“En relevo del Inai no aceptaremos injerencia”

La comisionada del Instituto Nacional de Transparencia, Patricia Kurczyn, advierte que no permitirán injerencias externas en sucesión; busca fortalecer al instituto y trabajar en el sistema anticorrupción
Patricia Kurczyn, comisionada del Inai. (JUAN CARLOS REYES. EL UNIVERSAL)
26/04/2017
03:20
Alberto Morales
-A +A

[email protected]

La comisionada del Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales, (Inai) Patricia Kurczyn, afirmó que sí está interesada, al igual que sus compañeros, Óscar Guerra, Monterrey Chepov, Francisco Acuña y Joel Salas, en presidir el Instituto una vez que la actual presidenta Ximena Puente termine su periodo el próximo 15 de mayo.

En entrevista, la también investigadora con licencia en el Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, pide tener calma y esperar a que los comisionados definan el proceso a seguir.

“Estoy interesada como lo están los otros cuatro compañeros, los cinco estamos interesados, hemos conversado, pero no hemos dado nuestras cartas, no hemos quedado en hablar al respecto para ver si nos convencemos los unos a los otros”, señaló.

Por ello, hace un llamado a sus compañeros para que el proceso no sea tomado como una competencia electoral para ver quién tiene más votos o es el mejor.

“En un momento determinado, quienes podrían converger las intenciones de todos los demás para poder llevar a cabo una institución como la que queremos todos… A final de cuentas a los siete nos interesa que el barco salga a flote y llegue a buenos puertos”.

Kurczyn Villalobos dijo que trabajará con quien resulte electo en la presidencia porque busca fortalecer al instituto y trabajar en los retos que tienen en puerta: presidir el Sistema Nacional de Transparencia e integrar el Sistema Nacional Anticorrupción.

 

¿Qué argumentos expondría para llegar a ser presidenta y que no haya rupturas?

—No voy a responder, debemos jugar en condiciones de igualdad, todos tenemos fortalezas que aportar y las fortalezas del que no sea presidente se van a aplicar. A los siete nos interesa que el barco salga a flote y llegue a muy buenos puertos.

¿Hay una competencia?

—No tenemos que tomarlo como una competencia electoral, sino quién podría converger las intenciones de todos los demás para llevar a cabo una institución como la que queremos.

¿Qué balance hace del instituto a tres años del nuevo pleno?

—No lo veo como un seguimiento del Instituto Nacional de Transparencia, este antecedente fue bien orientado y sirvió de base del Inai como un órgano completamente nuevo, se le dieron más atribuciones a las que tenía, se amplió el número de sujetos obligados; que se den facultades de atracción como las que tenemos y abarque todos los recursos, habla de una institución completamente nueva.

¿Cómo llegan a la renovación de la presidencia?

—Fortalecidos, con discrepancias en cuanto a criterios jurídicos, a resoluciones, pero no con discrepancias en cuanto al manejo institucional. Los siete hemos trabajado como un buen equipo, pero tenemos que recordar que como es una institución muy grande, la materia federal es muy amplia, hemos hecho una división virtual del trabajo. Pensamos en qué áreas podemos ayudar más, en mi caso yo puedo con los temas de universidades, sindicatos, datos personales, formo parte de las comisiones que ven esos temas.

¿Esas discrepancias en las resoluciones hasta dónde han llegado?

—Son las propias de un órgano colegiado, lo que ocurre en la Suprema Corte de Justicia donde los ministros tienen diferentes criterios y sus resoluciones se toman por mayoría; como las últimas que acabamos de resolver, el caso de los viajes de la Presidencia donde se pedían las bitácoras de vuelo, los ministros tuvieron discusiones muy importantes y no tomaron decisiones unánimes. Igual nosotros, en ocasiones tenemos unanimidad, pero en otras tenemos mayorías.

El 15 de mayo debe haber nuevo presidente, ¿está interesada?

—Estoy interesada como lo están los otros cuatro compañeros, los cinco estamos interesados, hemos conversado, pero no hemos dado nuestras cartas, no hemos quedado en hablar al respecto para ver si nos convencemos los unos a los otros.

¿La elección estará blindada de injerencias externas?

—En el nivel en el que estamos como un órgano colegiado, donde no estamos viendo si tenemos simpatizantes, si me van a dar el voto, porque somos un grupo de siete quienes vamos a decidir, en el que no aceptaremos ninguna recomendación, consejo o injerencias de otros lados, en este contexto nos debemos cuidar mucho de las declaraciones que hagamos para que no haya malas interpretaciones.

¿Si no es electa presidenta apoyará al nuevo presidente?

—Seguiré trabajando desde cualquier lugar con el mismo entusiasmo que tuve desde el primer día de trabajo, con el mismo interés, con los compañeros.

¿La Suprema Corte de Justicia de la Nación le enmendó la plana al Inai en el caso de las bitácoras de vuelos de Presidencia?

—Nos ha hecho observaciones a través de sus resoluciones, nos ha dicho que no hemos pensado algunos temas y tenemos que ser más profundos en ello, tiene toda la razón. Hemos acatado lo que nos ha dicho, nos ha servido de acicate para ponernos más atentos y llevar las resoluciones a fondo.

¿Las deficiencias en la Plataforma Nacional de Transparencia no les dejan mal parados?

—El tema ha quedado a cargo del comisionado Óscar Guerra, porque dentro de la división virtual del funcionamiento del Inai, fue el que pidió que le otorgáramos la confianza para trabajar en estos temas, lo ha hecho con mucho entusiasmo, no tengo los conocimientos tecnológicos para decir qué falla tenemos. Hasta donde sé está funcionando bien, hay algunas notas periodísticas que señalan errores, Óscar ha salido a informar que están equivocadas y las fallas las están revisando.

¿Qué liderazgo necesita el Inai considerando que preside el Sistema Nacional de Transparencia y es parte del Sistema Nacional Anticorrupción?

—En primer lugar, como un Sistema Nacional de Transparencia necesita homologar y seguir trabajando con todos los órganos garantes estatales para que fortalezcamos el tema de transparencia y rendición de cuentas a nivel nacional, con algo muy importante, debemos ser respetuosos de la autonomía de los órganos estatales y la soberanía de los estados, con la ley tenemos injerencia en lo local, por ello debemos apoyar a los órganos garantes para que se les apoye de manera institucional.

Mauricio Merino ha criticado que sus resoluciones están alejadas de los ciudadanos y apegadas al gobierno, ¿les afecta?

—No, definitivamente no, estamos trabajando de manera autónoma. En unos días vamos a tener la actividad llamada Bajo la Lupa, donde se van a revisar dos resoluciones, una en contra de la UNAM y otra contra la UAM, por organizaciones de la sociedad civil. A lo mejor Merino pudo haberse referido a algún tipo de resoluciones, pero puedo asegurar que no recibimos consignas y no trabajamos de esa manera.

¿Los sujetos obligados tendrán toda su información en la plataforma antes del 5 de mayo?

—No lo sé, no estoy segura, de lo que sí estoy segura es que no sería por culpa de la plataforma, tendríamos que ver a los sujetos obligados qué tanto interés pusieron para cumplir.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS