“No busco encarcelar a la gente por textear”

Dice que iniciativa prevé reducir accidentes por usar los celulares; basta con que se revisen los teléfonos con una orden judicial
Juan Manuel Cavazos Balderas, diputado federal del PRI ()
06/03/2017
02:09
Horacio Jiménez y Suzzete Alcántara
-A +A

[email protected]

El diputado federal del PRI, Juan Manuel Cavazos Balderas, impulsor de la ley para sancionar con uno a tres años de cárcel a quienes provoquen daños al conducir alcoholizados o enviar mensajes, asegura que no se necesitan “textímetros” en las calles para comprobar que un ciudadano tuvo un percance por utilizar el teléfono como lo cuestionó el PAN y, en especial, su colega Jorge Triana.

En entrevista con EL UNIVERSAL, Cavazos Balderas dice que basta con que el ciudadano permita que se revise su teléfono celular para comprobar el último momento en que envió un mensaje o hizo una llamada.

Pide a los gobernadores y a los alcaldes que en sus reglamentos de tránsito se permita que los policías viales tengan esta función y revisen los teléfonos celulares de los ciudadanos, no como un asunto de intromisión, sino simplemente para verificar dicha información.

Señala que de manera paralela también se pueden utilizar como pruebas las cámaras y testimonios de las personas que presenciaron el accidente para tener más elementos, o se podrían usar órdenes judiciales para revisar los teléfonos de los ciudadanos y pedirle a las compañías que informen la actividad de los celulares.

La semana antepasada, el diputado Cavazos Balderas cobró notoriedad porque el pleno avaló su propuesta para aumentar las penas por textear al manejar, y conducir en estado de ebriedad, la cual está en el Senado como cámara revisora.

Hoy, afirma que su iniciativa no busca criminalizar a nadie ni meter a la cárcel a los ciudadanos, sino que los conductores sean responsables y conscientes de que si usan su teléfono o conducen en estado inconveniente habrá sanciones graves.

Exige no politizar este tema, cuando se trata de una causa noble, que es prevenir accidentes y salvar vidas.

Por ello, lanzó una campaña a nivel nacional llamada #SiManejoNoTexteo para prevenir percances, debido a las alarmantes cifras que hay, como son más de 16 mil muertes.

Usar el teléfono es la primera causa de orfandad en el país y la número dos de discapacidad permanente.

¿Lanza esta campaña diputado?

—Esta campaña la denominamos: #SiManejoNoTexteo. Ya tenemos años trabajando, iniciamos en Nuevo León y la idea es replicarla a nivel nacional, es muy importante que la población esté enterada de lo que queremos llegar a hacer. Es una campaña de prevención debido a las alarmantes cifras que tenemos. Son más de 16 mil muertes. Es la causa número uno de orfandad, la dos de discapacidad permanente y tenemos que ponernos las pilas, es tan sencillo como voltear a ver lo que hacen otros países y vemos que hay campañas mediáticas durísimas en donde se suma la iniciativa privada, los medios de comunicación, padres de familia y planteles escolares para transmitir esta idea de “#SiManejoNoTexteo”. Si hacemos una unión, sin duda alguna tendremos una cultura vial a la altura de los mexicanos.

¿Cuál es el mecanismo para la penetración de esta campaña?

—Lo que estamos haciendo, es a nivel nacional, en redes de comunicación, en los medios masivos, pero es importante que nuestra población capte el mensaje, no queremos criminalizar ni queremos meter gente a la cárcel, lo que queremos es que sepa que si va con su teléfono en la mano, que si es irresponsable e imprudente a la hora de conducir, hay sanciones graves, este es un agravante a un delito que pueda cometer por esta distracción, como ir alcoholizado o con alguna droga que nuble tus cinco sentidos.

¿Cómo queremos llegarle a la gente? Que sepan que puedan ocasionar un accidente y que si lo ocasionan por esta imprudencia, hay un agravante de la pena y amerita sanción corporal, es decir, van a la cárcel, queremos que se sepa en todo México, porque tenemos un lugar no digno para los mexicanos: estamos dentro de los primeros 10 países con más accidentes viales. Podemos hacer mucho y necesitamos empezar con un marco jurídico sólido que avale este tipo de prevención.

Jorge Triana decía que hay alcoholímetros para detener a los que van ebrios, pero no hay textímetros, ¿cómo comprobar que alguien utilizó su teléfono mientras conducía?

— No hay textímetros en México, pero en otros lados del mundo ya los hay y aparte no necesitamos un textímetro, así como también existen muchas pruebas, no nada más el alcoholímetro, existe la que contempla nuestro sistema judicial, la confesional, las cámaras de video. Uno puede revisar el mismo celular, no necesitas un textímetro porque esa idea se me hace sólo por dar de qué hablar, pero con el mismo teléfono de la persona uno puede revisar a qué hora recibió la llamada, a qué hora mandó el texto, las compañías telefónicas, con una orden judicial podrían proporcionar esta información sí así lo adecuamos en nuestro sistema judicial, es decir, es muy evidente cuando una persona va distraída al volante, va zigzagueando, lo ven las demás personas, va más lento, se detienen cuando el semáforo está en verde, se sale de su carril, o sea hay muchas formas de comprobarlo y creo yo que no debemos politizar este tema, cuando vemos que la causa es noble, y la causa es simple y sencillamente prevenir accidentes y salvar vidas.

¿Presentará una siguiente iniciativa para obligar que les revisen su celular después de un accidente?

—Esta campaña que hemos estructurado, no sólo corresponde al tema penal, tenemos que hacer conciencia, campañas de concientización sobre cultura vial, va a acompañado de otro paquete de iniciativas como lo hicimos en Nuevo León. También tiene una pena para retirar y no poder volver a sacar la licencia de conducir, por ejemplo, y lo que pretendemos es generar una serie de iniciativas, un marco sólido en donde podamos ver mecanismos para poder probar, para que la gente tome conciencia, ¿qué se necesita? Si una persona se presta para soplarle a un alcoholímetro, por qué no se puede prestar para que delante de ti se vea a qué hora recibiste o enviaste tu último mensaje de texto, si nos prestamos a soplarle a un aparato por qué no le prestamos el celular a una autoridad.

Quiero dejar algo muy claro, en nuestro sistema existe la presunción de inocencia, uno es inocente hasta que se le demuestre lo contrario, entonces, que la gente no se preocupe… es decir, sí ya cometió un delito y está probado y amerita sanción corporal, entonces la autoridad en el juicio deberá probar que venía alcoholizado o usando el teléfono, no porque un tránsito diga, cuándo se ha visto que un tránsito aplique el Cogido Penal Federal. El tema que traen ahí algunos amigos del PAN, porque quiero recalcar que hubo voto dividido en el blanquiazul ellos creen que estamos tipificando algo nuevo, cuando no es así.

Entonces ¿presentará una iniciativa para que los policías puedan revisar los teléfonos?

— No tenemos la facultad para decirle a un agente de tránsito municipal que pueda revisar un teléfono celular, en nuestra trinchera como diputado nos corresponde presentar iniciativas para modificar una ley federal, que en este caso fue lo que hicimos en el Código Penal Federal, creo que por el momento no es necesario; sin embargo, sí replicar la idea para que los ayuntamientos, ahora sí, en sus reglamentos de tránsito, donde existen multas por usar el teléfono, donde ya existen multas por manejar alcoholizado, ahí sí podemos aplicar alguna de éstas medidas.

¿Qué llamado haría?

—El llamado específico que hago es que repliquemos esta idea a nivel estatal y municipal y que los ayuntamientos en sus cabildos reglamenten en sus leyes de tránsito medidas para facultar a la autoridad y decirle a la población: si uno va con el teléfono en la mano hay sanción y grave, no me quiero meter en los derechos de las personas, no me quiero meter en la intimidad de los mensajes, pero sí, por medio de las cámaras, de testimoniales y confesionales, incluso si existe un delito, por medio de una orden, como puede ser un juez local o federal, que la compañía telefónica proporcione esta prueba como el uso del celular.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS