colaboración de México con Estados Unidos para lograr la recaptura del líder del Cártel de Sinaloa, Joaquín El Chapo Guzmán, y aumentar el número de extraditables desde territorio mexicano.

Apenas el pasado 30 de septiembre el gobierno de México formalizó la extradición de 13 narcotraficantes a Estados Unidos, entre los que se encuentran importantes figuras de los cárteles, como Édgar Valdez Villarreal, conocido como La Barbie, capturado en 2010 y perteneciente a la organización de los Beltrán Leyva, y Jorge Eduardo Costilla Sánchez, alias El Coss, quien lideró el Cártel del Golfo y fue detenido desde 2012.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios